Cincuenta años cargados de recuerdos. El Congreso Continental de Teología vuelve a leer la realidad a la luz del Concilio Vaticano II [artículo]


José Guadalupe Sánchez Suárez
Centro de Estudios Ecuménicos / Observatorio Eclesial São Leopoldo
Adital

Nos recuerda el poeta uruguayo Eduardo Galeano que ‘recordar’ es más que rememorar, es más profundamente volver a pasar por el corazón. Esto es lo que está pasando en el aún joven desenvolvimiento del Congreso Continental de Teología: 50 años de caminar eclesial han pasado de un jalón por los corazones de las y los más de setecientos congresistas, cargándolos de gozos y esperanzas tanto como de angustias y tristezas, las que movieron a las iglesias católicas a abrirse al mundo aquella primavera de principios de los sesenta, pero también las que provocaron años después en el corazón de la iglesia latinoamericana el despertar de liberación frente a la opresión y la injusticia; y, digamos, también las que hoy nos convocan por cuatro días en Sao Leopoldo, Brasil, y urgen de nueva cuenta una respuesta de las iglesias latinoamericanas y caribeñas frente a un inesperado y catastrófico escenario mundial, donde se ha entronizado la exclusión y la explotación de la humanidad por la humanidad misma, colocándonos al borde de la destrucción global. Tras día y horas de iniciado el congreso, hay un alboroto creciente entre tan animosos y animosas participantes. Al calor primaveral del sur del continente se suma el calor humano de la congregación, su colorido, su ruidosidad. Definitivamente ésta no es una iglesia callada frente a la violencia sistémica que nos asola. Entre la espada (del poder económico mundial) y la pared (de la institución eclesiástica) ha levantado la voz para denunciar la voracidad de los poderosos y anunciar que otro mundo es posible, necesario y urgente. Con esta voz, en aumento, dice que la teología latinoamericana sigue viva pues más viva que nunca está la pobreza y la necesidad de liberación; y para angustia de las jerarquías vaticanas y latinoamericanas, estas voces del congreso, como el barullo de los pájaros que nos despiertan por la mañana, dicen también que no son de una sola teología de liberación, sino de muchas teologías que se han ido gestando, reinventando frente a la involución eclesial y la crisis del mundo, naciendo de las prácticas de muchas mujeres y hombres comprometidas con la justicia en nuestro continente y el mundo. Y ahora se han congregado muchas, aunque no todas ellas.

Vivida la primera de cuatro etapas programadas, la de las interpelaciones y preguntas que el mundo actual hace a las teologías de liberación, se han anticipado importantes aportes, múltiples acercamientos y lecturas de la realidad, certeras interpretaciones de las causas económicas de la debacle mundial. No se había dado antes un encuentro de tan amplia confluencia y representatividad, donde se han congregado quienes vivieron la experiencia conciliar, con quienes la continuaron con creatividad en América Latina y quienes en la actualidad la mantienen viva. Resulta alentador descubrir la presencia de muchas y muchos jóvenes que a tantas décadas de distancia se encuentran contagiados de las ideas conciliares y mejor aún, contagian a la teología de la liberación de nuevas fuerzas, expresiones, intenciones. A excepción de Gustavo Gutiérrez, Pilar Aquino e Ivone Gebara, ausentes por circunstancias diversas ajenas a sus voluntades, se han congregado todas y todos los considerados máximos representantes de las teologías de liberación en América Latina: Leonardo Boff, Pedro Trigo, Jon Sobrino, Elsa Tamez, María Clara Bingemer, Víctor Codina, Jung Mo Sung, Pablo Richard, Paulo Suess, Maricarmen Bracamontes, José Oscar Beozzo, Chico Whitaker, Carlos Mesters, Eleazar López, José María Vigil, Joao Batista Libanio… Así como teólogos europeos y norteamericanos: Andrés Torres Queiruga, Juan Carlos Scanonne, Peter Phan entre otros y otras, y más que irán llegando y que conviven e intercambian pensamiento con las nuevas generaciones de teólogos y teólogas de hoy. Es de este diálogo intergeneracional e intergénero que fecundan las teologías de la liberación, se abren paso entre la madeja de pensamientos sociales y científicos contemporáneos y postmodernos y nos ofrecen un colorido e inacabado tejido de propuestas cristianas presentes en el Congreso Continental de Teología y todo el continente latinoamericano y caribeño. Es temprano aún para hacer una valoración de este importante acontecimiento, pero sí podemos decir que el ánimo crece, al igual que las expectativas, y el ambiente refleja iglesias vivas en medio del desaliento de muchos y muchas; definitivamente es, en palabras de Pedro Trigo, un momento de gracia, kairós evangélico, signo de esperanza para la praxis de liberación y las teologías que nacen de ella, oportunidad para que el mundo crea y la iglesia no eluda más su compromiso por un mundo justo junto a tantas y tantos que, desde la misma o diversas fes religiosas o sin ellas, creen poder arreglar el mundo (Andrés Torres Queiruga), lograr aquí y ahora el otro mundo posible. Podríamos afirmar sin equivocarnos mucho, que el espíritu ecuménico del Concilio Vaticano Segundo se está derramando en la asamblea, no sólo por la oración abierta y diversa de cada día, sino sobre todo por la presencia de diversas confesiones cristianas, de movimientos y organizaciones sociales junto a sacerdotes, religiosas, laicos y lacias católicas, por la actitud de escucha, diálogo y apertura que se respira, también por la forma como enfrentamos el miedo y nuestras diferencias, y sin embargo permanecemos juntas y juntos. El día tres del Congreso nos recibió con una espesa niebla que lejos de alimentar nuestras incertidumbres, repara nuestros cuerpos, refresca nuestras mentes, nos pone alerta pues falta aún camino por recorrer, lo mejor está aún por venir para este encuentro, para nuestras iglesias, para todas las personas de buena voluntad.

Brasil, 9 de octubre de 2012.

 

 

http://www.adital.com.br/site/noticia.asp?lang=ES&cod=71167

Honor a la teología hecha por mujeres


Carlos Ayala Ramírez
Director de Radio Ysuca
Adital

09/10/2012

Después de 833 años, la Iglesia católica otorgó el título de Doctora de la Iglesia Universal a la religiosa alemana Hildegard von Bingen, quien vivió en el siglo XII. En ese momento, como en otros, la historia que se enseñaba y se escribía en libros y memorias se fijaba, sobre todo, en figuras masculinas. Se daba por supuesto que el sujeto que hacía teología era siempre un sacerdote; por lo tanto, un varón. Pero los cimientos ocultos de esa civilización reposaban, en lo esencial, sobre mujeres que fueron grandes cristianas, llenas de inteligencia y de virtudes. Es el caso de Hildegard.

En una solemne ceremonia, el domingo 7 de octubre, en la plaza de San Pedro, Benedicto XVI proclamó doctores de la Iglesia a san Juan de Ávila, sacerdote diocesano, y a santa Hildegard von Bingen (1098-1179), monja profesa de la Orden de San Benito. Hildegard es la cuarta mujer que recibe el título de Doctora de la Iglesia. La precedieron Catalina de Siena, Teresa de Jesús y Teresita del Niño Jesús. Después de Evangelista y Apóstol, el título más exclusivo que se concede es el de Doctor de la Iglesia. Doctor, que etimológicamente quiere decir «el que enseña» o «el enseñante», es un título que dentro de la Iglesia y con carácter universal solo se había aplicado hasta ahora a 33 cristianos, a los que se suman estos dos nuevos doctores. En toda la historia del cristianismo han recibido este honor 31 hombres y solo 4 mujeres. Entre los nombres más conocidos se encuentran Agustín de Hipona, Jerónimo, Tomás de Aquino, Juan Crisóstomo, Buenaventura, Francisco de Sales y Antonio de Padua.

Hildegard von Bingen es considerada una de las mujeres más extraordinarias de la Edad Media. Fue compositora, poeta, naturalista, fundadora de conventos, teóloga, predicadora, taumaturga y exorcista; desveló los secretos de la Creación y la Redención, y la relación entre todas las obras creadas. Dio guías de conducta para alcanzar la vida eterna y se ocupó del funcionamiento del cuerpo humano, sus enfermedades y remedios. Fue una mujer que se escribía con emperadores, reyes y nobles, la primera que predicó en público y la primera abadesa de un convento independiente de monjas. Todo ello no fue fácil en un contexto donde el derecho eclesiástico confirmaba el sometimiento de la mujer al varón por razones naturales y donde la mujer se mantenía excluida de todos los ministerios eclesiásticos. Más difícil todavía si consideramos que el contenido de su predicación giró en torno a la redención, la conversión y la reforma del clero, criticando fuertemente la corrupción eclesiástica.

Sin embargo, no hay que olvidar que en ese período los monasterios fueron semilleros de donde salieron mujeres que ocupan un lugar eminente en la historia cultural medieval. Allí se les proporcionó a las solteras y a las viudas de la nobleza tanto el espacio como las posibilidades de acción que la sociedad les negaba; encontraron posibilidades de educación y una nueva afirmación femenina. De esta forma, unas pocas monjas, como Hildegard, Brígida de Suecia, Catalina de Siena y más tarde Teresa de Ávila, tomaron parte activa en la política de la Iglesia; de hecho, gozaron de una autoridad carismática sin precedentes. En el terreno de la mística, las mujeres mostraron mayor imaginación y creatividad que los hombres. El misticismo, entendido como la experiencia directa e intuitiva de la unión con la presencia divina, fue considerado por muchos como una alternativa espiritual frente a los dogmatismos, formalismos y autoritarismos propios de la época. Esto explica, en parte, el hecho de que su aparición estuvo acompañada por conflictos con la Iglesia oficial católico-romana, que temía perder el monopolio en la administración de la Palabra y el sacramento.

Desde su experiencia mística, Hildegard predicó en iglesias y abadías sobre los temas que más urgían a la Iglesia: la corrupción del clero y el avance de los cátaros (movimiento crítico al sistema romano que adoptó como programa la predicación laica y la pobreza apostólica). En uno de sus viajes, cuando visitó Colonia para predicar contra los cátaros, recriminó con dureza la vida disoluta que llevaban los mismos canónigos y los clérigos, la falta de piedad de estos y del pueblo cristiano en general. Fue la única mujer a quien la Iglesia permitió predicar al pueblo y al clero en templos y plazas. Sus amonestaciones fueron comparadas con el mensaje crítico de los antiguos profetas.

La proclamación de Hildegard como la cuarta doctora de la Iglesia nos ha hecho pensar de nuevo en la presencia de la mujer en el quehacer teológico. O, dicho de otro modo, en una teología hecha por mujeres. Hoy día encontramos —sin ser suficientemente valorados por la autoridad eclesiástica— diferentes ámbitos en los que las mujeres viven su fe y realizan su tarea teológica.

El primero es el ámbito de la convivencia, de la transmisión oral, del compartir la vida. Se trata de una reflexión sapiencial que brota de la existencia. Muchas mujeres dotadas de una intuición especial son capaces de aconsejar, de intuir dificultades, de animar, de proponer salidas a los problemas y de confirmar la fe de muchos.

Otro ámbito ocupado mayoritariamente por las mujeres es el de la catequesis. Son las catequistas las encargadas de la iniciación cristiana en niños y jóvenes. A veces, sus enseñanzas repiten en buena medida lo aprendido en su propia infancia. Pero hay también quienes transmiten un cristianismo de seguimiento a Jesús de Nazaret, de lucha por la justicia, de valoración de la vida.

Un tercer ámbito es la labor de las religiosas en los pueblos y barrios. Desde su fe compartida han mostrado la imagen de un Dios comprometido con la liberación de los pobres, de una María de Nazaret próxima a los problemas de las mujeres, de un Jesús compasivo en el sufrimiento humano.

El cuarto ámbito de la teología hecha por mujeres (teología feminista) está referido a las que ejercen el ministerio teológico en institutos y facultades de teología. Su talante se ha mostrado más sensible a los misterios de la gracia que al misterio de la creación, más al misterio de la redención y de la bondad humanitaria de Dios que a su omnipotencia, sabiduría y justicia.

En suma, este honor a Hildegard, presencia femenina activa, fecunda y creativa de su tiempo, debe ayudarnos (especialmente, a la Iglesia jerárquica) a elaborar una teología realmente católica, es decir, que dé cabida a las experiencias de todos los miembros de la Iglesia: mujeres, y hombres, laicos y clérigos.

 

http://www.adital.com.br/site/noticia.asp?lang=ES&cod=71158

 

La Hermana Simone Campbell: Las Religiosas en el Bus, en oposición a los recortes presupuestarios Ryan / Republicano ien programas de ayuda a pobres


 Ve tú, Hermana! Estamos con ustedes. Esperemos que las ofertas del debate de mañana de noche sea el agujero en el corazón moral de Estados Unidos este presupuesto crearía! Jesús dijo: «Todo lo que hagáis al más pequeño de mis hermanos y hermanas, a mi me lo haces.» (Mateo 25)
Bridget María Meehan, arcwp, www.arcwp.org


DESPUES DE LA ORDENACIÓN DE JENNIFER O’MALLEY, UNA CHICANA ESPERA QUE ELLA SERÁ LA SIGUIENTE.


 NBC News Latino

http://nbclatino.com/2012/10/09/a-chicana-is-hopeful-for-catholic-women-priests/

por  , @ kristinapuga

17:22 en 10/09/2012
«El 6 de octubre, Jennifer O’Malley fue ordenada como sacerdote católica en Los Ángeles como parte del Movimiento de Mujeres Presbiteras  católica., De 40 años de edad, es la primera mujer presbitera para servir en el área de Los Ángeles como parte de este Movimiento desafiando la tradicional doctrina católica romana del Vaticano que no reconoce a las mujeres en el sacerdocio. 
«Es un momento muy emocionante para mí para empezar un viaje con personas que han sido excluidas de nuestras parroquias tradicionales», afirma O’Malley. «Es un emocionante momento en que la Iglesia tiene las voces de las mujeres en posiciones de liderazgo. » 
Es sin duda emocionante para Rosa Manríquez , una chicana de Los Ángeles, que también está trabajando para convertirse en una presbitera ordenada. Durante años, ha escuchado las historias de otras mujeres que quieren  ser ordenadas, y ella dice que todo parece un sonido. Según Roman Catholic Womenpriests , hay aproximadamente 130 mujeres en todo el mundo católico romano – cerca de 100 de los cuales están en los EE.UU. -. que tienen este fuerte deseo. 
«Todas han sentido un fuerte llamado desde una edad temprana, y una frustración por no ser capaz de hacerlo «, dijo Manríquez quien se ha tratado de diferentes profesiones a lo largo de su vida, pero siempre ha sentido una vocación insaciable de ser presbitera. 
Ella dice que la ordenación de O’Malley es un gran paso adelante. Recibió el apoyo de miembros de la Iglesia, la familia y amigos -.. mostrando cada vez  más católicosque se encuentran a bordo con el Womenpriest Movimiento Sin embargo, Manríquez dice que todavía hay esperar al Vaticano…
«Su ordenación es válida, pero ilícita» dice Manríquez . «Es como si usted no recibió el permiso de sus padres para casarse, pero usted todavía está casado. Incluso si la iglesia no quiere reconocerlo, sigue siendo válido.» » 
Manríquez dice que aunque O ‘ Malley fue ordenada por un obispo que fue ordenado por un cardenal u obispo, según la ley del Vaticano, O’Malley se considera excomulgada, al igual que todos los que tomaron parte en la ceremonia. Ella dice que esto significa que posiblemente se le niegue la comunión, dependiendo de dónde se encuentre. 
«Sé que ha habido por lo menos un caso en que una mujer a quien se negó a ser enterrada en una ceremonia católica, pero yo no estoy pensando en quedar sepultada en un católico cementerio de todos modos «, dijo Manríquez. «Creo que eso sería lo peor, o negarse a bautizar a un niño – cosas pequeñas -., Pero a la larga, creo que las cosas van a salir bien al final» 
O’Malley dice que es un poco doloroso ser excomulgada, y ella piensa que es un paso crucial. 
«Esto no me deja otra opción que romper una ley injusta …», afirma O’Malley. «Estoy dispuesta a aceptar las consecuencias con la esperanza de que los demás que vienen atrás no tengan que tener estas consecuencias,  la iglesia va a cambiar e incluir la voz de las mujeres». 
Manriquez no se queda atrás. Ella es sólo cinco clases lejos de completar su maestría en teología – una de las condiciones antes de convertirse en una ordenada presbitera, y ella dice que se siente optimista en este momento interesante y constructivo para dar a las mujeres católicas, como O’Malley, con el deseo innato de ser presbitera. 
«Creo que la Iglesia del futuro va a perseverar», dijo Manríquez.»Creo que va a ser más inclusiva, con más hambre para el conocimiento de Jesucristo. La Diferencia no está mal –  puede ser muy buena «.

Indignación mundial por atentado contra niña paquistaní que se enfrentó al Talibán


10 octubre 2012

11:45 AM ET

ISLAMABAD, Pakistán (CNN) — Quizá fueron los rezos de una nación conmocionada, quizá fue su propio espíritu indomable. Pero Malala Yousufzai, la joven estudiante de 14 años que fue atacada a tiros por el Talibán por publicar en un blog en el que los criticaba, se recupera lentamente del ataque que casi le quita la vida.

Los doctores removieron con éxito una bala alojada en su cuello luego de tres horas de cirugía, y dijeron que su condición ya no era crítica. «Inshallah (si Dios quiere), sobrevivirá», dijo el doctor Mumtaz Ali, un neurocirujano que atendió a Malala junto con otros tres colegas.

Pakistán es un país donde se registran ataques extremistas con regularidad, pero el ataque de este martes por la mañana, causó una conmoción sin precedente.

Militantes talibanes detuvieron una camioneta escolar donde se encontraba Malala y otras niñas que iban a casa desde la escuela en el valle de Swat. ¿Quién es Malala Yousufzai?, preguntó uno de ellos en Pashtun. Cuando las niñas apuntaron a Malala, los hombres abrieron fuego. Las balas dieron en las tres niñas, pero en dos de ellas las heridas no son de gravedad.

El jefe del Ejército paquistaní, el general Ashfaq Parvez Kayani, la visitó en el hospital desde donde emitió un simple mensaje: «Nos negamos a ceder ante el terror».

El ministro principal de Punjad dijo que pagará los costos del tratamiento de Malala, a quien llamó “la hija de Pakistán”. El director de PIA, la aerolínea nacional, dijo que puso un avión a disposición para llevar a Malala “a cualquier parte del mundo si es necesario” para tratamiento.

Y dos neurocirujanos, uno de Estados Unidos y otro de Reino Unido, se han ofrecido a viajar a Pakistán si es necesario, según el Ministerio del Interior.

A través del país y alrededor del mundo, los paquistaníes, heridos y enojados, oran. Malala es lo que el Talibán nunca será”, afirma Murtaza Haider, decano asociado de investigación y programas de posgrado en la Escuela de Administración Ted Rogers de la Universidad Ryerson de Toronto, en un artículo de opinión publicado en el diario Dawn.

«Ella es valiente, inteligente, elocuente, y una joven musulmana que es la cara de Pakistán y la esperanza de una nación vacilante que ya no puede proteger a sus hijas».

Malala ganó el primer Premio Nacional de la Paz de Pakistán. El primer ministro Yusuf Raza Gilani anunció el premio en noviembre, acompañado de una dotación de 500,000 rupias. Pidió al gabinete pakistaní reconocer con el premio nacional cada año a menores de 18 años que contribuyan a la paz y la educación en el país.

Los talibanes ya han reivindicado el atentado contra la vida de Malala. En respuesta a los informes de que había sobrevivido al ataque, un portavoz de los talibanes paquistaníes dijo: «La próxima vez no sobrevivirá. Con seguridad, la mataremos».

AMCOLOMBIA. MADRES COMUNITARIAS, BUENAS NOTICIAS: Tenemos Derecho a Tener Derecho.


 
INFORMATIVO 14_09_2012
 
La lucha histórica de las Madres Comunitarias, contra todas las formas de discriminación y desigualdades es una expresión política permanente
Siriri
La Corte Constitucional le ordenó al Estado que se le tendrá que pagar un salario mínimo legal vigente a las madres comunitarias que trabajen de tiempo completo del Programa de Hogares Comunitarios de Bienestar.
En este sentido instó a la Presidenta de la Comisión Legal para la Equidad de la Mujer del Congreso de la República, la Alta Consejera Presidencial para la Equidad de la Mujer, el Ministerio de Hacienda, elDepartamento Nacional de Planeación, a Mesa Nacional de las Organizaciones de Madres Comunitarias y representantes de las Asociaciones de Padres de Familia y Organizaciones Comunitarias queparticipan en el Programa.
“Otorgar una retribución económica inferior al salario mínimo legal a una alternativa laboral que consiste en desarrollar actividades asociadas tradicionalmente el sexo femenino implica, no sólo abstenerse de cambiar, sino reforzar el patrón sociocultural según el cual estas  tareas tienen poco o ningún valor económico y social y en todo caso  merecen un pago menor que aquellas que históricamente se han ligado a los hombres”, precisa el fallo de la Corte.

La decisión se tomó en el marco del fallo emitido por la Corte Constitucional que le ordenó al Instituto de Bienestar Familiar reintegrar a una madre comunitaria que fue víctima de un persecución por parte del organismo por el hecho de ser portadora de VIH positivo.

El alto tribunal considero que la mujer fue objeto de discriminación  laboral al no permitírsele seguir ejerciendo sus funciones al cerrarle comunitario donde trabaja en la ciudad de Cali.

Recibimos con gran alegría esta decisión de la Corte Constitucional y nos abrazamos para que nuestras luchas sigan avanzando en lo deseado
Nota:
LA información Recibida proviene Mesa Nacional de las Organizaciones de Madres Comunitarias.
Tenemos Derecho a Tener Derecho.
 

Archivos adjuntos

Tenemos Derecho a Tener Derecho..docx

Descargar todo

INVITACION SAN ISIDRO – ARGENTINA: ANDRÉS TORRES QUEIRUGA


Imagen

COLOMBIA: LA HISTORIA QUE NO NOS CONTARON


I Muestra de cine documental y de DDHH
Documental sobre la muerte de José Antequera y demás militantes de la Unión Patriótica
Comentarista: Pablo Emilio Angarita
Biblioteca Pública Piloto
Lunes, 29 de octubre
6:00 PM
Auditorio del edificio Torre de la Memoria
ENTRADA LIBRE

Archivos adjuntos

LA HISTORIA QUE NO NOS CONTARON

Descargar todo

Teologías Indígenas en las Iglesias Cristianas – Congreso Continental de Teología


¿Podemos los indígenas ganar en ellas el lugar que merecemos?

Cuando en el relato del Nican Mopohua, la Virgen de Guadalupe envía al indio Juan Diego a entrevistarse con el primer obispo de México, Juan de Zumárraga, -que ya se había aposentado en la antigua capital azteca convertido, después de la conquista, en sede del poder colonial-, la reacción inmediata de Juan Diego fue: “¡Señora y Niña mía, me mandas a un lugar donde no ando y no paro!” (Nican Mopohua).  Por Eleazar Lopez

Descargar

 

http://amerindiaenlared.org/biblioteca/3009/teologias-indigenas-en-las-iglesias-cristianas–congreso-continental-de-teologia/

Hermenéuticas Cristinas, mirando el futuro


Al finalizar el encuentro y celebración del día hoy martes queremos compartir con ustedes varias noticas noticias, por un lado informarles que se han actualizado las fotos de el Congreso, en la galería podrá encontrar todas las fotos de las ultimáis actividades.  También queremos comunicarles que a partir de mañana podrá encontrar videos de las primeras conferencias y momentos de espiritualidad, dentro de la misma galería.

También se han subido el trabajo de Eleazar Lopez «Teologías Indígenas en las Iglesias Cristianas ¿Podemos los indígenas ganar en ellas el lugar que merecemos? y por otro un esquema de la interesante presentación realizada por Víctor Codina. Los encuentra en nuestra biblioteca.

Por otro queremos compartir algunos ecos de la jornada de hoy, los mismos pensamientos, frases e ideas que han ido naciendo en el días de hoy. En este caso nos ilumina una de las tantas jóvenes mujeres participantes al Congreso Ximena Méndez:

» Luego del momento de espiritualidad Víctor Codina nos recuerda que Jesús de Nazaret  es quien nos acompaña en la tarea de discernir por dónde está el del Espíritu. Es Jesús quien pregunta al otro qué le pasa. Mons. Romero escucha al pueblo, no predica con un “chaparrón  litúrgico”

Andrés Torres Queiruga dice: “La única forma de ser modesto es presentar la propia perspectiva” Nos invita a unificar las perspectivas. Hay  que ofrecer matices, ninguna religión es perfecta, solo la de Jesús. Dios es amor. Nos esta apoyando hacia el bien y felicidad. Jesús llama a una iglesia ultra democrática.

Taller de sujetos emergentes. Elsa Tames. Reconocer la autonomía de los sujetos. Todos somos centro, salir del unicentrismo al pluricentrismo con interdependencia e inter -relacionalidad.

Gustavo Gutierrez dice: “La pobreza no es una desgracia, es una injusticia”, “No hay nadie insignificante para Dios, si para nuestra persona”.  “La opción por los pobres no es un tema, es EL tema”. “La escritura es el alma de la teología” “Cómo hablar del Dios de la vida en una realidad de muerte”.”La resurrección no es un milagro, es la reafirmación de la vida, la pobreza va contra ese don”. “Diversidades Teológicas que tienen sus aciertos propios. El diálogo con ellas es muy importante” “Mateo 5: Felices los pobres porque… Mateo 25: …han dado pan” “Cuando damos razón de nuestra esperanza estamos haciendo Teología” “La utopía tiene más de la esperanza…el sufrimiento del mundo es inaceptable” »

Les recomendados también visitar la Página de IHU (http://www.ihu.unisinos.br./  ) así como su facebook (https://www.facebook.com/InstitutoHumanitasUnisinos?fref=ts  ) y la pagina del Observatorio Eclesial de México (  http://www.observatorioeclesial.org.mx/  ).

http://amerindiaenlared.org/noticia/211/hermeneuticas-cristinas-mirando-el-futuro/

Anteriores Entradas antiguas

A %d blogueros les gusta esto: