El arzobispo se une a manifestación de los inmigrantes contra la deportación del programa federal


31 de enero 2012

SAN FRANCISCO – Cientos de inmigrantes y sus partidarios se unió el arzobispo George Niederauer en la Catedral de Santa María el 28 de enero para demostrar su oposición a Comunidades Seguras, un programa federal que ha resultado en la deportación de más de 60.000 residentes indocumentados de California en el últimos dos años.

Siete de cada 10 de esos 60 mil no fueron condenados o detenidos por un delito menor, como la venta de alimentos sin permiso, de acuerdo con el sitio web del asambleísta Tom Ammiano, un católico legislación que permita la introducción de las ciudades y condados en California para optar por del programa.Niederauer ha aprobado la propuesta.

En la actualidad, participan la policía y los departamentos de sheriff enviar las huellas dactilares de todos los detenidos al Servicio de Inmigración de EE.UU. y la agencia de Aduanas para la verificación del estatus migratorio, por lo general, mientras que la persona todavía está en prisión preventiva. Los que no sean indocumentados se llevan a cabo durante un máximo de dos días en las cárceles locales hasta que ICE los recoge de la detención y posible deportación.

“No podemos quedarnos de brazos cruzados mientras nuestras familias están destrozadas por las políticas de inmigración injustas”, dijo el Arzobispo de la multitud, que incluyó más de 50 sacerdotes y religiosas. “Es importante que sigamos trabajando juntos para acabar con S-Comm” y para garantizar un “sistema de inmigración humana.”

Comunidades Seguras fue introducido por la administración del presidente George W. Bush ‘s en 2008 y se amplió considerablemente bajo la presidencia de Barack Obama. Casi 1.600 jurisdicciones en 44 estados participan en el programa, y ​​el ICE, una agencia del Departamento de Seguridad Nacional, dice que planea tener el programa activo en todas las jurisdicciones para el año 2013.

Sin embargo, los opositores dicen, Comunidades Seguras no garantizar la seguridad, ya que no se dirige ni a autores de delitos graves. Por el contrario, aumenta el temor entre los inmigrantes y les impide denunciar los delitos o ayudar a hacer cumplir la ley con las investigaciones criminales.

Fátima, madre de tres niños que vive en Estados Unidos por 11 años sin documentos de inmigración dijo que ha estado muy ansioso porque su marido fue arrestado y deportado en Comunidades Seguras.

“Me temo que alguien me va a quitar, también”, dijo Fátima, que no quiso dar su apellido por temor a la deportación. “¿Qué pasará con mis hijos?”

De acuerdo con un estudio exhaustivo sobre Comunidades Seguras por el Presidente del Tribunal Supremo Earl Warren Instituto de Derecho y Políticas Sociales en la Universidad de California en Berkeley School of Law, 39 por ciento de los detenidos a través de Comunidades Seguras tiene un cónyuge o hijo que sea ciudadano de los EE.UU.. Alrededor de 88.000 familias con miembros que son ciudadanos de EE.UU. se han visto afectados por el programa.

  • Los latinos constituyen el 93 por ciento de los detenidos a través de Comunidades Seguras, aunque sólo son el 77 por ciento de los indocumentados población de los EE.UU.;
  • Sólo el 52 por ciento de las personas detenidas a través de Comunidades Seguras están programados para tener una audiencia ante un juez de inmigración;
  • Dos por ciento de los no ciudadanos detenidos a través de Comunidades Seguras se concede el alivio de la deportación por un juez de inmigración, en comparación con el 14 por ciento de los encuestados la corte de inmigración que se concede el alivio;
  • Alrededor de 3.600 ciudadanos de los EE.UU. han sido arrestados por el ICE a través del programa de Comunidades Seguras.

A pesar de Comunidades Seguras es un programa nacional, el mayor número de deportaciones ha venido de California. Esta realidad está impulsando acciones en numerosos grupos comunitarios que también se están detrás de Bill Ammiano.

“Nuestra gente está enojada”, dijo el padre. Moisés Agudo, Vicario para hablar español en la Arquidiócesis de San Francisco, donde el 41 por ciento de los miembros son latinos. “Ellos pagan impuestos, cocinar y limpiar para las familias estadounidenses, y son invisibles.”

“Hasta que no tengamos la reforma nacional, tomaremos las medidas aquí en California”, dijo Sergio Gómez, de St. Paul de la Iglesia Católica naufragio de San Francisco. “Vamos a ser una voz profética para el cambio.”

Ammiano sonaba un estribillo similares para hacer frente a la multitud congregada en la catedral.

“Estamos en la encrucijada de la reforma migratoria”, dijo. “Es una cuestión de justicia social. Juntos podemos hacer esto. Si, Se Puede . ”

http://ncronline.org/news/immigration-and-church/archbishop-joins-immigrants-rally-against-federal-deportation-program

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: