Un sacerdote británico (católico)condenado a 22 años de cárcel por abuso de menores


09/03/201

EFE / Londres

Un sacerdote británico de la Iglesia católica fue condenado este viernes a 22 años de prisión por haber abusado sexualmente de ocho menores entre 1975 y 1993 en tres localidades cercanas a Birmingham (centro de Inglaterra).

El párroco, Alexander Bede Walsh, de 58 años, fue arrestado en 2006 por la policía británica después de que dos de sus víctimas denunciaran que sufrieron abusos sexuales durante su infancia en la ciudad de Coventry.

Tras estas denuncias, otras seis víctimas acusaron también al sacerdote, que finalmente fue encausado por dos delitos sexuales graves y 19 cargos por agresión sexual contra chicos de entre 8 y 16 años de edad.

Walsh cometió estos delitos entre 1975 y 1993, período durante el que trabajó en parroquias, orfanatos e internados de varias localidades del centro de Inglaterra.

Según el juez Glenn, encargado del caso, el sacerdote se aprovechó de su «estatus de respeto» para explotar a sus víctimas de manera «sistemática y depredadora».

«Tu falta de vergüenza describe tu actitud respecto a estos delitos, no has mostrado remordimientos en ningún momento. Utilizaste el nombre de Dios y manipulaste sus enseñanzas para tus propios intereses», le dijo el juez al pederasta.

Aunque de momento solo se conocen los caso de ocho víctimas, que tuvieron que relatar en el juicio las agresiones del sacerdote, la policía británica cree que aún hay más afectados que no han salido a la luz.

Tras dictarse la sentencia, el arzobispo de la Iglesia católica en Birmingham, Bernard Longley, emitió un comunicado para mostrar «su horror y consternación» al conocer estos abusos.

«Son crímenes horribles y lo primero que quiero hacer es expresar mi profunda vergüenza por lo que ha pasado. Se trata del mayor abuso de confianza. Quiero expresar mi profundo dolor y arrepentimiento a cada una de las víctimas y sus familias que confiaron en el padre Walsh como párroco», dijo en ese comunicado.

Esta misma semana, dos sacerdotes anglicanos retirados fueron detenidos en el sur de Inglaterra por supuestos abusos sexuales a niños y jóvenes entre las décadas de los 60 y los 80.

Gordon Rideout, de 73 años, es sospechoso de agredir sexualmente a nueve jóvenes y niños entre 1965 y 1972, mientras que Robert Coles, de 70 años, es sospechoso del abuso de tres menores entre finales de la década de los pasados años 70 y 80.

http://www.canarias7.es/articulo.cfm?Id=252753

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: