La Pan-amazonía eleva su grito ante la CIDH


4 experiencias de defensa del territorio amazónico serán presentados en marzo 2017 en Washington
La Comisión Interamericana de Derechos Humanos ha notificado la convocatoria a la audiencia ordinaria 161 para tratar cuestiones referentes al de derecho al territorio de los pueblos indígenas y comunidades amazónicas.

La audiencia se realizará el próximo 17 de marzo de 2017 a las 12h15 en su sede en Washington, según la carta enviada por Elizabeth Abi Mershed, secretaria ejecutiva adjunta de la CIDH.

Esta acción de incidencia se enmarca en el proceso de Exigibilidad de Derechos Humanos que acompaña la Red Eclesial Pan Amazónica, REPAM, en la que participan trece casos de defensa del territorio de los países Colombia, Ecuador, Perú, Bolivia, Brasil.

Ante la CIDH se presentarán cuatro experiencias que reflejan los grandes desafíos a los que se enfrenta actualmente la Pan-amazonía y que tienen que ver con situaciones de vulneración del derecho al territorio. En la sesión estará presente Mons. Pedro Barreto, vicepresidente de la REPAM.

Experiencia  de la comunidad campesina de Buriticupú

(Marañon, al este de la Región Nordeste de Brasil)

La existencia de las comunidades campesinas de Buriticupu se debe a la lucha por la tierra en los años 1980 y 1990. Aunque está debidamente reconocida, la mayor parte de los colonos todavía no tienen título definitivo de su tierra. Las áreas son colectivas y de propiedad estatal. El problema que enfrentan es con relación al derecho de propiedad que fue concedido a la empresa Vale S.A por parte del Estado brasileño, a través de esto se ha concesionado la actividad ferroviaria desde 1997 con un plazo de 30 años. Así empieza la disputa por un conflicto de intereses y la limitación de las condiciones de vida de las personas campesinas de la localidad.

Experiencia del pueblo indígena Jaminawa Arará

(Acre, al noroeste Brasil)

En este caso en específico se identifica la falta de demarcación de los territorios de la comunidad indígena, por tanto permanece la falta de regulación adecuada de sus territorios. Además de parte de la comunidad se resalta que esta violación al derecho al territorio ha ocasionado saqueos y robos de productos naturales y también ha facilitado la vieja práctica de la toma de tierras.

Experiencia  de la Comunidad indígena campesina de Tundayme
(Zamora Chinchipe, Sur de Ecuador)

En este lugar se encuentra la Cordillera del Cóndor, un lugar biodiverso, hogar de comunidades campesinas y pueblos indígenas como los Shuar y Quichuas. En la actualidad se encuentra amenazada por los intereses de las industrias extractivas mineras de oro y cobre, el actual gobierno concesionó el territorio a una empresa china. Las consecuencias ambientales y sociales han sido evidentes con la contaminación de ríos y desalojos forzosos de la comunidad.

Experiencia de la comunidad indígena Awajún y Wampis

Ambos pertenecen a la familia etnolingüística Jibaro y viven en el departamento de Amazonas. En el año 2006 se adjudicó el lote petrolero 116, el cual está ubicado en el departamento de Amazonas, provincias de Bagua y Condorcanqui. Este lote fue adjudicado sin consulta previa y hasta el momento la adjudicación no ha sido anulada. Actualmente, el lote se ve paralizado por una demanda interpuesta en contra y por problemas entre la empresa operadora (Pacific Rubiales) y las comunidades aledañas.

Acciones de incidencia alternativa
Además de la audiencia en la CIDH, se realizarán actividades para visibilizar, sensibilizar y difundir la problemática del territorio Pan Amazónico en universidades como Georgetown y Catholic University, se tendrán espacios de formación con Bank Information Center y CIDH.

Esta visita será un espacio para Amazonizar otras regiones, por lo que la espiritualidad será un elemento importante y se tendrán intercambios con parroquias, iglesia local y otros pueblos indígenas.

Card. Claudio Hummes, presidente de REPAM, se reunirá con representantes de la Conferencia Episcopal de Estados Unidos de Norteamérica y se propiciarán algunos espacios de diálogo y compartir.

Por ello, tres experiencias más del proceso que se acompaña desde la Red, estarán presentes en estos diversos espacios:

Experiencia de los pueblos indígenas en aislamiento, Tagaeri y Taromenani
(Orellana, norte de Ecuador)

Tras el fracaso del proyecto Yasuni ITT, que consistía en dejar el petróleo bajo tierra para la conservación de uno de los lugares mas biodiversos del planeta y proteger a los PIAV, Se firmó en el 2013 la declaratoria de explotación petrolera, desconociendo la existencia de los PIAV en los bloques petroleros para la explotación.

Experiencia de la comunidad campesina de la vereda de Chaparrito

(Meta en la región central de Colombia)

El día 19 de noviembre de 2006 se presentó el señor LUIS EPIFANIO BOHORQUEZ con la pretensión de tomar posesión de los predios de las 32 familias que han ocupado productivamente sus tierras durante más de 16 años.

Este empresario reclama las estas tierras, para desarrollar un proyecto agrario tecnificado de siembra, producción y explotación vegetal de palma africana.

Experiencia de la comunidad ribereña de Yurimaguas
(Provincia de Loreto al norte de Perú)

El cultivo de palma aceitera se ha constituido como una de las actividades agrarias con mayor potencial en la Amazonía peruana en los últimos años. La superficie cosechada se incrementó de 19 055 hectáreas en el año 2010 a 37 567 hectáreas en el año 2014, acumulando un incremento de 106%.

Las Comunidades Ribereñas afectadas por los monocultivos como la palma aceitera, están asentadas a orillas de los ríos, quebradas y cochas. No es posible dinamizar la vida en Amazonía sin estos recursos ni tampoco si falta el bosque. Ahí la frase “todo está conectado en Amazonía.

Síguenos

COLOMBIA. MEDELLIN: Por estos golpes, criminales habrían amenazado a fiscal


  • La Alcaldía, la Policía, el Ejército y la Unidad de Protección expresaron apoyo a la fiscal Carrasquilla. FOTO juan a. sánchez

    La Alcaldía, la Policía, el Ejército y la Unidad de Protección expresaron apoyo a la fiscal Carrasquilla. FOTO JUAN A. SÁNCHEZ

PUBLICADO HACE 13 HORAS

Al menos cinco grandes operativos, que movieron algunas de las estructuras del crimen en el Valle de Aburrá y el desmantelamiento de otros 30 grupos delincuenciales, serían la razón para que se creara una suerte de confederación de bandas criminales para ejecutar un atentado contra la directora de Fiscalías de Medellín, Claudia Carraquilla.

El último golpe a estas estructuras fue ejecutado el pasado fin de semana, por agentes del CTI y la Policía, en el barrio La Gabriela, de Bello, donde cayó alias Pantera, que sembraba el terror en la zona minera de Antioquia al mando de una bacrim. En el registro a la vivienda donde fue sorprendido se halló un documento, según el cual, 26 combos del Aburrá confabulaban contra la fiscal Carrasquilla.

No obstante la amenaza, Carrasquilla respondió que no se dejará intimidar y arreciará en su labor contra el crimen. También recibió el apoyo del alcalde Federico Gutiérrez y los altos mandos del Ejército y la Policía, que unen fuerzas para acabar con las zonas de confort del crimen en el área metropolitana.

Otros golpes

Carrasquilla, quien remplazó en el cargo al cuestionado director de Fiscalía, Germán Giraldo, tiene en su haber un récord de golpes sucesivos contra una delincuencia que parecía intocable en distintas zonas de la ciudad.

El pasado 14 de octubre, un mes después de asumir el cargo, Carrasquilla y un equipo de fiscales especializados, apoyados por 400 policías y 76 funcionarios de la alcaldía de Medellín, ejecutaron un megaoperativo en La Bayadera y Carabobo para contrarrestar el robo de motos y la venta de autopartes de estos vehículos robadas. En el mismo capturaron a 39 personas. Fueron registrados 76 establecimientos que supuestamente utilizaban para recibir y comercializar el producto de los ilícitos.

Según el Sistema de Información para la Seguridad y la Convivencia, Sisc, hasta el 10 de octubre de 2016 se habían robado en Medellín 3.937 motos, frente a 3.368 de 2015, con lo que el incremento llegó al 17 por ciento.

También masivo y con grandes pérdidas para las bandas fue el golpe a la venta de celulares robados, ejecutado el 18 de noviembre, en el Centro Comercial Ópera, en el centro de Medellín. En este capturaron a 17 personas y se recuperaron 839 aparatos robados. En el mismo, la fiscalía contó con el apoyo de 600 policías y funcionarios de la Alcaldía. El personal realizó inspección de 200 locales.

Un cuarto revés lo constituyó para las mafias de la ciudad la captura, el pasado 6 de diciembre, de Diego Alberto Muñoz Agudelo, alias Diego Chamizo, acusado de ser uno de los cabecillas de la organización criminal “la Oficina” y de liderar la “Odín Caicedo” (Organización Delincuencial Integrada al Narcotráfico).

Al capturado, le decomisaron 21 millones de pesos en efectivo. En la acción cayeron otras siete personas en la comuna 9 (Buenos Aires), entre las cuales figuraban dos de los lugartenientes de Chamizo, conocidos con los alias de Copete y el Zarco.

La captura de Diego Chamizo era prioridad desde que el Departamento del Tesoro de Estados Unidos lo incluyó en la Lista Clinton, aplicándole sanciones económicas por su supuesta militancia en “la Oficina” (septiembre 17 de 2014).

El quinto golpe

El pasado 24 de enero la copa se llenó con la captura de 26 personas, entre ellas 7 policías. Este grupo controlaba la venta de drogas en el Parque Lleras de El Poblado y otros espacios de la zona rosa de Medellín. Los retenidos hacían parte de las bandas La Raya y La Unión, organizaciones con un nutrido prontuario judicial de homicidios, extorsiones, narcotráfico y otros delitos en el sur del Aburrá.

Antes de llegar a la dirección del organismo judicial, Carrasquilla participó en investigaciones que permitieron la captura de 80 policías corruptos y de Blanca Senovia Madrid Benjumea, conocida como “la Flaca”, quien es la esposa de Dairo Antonio Úsuga David, alias “Otoniel”, máximo cabecilla de “los Urabeños”.

CONTEXTO DE LA NOTICIA

DICEN DE…TAMBIÉN AMENAZAS CONTRA ALCALDE

El alcalde de Medellín, Federico Gutiérrez, dijo ayer que no descartaba que esta amenaza también iba dirigida hacia él.

Precisamente, el mandatario de los medellinenses, sorprendió a la comunidad, el 18 de febrero de 2016, pocos días después de su posesión, que las bandas del Valle de Aburrá se habían reunido para atentar contra él y así se lo reveló un ciudadano a la Procuraduría, quien denunció que en una reunión en el Centro, los combos criminales pactaron reunir dineros para ejecutar el atentado por los operativos en la zonas de Castilla, el Centro y Robledo.

Rodrigo Martínez Arango
RODRIGO MARTÍNEZ ARANGO

Contactar

Comunicador social-periodista de la Universidad de Antioquia. Redactor del área Metro hace 20 años. Periodista judicial hace 30 años. También ha trabajado como locutor y periodista de radio en la Cadena Caracol. Autor del libro Expresión oral para periodistas, editorial UPB.

http://www.elcolombiano.com/antioquia/amenazas-contra-directora-de-fiscalias-de-medellin-claudia-carrasquilla-LC6051904

COLOMBIA. Aura Dalia CAICEDO VALENCIA


Activista, Maestra, Nace en Tumaco en el año 1956, reside en Buenaventura, Casada con: Edison Antonio Cuero, sus hijas: Aura Catalina y Dalia Carolina.

Aura Dalia es: Licenciada en Ciencias Religiosas, con Maestría en Educación: en la U. Católica de Manizales, Diplomado en Gerencia de Proyectos Culturales.
Participante permanente de actividades de asuntos afro, nacionales e internaciones.

Candidata al Senado de la República en el año 2014 por el Polo Democrático Alternativo, obteniendo 3404 votos, siendo la votación numero 15 entre 65 participantes.

Fue Directora Ejecutiva de la Red de Mujeres Afrocolombianas “Kambiri” por muchos años. La Red Nacional de Mujeres Afrocolombianas, fue gestada desde el año 1990 mediante la conformación de una Asociación de Mujeres Afrocolombianas. Hacia el mes de mayo 2000 en reunión de los Directivos del Movimiento Nacional Cimarrón, se plantea una vez más la necesidad de un Proceso Organizativo de Mujeres, en donde puedan confluir las diferentes expresiones organizativas, Mujeres Líderes de todo el país. En este mismo año (2000) Diciembre 7, 8 y 9 en la ciudad de Ibagué – Tolima, se da lugar a la Primera Asamblea Nacional de Mujeres Afrocolombianas, concluyendo entre otras cosas en la Conformación de la Red y su Coordinación Colectiva. Se designan para ello 14 compañeras de las diferentes regiones con el propósito de promover y fortalecer el Proceso Organizativo desde sus localidades. Kambirí es una “red de redes” que agrupa a 7500 mujeres en 21 ciudades y municipios de 6 departamentos.   Personaje No. 65

http://afrocolombianosvisibles.blogspot.com.co/2011/01/aura-dalia-caicedo.html

COLOMBIA. CAUCA. Virgelina Chara


Virgelina Chara: Directora de la Fundación ASOMUJER y Trabajo de Colombia. Líder comunitaria, Defensora de Derechos Humanos, Victima del conflicto armado, desplazada desde el año 1985.

Nominada al Nobel de Paz en 2005.

En 1985 se traslada desde Suarez (Cauca) a Santiago de Cali, desplazada por hacer parte del grupo de personas que se opusieron a la construcción del embalse Salvajina. Su segundo desplazamiento se realiza de Cali hacia Bogotá en el año 2003, entre otros motivos por las denuncias realizadas frente al reclutamiento de jóvenes por parte de grupos armados ilegales y del abuso de autoridad de las fuerzas del estado en el Distrito de Aguablanca donde residía.

Viviendo en Bogotá crea la Fundación ASOMUJER y Trabajo, organización que labora con mujeres víctimas del desplazamiento, familiares de desaparecidos y mujeres que en el marco del desplazamiento, ejercen la prostitución.

Virgelina nació en el año 1953, tiene siete hijos y reside en Bogotá.  Personaje No. 253

http://afrocolombianosvisibles.blogspot.com.co/2017/02/virgelina-chara.html

Exclusivo: Superviviente explica la decisión de dejar la comisión de abuso del Vaticano


Marie Collins  | 

Nota del editor : Marie Collins, de Irlanda fue nombrado en 2014 como uno de los dos sobrevivientes de abuso sexual de sacerdotes para servir en la Comisión Pontificia Francisco “para la protección de los menores. Ella renunció a esa posición Miércoles, 1 de marzo de . Ella escribió la siguiente declaración para NCR acerca de su decisión.

La Pontificia Comisión para la Protección de Menores ha tenido dificultades para superar en sus tres años de existencia.

Obviamente tengo la intención de respetar la confidencialidad de mis antiguos colegas de la Comisión y el trabajo que están haciendo, pero algunos de los principales obstáculos que puedo mencionar ya han sido detalladas por miembros de la Comisión que declararon 23 de febrero para la Comisión Real de Australia en Las respuestas institucionales a abuso sexual infantil.

Estos obstáculos incluyen: falta de recursos, estructuras inadecuadas de todo el personal de apoyo, lentitud de movimientos hacia adelante y la resistencia cultural. El problema más significativo ha sido la renuencia de algunos miembros de la curia del Vaticano para poner en práctica las recomendaciones de la Comisión a pesar de su aprobación por el Papa.

En su testimonio, Kathleen McCormack, miembro australiano de la Comisión, resumió las luchas e hizo hincapié en la necesidad de mantener la esperanza. “Como el agua en una roca,” dijo ella, “Sólo tenemos que mantener a la misma.”

He llegado al punto en que ya no puede ser sostenida por la esperanza. Como sobreviviente He observado con consternación se desarrollan los acontecimientos.

Durante nuestro primer año tuvimos que seguir adelante sin una oficina o personal. A continuación, la búsqueda de un método mediante el cual la Comisión podría entrar en diálogo con los dicasterios del Vaticano fue difícil para un periodo muy prolongado.

Esto fue finalmente superada en 2016, cuando las personas de enlace para cada departamento del Vaticano fueron designados para estar disponible para interactuar con la Comisión, pero había una larga demora en esta importante área de la comunicación y la cooperación.

La recomendación de la Comisión de un Tribunal para ser puesto en marcha mediante el cual los obispos negligentes podrían ser responsables fue aprobado por Francisco y anunció en junio de 2015. Sin embargo, fue encontrado por la Congregación para la Doctrina de la Fe, como la baronesa Sheila Hollins declaró a la Comisión Real, que tiene dificultades no especificadas “legales”, y así nunca se implementó.

Con su motu proprio “Como una madre cariñosa,” Francis siguió hasta el año pasado con otra iniciativa de rendición de cuentas. Esto no sólo cubriría obispos negligentes, sino también a los superiores religiosos negligentes. Fue a entrar en 5 Efecto de septiembre, pero es imposible saber si en realidad se ha empezado a trabajar o no.

La plantilla Directrices de salvaguardia desarrollado por la Comisión, destinado a ser utilizado por las conferencias episcopales de todo el mundo como base para la elaboración de sus propios documentos de política todavía no se ha difundido. El dicasterio que tiene la responsabilidad de revisar los documentos de política de conferencias episcopales existentes ‘y que tiene su propia plantilla se niega a cooperar con la Comisión de la combinación de la obra.

En su testimonio ante la Comisión Real, miembro de Bill Kilgallon de Nueva Zelanda, que es el Presidente de las Directrices grupo de trabajo, se utiliza la analogía del gobierno para entender cómo este tipo de resistencia puede tener lugar. Habló de “cómo celosamente departamentos gubernamentales guardar su propio dominio y no puede haber un poco de retroceso sobre pedir la opinión de los demás.”

La renuencia de algunos miembros de la curia vaticana para poner en práctica las recomendaciones o cooperar con el trabajo de una comisión cuando el propósito es mejorar la seguridad de los niños y adultos vulnerables en todo el mundo es inaceptable.

Se esta renuencia impulsado por la política interna, miedo al cambio, el clericalismo que inculca la creencia de que “saben mejor” o una mentalidad cerrada que ve el abuso como una molestia o un apego a las actitudes institucionales viejos?

No sé la respuesta, pero es devastador en 2017 para ver que estos hombres todavía pueden poner otras inquietudes antes de la seguridad de los niños y adultos vulnerables.

La última gota para mí, en la parte superior de la negativa a cooperar en las Directrices de salvaguardia, ha sido la negativa, por el mismo dicasterio, para poner en práctica una de las recomendaciones más simples, la Comisión ha presentado hasta la fecha.

El año pasado en nuestra petición, el papa dio instrucciones a todos los departamentos del Vaticano para asegurar toda la correspondencia de las víctimas / sobrevivientes recibe una respuesta. Aprendí en una carta de este dicasterio que el mes pasado que se niegan a hacerlo.

Me resulta imposible escuchar declaraciones públicas sobre la profunda preocupación de la iglesia para el cuidado de aquellos cuyas vidas han sido arruinadas por abuso, sin embargo, para ver de forma privada como una congregación en el Vaticano se niega a reconocer siquiera sus letras! Es un reflejo de cómo se ha manejado toda esta crisis de los abusos en la Iglesia: con finas palabras y acciones públicas contrarias a puerta cerrada.

Cuando acepté mi nombramiento a la Comisión en 2014, dije públicamente que si he encontrado lo que estaba ocurriendo a puertas cerradas estaba en conflicto con lo que se decía al público que no quedaría. Este punto ha llegado. Siento que tengo más remedio que renunciar si soy conservar mi integridad.

Sé que mis colegas anteriores a la Comisión de forjarán y espero que en el tiempo a tener éxito en la superación de las dificultades y traer el verdadero cambio que se necesita.

Todavía hay un miembro superviviente en el grupo, a pesar de que está en excedencia. No sé si cuando su mandato termina otro sobreviviente será llevado a bordo. Espero en cualquier manera que las cosas van hacia adelante que la voz de un sobreviviente será incluido.

En los últimos tres años nunca he tenido la oportunidad de sentarse y hablar con el Papa, pero si tuviera yo le pediría que hacer tres cosas:

  1. Otorgar a la Comisión la responsabilidad y el poder para supervisar la aplicación de las recomendaciones cuando se aprobaron. No importa cuánto trabajo se pone en las recomendaciones dadas al Santo Padre y no importa cuánto los apoyos que ha de ser aplicado adecuadamente para tener algún efecto.
  2. Dar a la Comisión un presupuesto independiente adecuada para realizar su trabajo sin tener cada gasto pasar por el proceso interno de aprobación del Vaticano.
  3. Eliminar la restricción en la contratación de personal profesional desde fuera del Vaticano.

A pesar de todo lo que he dicho, yo creo que hay valor en la Comisión de continuar su labor. Los miembros están poniendo sinceramente todos los esfuerzos en proyectos muy importantes con la intención de hacer avanzar las cosas.

A pesar de las recientes noticias decepcionantes sobre la reducción de las sanciones a los autores condenados, creo que el Papa no en el fondo a entender el horror del abuso y la necesidad de aquellos que perjudicaría a los menores a ser detenido.

Aunque no estoy de acuerdo con ellos, por lo que yo soy consciente de ninguna de sus acciones han puesto un perpetrador de nuevo en una posición en la que los niños estarían en riesgo. Si lo hicieran me gustaría tener un punto de vista muy diferente.

Aquellos que apelan a su compromiso con la misericordia en estos casos lo hacen un mal servicio a todos, incluido el hombre mismo, que me siento no aprecian cómo sus acciones de clemencia socavan todo lo que hace en esta área, incluyendo el apoyo a la labor de la Comisión.

Me gustaría que mis antiguos colegas así a medida que avanzan hacia adelante. El tema de la mejora de la seguridad de los niños y adultos vulnerables es tan importante que tiene que continuar sin importar los obstáculos en su camino.

[Marie Collins es un ex miembro de la Pontificia Comisión para la Protección de los Menores.]

https://www.ncronline.org/news/people/exclusive-survivor-explains-decision-leave-vaticans-abuse-commission

Asesinos de Cáceres pertenecían a inteligencia militar de Honduras


Los tres militares hondureños que presuntamente participaron en el asesinato de la activista ambientalista Berta Isabel Cáceres Flores, perpetrado en la noche del 2 de marzo de 2016, recibieron entrenamiento especial en Estados Unidos y pertenecían a la inteligencia castrense del pequeño país centroamericano, reveló hoy el periódico británico The Guardian.

Las evidencias, contenidas en el expediente jurídico del caso, confirmarían la hipótesis según la cual el asesinato fue una ejecución extrajudicial orquestada desde altos niveles del ejército hondureño, y relacionada con la labor de Cáceres en contra del proyecto hidroeléctrico Agua Zarca, que amenazaba con privar de agua al pueblo lenca. Los señalamientos también exhibirían el papel ambiguo del gobierno estadounidense en el entrenamiento de las fuerzas de élite hondureñas.

https://www.elsiglodedurango.com.mx/noticia/721824.asesinos-de-caceres-pertenecian-a-inteligencia-militar-de-honduras.html

Cuándo y cómo será destituido Donald Trump


Manuel E. Yepes      

28/02/2017

Es notorio que la popularidad del recién electo Presidente de Estados Unidos Donald Trump, está ya en crisis. Más allá de lo que demuestran los resultados de numerosas encuestas (habitualmente objetos de manipulación) es aparente que el Jefe de Estado es paradójicamente rechazado por la mayor parte de la gente que le dio su voto para procurarle la designación en la Casa Blanca.

 

Convencido de que la destitución avanza porque resulta evidente que Trump no está apto para la presidencia, el escritor y periodista Robert Kuttner, cofundador y actual corredactor de la revista “American Perspective”, creada en 1990 como “autoridad de las ideas liberales,” según expresa su declaración fundacional, ha publicado en la revista digital Huffington Post un artículo con sus ideas al respecto.

 

Kuttner fue durante 20 años columnista de Business Weekly y aun escribe columnas en The Boston Globe y para el Huffington Post.  Fue también en 1986 uno de los cinco cofundadores del Instituto de Política Económica y actualmente es parte de su Comité Ejecutivo. En 2007, Kuttner se unió al Centro de Investigación y Política de Demos, de orientación liberal, como miembro distinguido.

 

“Donald Trump está tratando de gobernar por impulsos, por caprichos, por satisfacción y beneficio personal, por decretos… como si hubiera sido elegido dictador. Pero resulta que no funciona y que la locomotora ya se está descarrilando”, escribe Kuttner y asegura que el impeachment (o juicio político) está ganando terreno porque es la única forma de destituir a un presidente que parece estar destruyendo pedazo a pedazo a Estados Unidos.

 

Los republicanos abandonan en masa a este presidente de su propia militancia porque el hombre es psiquiátricamente inepto e incapaz de verificar si sus acciones son legales o no, antes de llevarlas a cabo. Las personas que rodean a Trump, hasta los que le sirven con una lealtad que roza la esclavitud, se pasan la mitad de su tiempo tratando inútilmente de frenarlo.

 

La otra mitad del tiempo se la pasan respondiendo a llamadas frenéticas de líderes republicanos, élites empresariales y dirigentes extranjeros preguntando ¿qué nueva barbaridad ha hecho ahora Trump? El recién defenestrado Reince Priebus, quien era su jefe de Despacho, ya había logrado llegar a la cima del poder y no le ha sido nada divertido.

 

Una cosa es vivir una realidad propia en calidad de candidato, engañando a las personas con discursos el tiempo necesario para hacer que voten por uno. Otra es cuando intentas gobernar de esa manera, porque la realidad es la realidad, y te llama al orden.

 

Reiteradamente, Trump ha decretado órdenes impulsivas sin que hayan sido, de una u otra forma, planificadas o meditadas debidamente, o al menos consultadas con juristas o expertos políticos gubernamentales. Como resultado de ello, ha sucedido que de una forma inmediata ha habido que dar marcha atrás como corolario de una combinación de presiones políticas y legales. Así como por efecto de la realidad misma.

 

Kuttner advierte que, a diferencia de las dictaduras que Trump tanto admira, aun funciona (aunque precariamente) en Estados Unidos una compleja red de medidas constitucionales, legales y políticas contra la tiranía. Y mientras más imprudente es su comportamiento, más tienden a manifestarse esas medidas.

 

Con su absurda prohibición de admitir refugiados de un número de países seleccionados por sus vínculos con el terrorismo (sin que se incluyan Arabia Saudita y Egipto, de los que señaladamente irradia el terrorismo pero tiene fuertes intereses comerciales con Trump), el presidente ha descubierto que el sistema estadunidense tiene tribunales capaces de objetar tamaño absurdo.

 

El trumpismo no sabe qué hacer para matar al Obama Care sin matar a los pacientes y liquidar con ello las esperanzas de una reelección. Lo cierto es que resulta complicado… y los matices no son el punto fuerte de Trump.

 

Tampoco lo es la consistencia de sus posiciones. Incluso el personal de Trump tuvo que detenerlo en su absurda cruzada contra México y los mexicanos, en la que un día Trump obligó al presidente mexicano a cancelar una visita oficial y al día siguiente se pasó una hora lamiéndole el oído por teléfono.

 

Trump propuso volver a instaurar la tortura como recurso represivo, pero los principales líderes republicanos rechazaron esa idea. El senador John Thune afirmó que la prohibición de la tortura era una ley establecida y que los republicanos en el Congreso se opondrían a restaurarla. El propio secretario de Defensa de Trump opina lo mismo. Después de proclamar por todo lo alto su nueva política de tortura, Trump cedió dócilmente a que esas medidas pasen antes por sus asesores de defensa, según constata Kuttner.

 

Febrero 27 de 2011.

 

Exclusivo para el diario POR ESTO! de Mérida, México. http://manuelyepe.wordpress.com/

http://www.alainet.org/es/articulo/183801

Carmena multa a Las Mujeres que Denuncian La Violencia machista en Sol


ESTÁN ACAMPADAS EN LA PLAZA MADRIILEÑA EN BUSCA DE UN PACTO DE ESTADO

Carmena multa a las mujeres que denuncian la violencia machista en Sol

Ampliar

EL IMPARCIAL
Lunes 27 de febrero de 2017, 22:37h
La Policía Municipal capitalina les ha sancionado por instalar una carpa en el centro neurálgico madrileño.

Ocho mujeres acamparon en la Puerta del Sol el 10 de febrero, con permiso del Ayuntamiento, para iniciar un huelga de hambre con el fin de visibilizar la violencia machista y en busca de una traslación de sus reivindicaciones hacia el plano legal. Pues bien, este lunes han recibido la tercera multa que la Policía Municipal les ha impuesto por montar una carpa, hecho que se considera prohibido y que ha levantado suspicacias entre las protestantes.

El Ejecutivo de Manuela Carmena, que activó un protocolo sanitario para asegurar que la huelga de hambre de las mujeres se desarrollara sin sobresaltos (incluyendo controles de salud, la creación de una comisión específica para atenderlas y un seguimiento con ficha personalizada por parte de Madrid Salud), ha sancionado a las cuatro protestantes que permanencen en la acampada “en aplicación de la normativa”. El caso es que las manifestantes instalaron una lona para protegerse de la luvia, y, desde entonces, no han dejado de acumular multas.

Gloria Vázquez, una de las que siguen en la plaza, se ha limitado a denunciar que el Gobierno municipal que las sanciona “no forma a sus agentes para acabar con esta lacra” (la machista, no la de las multas). Así, la reclamación de un pacto de estado contra la violencia que ha causado en este 2017 una cifra de muertes semejante a la de décadas pasadas se topa con los obstáculos de una administración que les da una de cal y una de arena. “Son multas recurribles”, pretenden maquillar fuentes del Gobierno de Carmena.

La alcaldesa, que según sus portavoces “está absolutamente alineada con sus reivindicaciones, apoya la causa de estas mujeres y ha pedido al Gobierno central un pacto de estado contra la violencia machista”, se ha encontrado con la división entre el deseo y el reglamento. Las multas por “instalar infraestructuras” en la vía pública oscilan entre los 600 y los 750 euros, y serán confirmadas no por los agentes policiales, sino por la Junta Municipal de Centro (que autorizó la acampada) o el área de Desarrollo Urbano Sostenible (DUS).

Gloria, Sara, Susana y Martina prosiguen su huelga de hambre -las otras cuatro mujeres hubieron de abandonar la protesta por su estado delicado de salud y tras los consejos del Samur- en estos momentos en los que, según fuentes municipales, también negocian las “condiciones de protesta” para no comprometer los principios defendidos por la alcaldesa y hacer que parezca que su sillón pesa más que los argumentos que la hicieron llegar al cargo actual.

http://www.elimparcial.es/noticia/175008/sociedad/carmena-multa-a-las-mujeres-que-denuncian-la-violencia-machista-en-sol.html

Memoria invisible: los archivos secretos del conflicto en Colombia


El Centro Nacional de Memoria Histórica (CNMH) ha registrado 547 archivos relacionados con desplazamiento forzado, amenazas, homicidio, desaparición, despojo y violencia sexual. ¿Qué pasará con los archivos que provienen de las Farc como fotografías, cartas y un largo etcétera?¿Hay una política pública para la conservación de archivos del conflicto?

2017/02/24

POR HALIM BADAWI* BOGOTÁ

¿Qué ocurre con los acervos documentales y fotográficos relacionados con la violencia en Colombia? ¿Con los archivos de las Farc? ¿De los demás grupos guerrilleros y paramilitares? ¿Con los archivos privados de mafiosos como Pablo Escobar, Gonzalo Rodríguez Gacha, Griselda Blanco o la Monita Retrechera? ¿Con los archivos de los presidentes de la república que instigaron el conflicto o buscaron la pacificación del país? Por ejemplo, ¿con los papeles de Laureano Gómez, franquista consumado y actor privilegiado de La Violencia, o del general Gustavo Rojas Pinilla? ¿Debería el Estado garantizar que estos archivos pasen a titularidad pública automáticamente, luego de la muerte de sus protagonistas? Teniendo en cuenta lo que ocurrió con el archivo de nuestro nobel de literatura, ¿existe un plan del Ministerio de Cultura para que, desde ya, procure la recuperación del archivo privado del presidente Juan Manuel Santos, premio nobel de paz? Aunque sabemos que existe una valiosa política pública de la memoria en cabeza del Centro Nacional de Memoria Histórica, ¿será que esta cuenta con la financiación adecuada para encarar el posconflicto a muy largo plazo? ¿Por fin lograremos esclarecer las zonas oscuras de nuestra historia?

Muchos conflictos políticos y sociales ha vivido Colombia durante el último siglo. La Masacre de las Bananeras (1928), El Bogotazo (1948) o el surgimiento de las guerrillas (1964) son solo algunos de ellos. La historia de Colombia es la historia de su violencia, una condición que ha irradiado las artes (bastará recordar que nuestra pintura moderna más célebre se titula Violencia (1962), de Alejandro Obregón), la literatura, el cine, la televisión y hasta el urbanismo. Comprender nuestra violencia es el insumo prioritario para transformar al país, máxime en el proceso de pacificación actual: ¿cómo muta la violencia a través del tiempo? ¿Cuáles fueron sus instigadores? ¿Sus modos de proceder? ¿En qué formas sutiles o evidentes se ejerce? Sin respuestas, no habrá justicia, ni memoria, ni reparación. Todo un reto para las instituciones de la memoria.

Memoria documental de las Farc y el Acuerdo de Paz

Si bien el extraordinario Acuerdo final para la terminación del conflicto entre el gobierno de Colombia y la guerrilla de las Farc empieza sugestivamente con la palabra “recordando”, el reto de preservar los archivos del conflicto fue tácitamente delegado a las leyes preexistentes (como la Ley 1448 del 10 de junio de 2011). El único compromiso archivístico explícito en el Acuerdo de Paz es preservar los documentos generados por la Comisión Negociadora del Gobierno con las Farc (apartado 5.1.1.1.4). Sin embargo, no aparece lo que debería ocurrir con los archivos generados por las Farc a lo largo de su historia, es decir, con los documentos generados por sus integrantes en el desarrollo de sus actividades bélicas y políticas (por ejemplo, correos, discos, manuscritos e incluso fotografías vernáculas que permitan la reflexión académica alrededor de las guerrillas). El Estado tampoco se ha comprometido a garantizar que estos archivos no sean dados de baja, exportados (comprados por instituciones internacionales) o destruidos por las Farc antes de culminar el proceso de desmovilización.

En esta línea, una actividad que podría liderar el Ministerio de Cultura en el marco del proceso de entrega de armas de las Farc, es conceder un pequeño subsidio a los guerrilleros como incentivo para que entreguen al Estado sus archivos documentales: polaroids, fotografías digitales y analógicas, videos caseros, memorias digitales, cartas manuscritas, folletos, panfletos, revistas clandestinas de circulación interna, etc. Con esto, el Ministerio aseguraría la conservación (en el Archivo General de la Nación o en la Biblioteca Nacional) de una parte de la documentación relativa al conflicto en Colombia, la perspectiva popular sobre la guerra: la mirada del guerrillero raso, las pugnas internas, la relación entre victimarios y víctimas, la vida cotidiana, los entramados de poder, y las redes de afecto y subordinación al interior de la guerrilla. No debemos permitir que nuestra animadversión hacia los grupos al margen de la ley (y hacia la historia sangrienta del país) devenga en el olvido de la memoria documental del conflicto, esa que permitiría la reflexión histórica, y con ella, la comprensión de la barbarie, la no repetición de las atrocidades y la aplicación eficaz de la justicia penal, histórica y poética, que solo puede aplicarse mediante el conocimiento auténtico de los hechos.

Otros conflictos del mundo se han enfrentado con situaciones de este tipo. Según la investigadora Catherine Kennedy, en Sudáfrica, desde 1994, los archivos del apartheid sufrieron una destrucción sistemática, calculándose en aproximadamente 65 toneladas de archivos del período 1989-1994. En Alemania, luego de la caída del Muro de Berlín (1989), los archivos del Ministerio para la Seguridad del Estado (Stasi, 1950-1989), el órgano de inteligencia de la República Democrática Alemana, iban a ser destruidos. Según el politólogo Tobias Wunschik, los 110 kilómetros de papel generados por los servicios de inteligencia (inmortalizados en la película La vida de los otros, de 2006), no fueron convertidos en cenizas gracias a la intervención efectiva de “un movimiento ciudadano de Alemania Oriental, que ocupó varias sedes de la Stasi entre diciembre de 1989 y enero de 1990 para detener la destrucción de archivos por parte de la policía secreta”.

Los archivos del posconflicto

Durante los últimos años, Colombia ha construido un aparataje institucional de la memoria pensado para un escenario de posconflicto, lo que ha llevado a la construcción de algunos museos, casas y centros de memoria histórica en varias ciudades del país. A pesar de esto, algunos museos, archivos y bibliotecas públicas más tradicionales parecieran haberse desentendido del asunto, tal vez interpretando que la función de ejercer memoria alrededor de la guerra pueden delegarla a los centros de memoria histórica de más reciente creación. Precisamente, el Centro Nacional de Memoria Histórica (CNMH) de Bogotá, creado en 2011, cuenta con una Dirección de Archivos de los Derechos Humanos, que ha conseguido algunos acervos procedentes de víctimas del conflicto, aunque extraordinarios, insuficientes ante la magnitud de la tragedia.

Según el catálogo de la institución, existen doce archivos de víctimas disponibles para consulta, como el de Fabiola Lalinde de Lalinde, reunido por ella durante la búsqueda de su hijo, desaparecido en 1984 a manos del Ejército. Sin embargo, los doce archivos anunciados públicamente en el catálogo del CNMH palidecen ante el número de víctimas del conflicto: hasta el primer semestre de 2016 habían sido reconocidas, por orden de jueces, 274.784 personas en el registro de víctimas. Como actividad conexa, el CNMH viene elaborando un inventario de archivos de derechos humanos, sin que esto implique su adquisición, conservación, digitalización o puesta al servicio a la comunidad. Hasta 2016, habían registrado 547 archivos relacionados con desplazamiento forzado, amenazas, homicidio, desaparición, despojo y violencia sexual. En todo caso, los tiempos disponibles, el volumen de situaciones, el personal, las infraestructuras y los presupuestos estatales destinados a estos fines parecen convertir la recuperación de las fuentes primarias del conflicto en una misión difícil.

Más allá del rescate de los archivos de las víctimas, existen tres asignaturas pendientes por parte del Estado colombiano y las instituciones de la memoria, asignaturas sobre las que las leyes existentes no hacen especificidad alguna: la primera, la recuperación de los archivos históricos del conflicto, es decir, los anteriores a la década de 1980. Una excepción fue la compra realizada por el Archivo General de la Nación de un álbum de fotografías de la entrega de armas del guerrillero Guadalupe Salcedo, en 1953, adquirido a una librería-anticuario bogotana en 2016. La segunda asignatura es la recuperación de los archivos de artistas e intelectuales exiliados por el conflicto, lo que debería venir acompañado por procesos de revaloración histórica y crítica; y tercero, la recuperación de los archivos particulares de victimarios, que ofrecen claves fundamentales para el esclarecimiento de la verdad.

En la primera línea cabría el enorme archivo documental reunido por los investigadores Orlando Fals Borda, Eduardo Umaña Luna y monseñor Germán Guzmán Campos para el libro La violencia en Colombia (1962), el primer trabajo de largo aliento dedicado a rastrear los orígenes e imaginarios de la guerra en el país. El archivo está en el extranjero. También está el archivo del periódico El Espacio (1965-2013), un tabloide que documentó fotográficamente lo más escabroso de la vida nacional durante medio siglo. El archivo fue botado a la basura luego de la liquidación del periódico, recuperado por un anticuario y vendido parcialmente a The Archives of Modern Conflict, un archivo privado con sede en Londres. En la segunda línea cabrían los archivos de intelectuales exiliados (por ejemplo, Gabriel García Márquez, Feliza Bursztyn o ciertos integrantes del Taller 4 Rojo), algunos irrecuperables por haber sido comprados por instituciones internacionales más solventes. El caso paradigmático es el archivo de García Márquez (exiliado durante la presidencia de Julio César Turbay Ayala), conformado por 75 cajas de documentos adquiridas por la Universidad de Texas en 2014.

En la tercera línea cabrían los archivos de personas o grupos al margen de la ley, como por ejemplo el de Pablo Escobar, conservado parcialmente por su familia en Argentina (por su hijo, Juan Pablo Escobar, conocido como Juan Sebastián Marroquín Santos), que incluye videos caseros, fotografías y documentos personales que ayudarían a dilucidar los gustos y los entramados sociales y familiares de la mafia ochentera. En esta línea, cabrían los archivos pertenecientes a dependencias del Estado como el del extinto Departamento Administrativo de Seguridad (DAS). En 2014, el Centro Nacional de Memoria Histórica buscó infructuosamente la apertura al público de este archivo, así como el de las Fuerzas Militares, especialmente los documentos concernientes a violaciones a los derechos humanos, restringidos “por razones de seguridad nacional”. El requerimiento no llegó a feliz término.

*

Más allá de los museos y centros de memoria histórica, todavía no es claro cómo las demás instituciones culturales, públicas o privadas, apoyarán los procesos de esclarecimiento de la historia reciente del país. En la sala Memoria y Nación, uno de los espacios habilitados en el Museo Nacional de Colombia en el marco de su nuevo guion curatorial, no aparecen referencias explícitas al conflicto, siendo esta una de las líneas transversales de la memoria y la nación colombiana, y un elemento de discusión fundamental en la coyuntura actual. La memoria no solo son las hermosas campesinas boyacenses, los retratos al óleo de las élites santafereñas o los crucifijos coloniales, la memoria también es la guerra, el legado de destrucción y muerte que, de no documentarse, amenaza con repetirse.

Tampoco resulta claro el papel de la Biblioteca Nacional o de otras instituciones culturales de larga tradición: los museos de arte moderno suelen imaginarse a sí mismos blindados por el estatuto de excepción del arte (un discurso autonomista que les eximiría de participar activamente en procesos de recuperación de la memoria de la guerra). Por su parte, felizmente, la Biblioteca Luis Ángel Arango del Banco de la República ha adquirido algunos archivos fotográficos como el de Sady González, cuya lente fue protagonista de El Bogotazo. Mientras algunos afirman que debemos hacer borrón y cuenta nueva, otros repiten que “quien no conoce la historia está condenado a repetirla”. En todo caso, más allá de las posiciones coyunturales, la memoria de la guerra parece el gran agujero negro que se avecina sobre Colombia, la gran discusión subsiguiente a la dejación de armas. El debate pondrá en evidencia los prejuicios, temores y concepciones morales de una sociedad castigada por años de barbarie y olvido. La discusión está servida.

http://www.revistaarcadia.com/periodismo-cultural—revista-arcadia/articulo/los-archivos-secretos-del-conflicto-en-colombia/62152

El cardenal Ravasi: diáconado de la Mujer una posibilidad, “fijación sobre la ordenación de mujeres ‘de oficina’


El cardenal Gianfranco Ravasi saluda a Francisco a una conferencia mundial sobre fe y deportiva de 5 Oct., 2016, en el Aula Pablo VI del Vaticano. (CNS foto / Ettore Ferrari, EPA)
 | 
El cardenal Gianfranco Ravasi, presidente del Consejo Pontificio de la Cultura, dijo que la apertura del diaconado para las mujeres es una posibilidad en una larga entrevista de febrero 24 con el sitio católico alemán katholisch.de .

“Diáconos mujeres serían una posibilidad en mis ojos, pero, naturalmente, tendrá que ser discutido por primera vez como la tradición histórica es muy complejo”, dijo. La presente fijación continua en la ordenación de las mujeres era “de oficina”, agregó.

“¿Por qué no empezamos a hablar de otras funciones importantes de la iglesia que las mujeres podían dar sobre como la administración estructural de las parroquias, en las finanzas de la iglesia o la planificación arquitectónica?”

Según Ravasi, que sería bueno para los demás dicasterios del Vaticano insta a constituir grupos de mujeres consultores como el Consejo para la Cultura hizo en 2015. Ahora hay 35 mujeres de distintos niveles de formación en grupo de consulta de sus mujeres permanentes, dijo, incluyendo el rector de una universidad pontificia, directores de prisiones, los cirujanos, los gerentes de negocios, mujeres de diferentes religiones, entre ellas un no creyente, las mujeres que trabajan en el mundo de la moda y varios periodistas.

Además de asesorar al Consejo, que también es su trabajo para leer y evaluar críticamente lo que el Consejo está haciendo desde su punto de vista, dijo Ravasi. “Las mujeres ven muchas cosas diferente a los hombres”, dijo. “Nuestras mujeres asesores ayudan a preparar a nuestra asamblea general y toman parte en ella.”

El cardenal dijo que es consciente del riesgo de permitir que las mujeres consultores para jugar los papeles anteriores. Si uno de ellos eran declarar públicamente que pensaba que el sacerdocio debe estar abierta a las mujeres, por ejemplo, “y en mi opinión sería perfectamente legítimo para que ella exprese tal opinión pública,” el siguiente titular lo haría “ninguna duda” se convierten inmediatamente en noticias de última hora: “El cardenal Ravasi sugiere ordenación de las mujeres.” La ambigüedad en la comunicación y los medios de comunicación es un problema muy grande, dijo.

También existe el riesgo de que muchos en la iglesia ver la designación de mujeres consultores como meramente “cosméticos”. “De acuerdo con el lema de que si el Papa lo dice entonces debemos nombrar unas pocas mujeres de cuota de lo contrario habrá problemas”, dijo.

Ravasi recordó que la primera vez configurado único grupo de consulta permanente de sus mujeres hace dos años, Francisco visitó inmediatamente el dicasterio y escuchó los planes de Ravasi a dar a la mujer un papel consultivo. Francisco le habló de varios obispos que, después de escuchar sus consejos consultivos en los que han estado representados sólo los hombres, habían creado consejos de mujeres y han encontrado su retroalimentación mejor y más sustancial.

“En otras palabras, un buen consejo es a veces femenina”, dijo Ravasi. “En el Vaticano es un nuevo descubrimiento.”

Ravasi recordó a su entrevistador que no todo lo que Francisco ha dicho que se considera positivo, pero Ravasi dijo que pensaba que los “ultra-católicos” estaban detrás de estas protestas.

“Ellos son una pequeña minoría, pero son muy buenos en el uso de medios de comunicación de masas de tal manera que lo que dicen es inmediatamente a la charla de la ciudad”, dijo. Sólo había que visitar los sitios web de ultra-tradicionalista de observar que “en lo que se refiere a la materia, sino también teológicamente e intelectualmente, que son a menudo sobre meras banalidades, pero técnicamente son por lo general muy bueno, y eso es algo que podríamos aprender de ellos.”

[Christa Pongratz-Lippitt es el corresponsal de Austria para la revista semanal católica con sede en Londres  The Tablet .]

https://www.ncronline.org/news/world/cardinal-ravasi-women-deacons-possibility-fixation-womens-ordination-clerical

Anteriores Entradas antiguas

A %d blogueros les gusta esto: