María Clara Bingemer: “La teología de este Papa no se hace en las sacristías, sino que llega a las calles”


La teóloga brasileña María Clara Bingemer, en Boston

RD

Francisco no se limita a la Iglesia y a hablar de la salvación y de la eucaristía”

“Esperemos que Francisco se quede unos cinco años más. Sería lo ideal”

José Manuel Vidal, 20 de marzo de 2017 a las 22:10

(José M. Vidal).- “Si las mujeres se van de la Iglesia, la Iglesia cae a trompazos. Somos las que sostenemos la Iglesia”. La teóloga brasileña María Clara Bingemer ha demostrado de sobra la veracidad de esta afirmación suya con su propia trayectoria profesional, desde su cátedra en la Universidad Pontificia de Río de Janeiro y con otros cargos en varias universidades norteamericanas. Habló con RD durante el I Encuentro Iberoamericano de Teología de Boston sobre cómo ve el papado de Francisco como teóloga y mujer comprometida.

Estamos en el Boston College con María Clara Bingemer, que va a participar en el I Encuentro Iberoamericano de Teología. ¿Qué esperas del encuentro?

Mucho, porque hace bastante tiempo que no se hace un encuentro de este porte buscando, justamente durante el pontificado del Papa Francisco, las cuestiones que ha levantado y traído de vuelta. El Papa Francisco ha puesto nuevamente a la Iglesia de Latinoamérica bajo los reflectores.

Y es una oportunidad de dialogar con los históricos que vivieron toda la génesis de Medellín, de la Teología de la liberación, de la opción por los pobres… Todo ese proceso doloroso que fue, de dificultades con el Vaticano. Y es una oportunidad de tenerlos junto a europeos y gente del norte que tiene sintonía con esta teología. Y a los jóvenes, que son la esperanza del futuro.

¿Intentáis con esto, de alguna manera, ayudar al Papa con sus reformas?

Seguramente es una manera de hacer que todo lo que propone Francisco llegue más lejos y más ampliado. A que se extienda en la Iglesia.

Y hay un punto importante que espero logremos, por lo menos, empezar a tratar aquí. Hay todo un trabajo por delante primero, de traducción de textos inglés-español, porque la gente del mundo angloparlante, si el texto no está en inglés, no lo lee, y no saben ni que existe.

Teólogos buenísimos, latinoamericanos e incluso españoles, no son ni citados. Lo sé porque pasé mucho tiempo en universidades americanas buscando sus obras y no las encontraba porque no estaban traducidas al inglés. La gran cosa que hizo que la Teología de la Liberación entrara en Estados Unidos, fue que Orbis tradujo todo un corpus en inglés. Por lo que pienso que hay que hacer este trabajo, tanto por el norte como por el sur.

De una mujer como Dorothy Day, que está en proceso de canonización y que fue la pionera de lo que podía ser la Teología de la Liberación en Norteamérica, no hay ni sola de sus obras traducida al español o al portugués. Es desconocida totalmente.

Nosotros hicimos, en nuestra universidad, un simposio sobre ella y acaba de salir el libro. Y la gente se maravillaba y no entendía cómo no sabían nada de ella.

¿El libro, pensáis traducirlo al castellano?

Sus textos, son los que deberían ser traducidos al español, porque los brasileños lo leen perfectamente. No sé si al revés pasa igual.

Nos apañamos también.

Eso por un lado. Por otro tenemos que aprender a hacer publicaciones más ágiles. Blogs, textos cortos, entrevistas, vídeos de la gente que está pensando, porque a veces eso llega más rápido.

Pero para eso, los teólogos sois muy reticentes. Queréis matizarlo todo, huis de los titulares. Los medios os dan miedo a muchos. No estoy generalizando, claro.

Es el resultado de los treinta años que vivimos bajo censura y bajo vigilancia. Todo lo que un teólogo puede decir, puede ser usado contra él. Puedes perder la cátedra. Pero hoy es otro momento.

¿Estáis percibiendo ya este momento distinto, esa libertad?

Sí, yo la percibo. Y soy de la diócesis más conservadora de Brasil.

¿Cuál es?

Río de Janeiro, que tenía a don Eugenio Sales. Había que cuidar cada suspiro, porque si no, podía ser interpretado como una herejía. Yo hice un vídeo que me pidieron las paulinas sobre la Santísima Trinidad y tuve que ir a conversar con el obispo auxiliar. Me dijo: “¿Por qué no habla del Ingénito?” Yo le dije: “Eso no es lenguaje para vídeo”. Pensé: “La gente va a creer que se trata de un remedio”.

No sé, tendía que decir el Padre, no el Ingénito, porque hablar en esos términos…, eran unas cosas como de locos. Y claro, también había mucha autocensura.

De Sales pasasteis a Scherer

Sí, Eusebio era más abierto. Pero hoy día se siente más libre el aire. Ya no se puede comentar que el Papa está contra eso. Se le puede citar abundantemente.

¿Ha habido una inflexión?

Sí. Aunque creo que hay sectores en la Iglesia que no dan mucha importancia a lo que dice el Papa. Siguen en los pontificados anteriores. Precisamente por eso nosotros tenemos que trabajar para que este pontificado sea de alcance.

Subirse al carro de la ilusión que viene de Roma. Pero hay mucha jerarquía que no se está subiendo a ese carro.

Sí. Y no combate, simplemente ignora. Hay algunos, no muchos, para los que la noticia fue difícil de tragar. Y los cuatro cardenales que combatieron abiertamente.

Ahora estamos buscando en la Universidad, para contratar nuevos profesores en el departamento. Y admitir profesores laicos, es muy difícil. Cuando recordamos lo que dice el Papa Francisco, no nos escuchan demasiado.

O sea, que hay viejas inercias que cuestan superar.

Sí. Pero creo que en el conjunto se va dando una movilidad. Y la gente está tomando conciencia del camino que hizo América Latina y que fue cortado por el medio.

O sea, que América Latina está de moda. La Teología, del Sur, el Papa del Sur.

Sí, está al frente. Y lo bueno que me veo, es que la Teología de este Papa no se hace en las sacristías, sino que llega a las calles. Él habla sobre otros temas, sus escritos, Laudato si’, Evangelii Gaudium y Amoris Laetitia, tienen calle, como decimos nosotros. No están hechos en una oficina cerrada, con cinco hombres elevados legislando sobre las relaciones sexuales de los matrimonios, que es un absurdo. Se respira otro espíritu. Y creo que tenemos responsabilidad para con esta nueva situación. No solamente para no dejarla morir, sino para hacerla crecer.

Tú conoces bien Estados Unidos. Has dado clases aquí.

He estado muchas veces en los últimos diez años.

Lo hispano, a nivel eclesiástico, ¿cómo está en Estados Unidos?

Es casi mayoritario a nivel numérico. Pero hay reductos bastante conservadores, hispanos también. Por otro lado, hay una masa grande que llena las iglesias y está sedienta de pastoral, de espiritualidad. Y creo que todo lo que se está organizando aquí en Boston, en Chicago y algún que otro lugar, de cursos de Teología en español, está ayudando mucho para que esos hispanos se vuelvan actores más activos en el escenario eclesiástico.

¿Pero eso todavía no tiene reflejo a nivel de jerarquía, a niveles futuros?

Todavía no, pero terminará por tenerlo porque va a haber más obispos hispanos, y más obispos afrodescencientes. Estamos en tiempos difíciles en Estados Unidos también.

Sobre todo con Trump. ¿Qué representa la llegada de Trump para la Iglesia en general y para la Iglesia en Estados Unidos?

Es muy complejo, porque le han apoyado muchos obispos, al declararse pro-vida. Es fácil decir “soy pro-vida” cuando la verdad es que no creo que le importe mucho. Aquí están obsesionados por cosas como el aborto, y creían que Hilary, como es feminista, era pro aborto. Yo no creo que lo sea. Tiene esa visión de las católicas por el derecho a decidir. Esas cosas que son muy americanas. Y me parece que, por lo menos, es una persona más preparada, más cualificada.

Ese hombre, no entiendo cómo consiguió captar tantos votos. Es por cuestiones de dinero. Conversando con algunos americanos, por ejemplo el electricista, bien americano, bien clase media, me decía que iba a votar por Trump. “¿Pero por qué?”, preguntaba yo. “Pues porque estoy harto de pagar tantos impuestos, y los inmigrantes ilegales no los pagan…”, cosas así. Todo por el dinero.

El Papa se puede convertir en el otro gran líder mundial que puede hacer contrapeso a este hombre.

Ya lo es. Es una persona que tiene entrada por todos lados. Consiguió que Estados Unidos y Cuba volvieran a dialogar. En Oriente Medio, es muy escuchado. Y en Europa. Creo que es la figura positiva, el líder positivo que hay en el mundo.

¿Y le pueden frenar?

No. Es decir, él tiene que saber que va a llegar hasta determinado punto. Lo que no le dejarán, quizás, es ir más adelante. Pero muchas cosas sí que puede hacer. Y su voz puede ser oída. Y lo es, de hecho, porque él habla en varios atrios. No se limita a la Iglesia y a hablar de la salvación y de la eucaristía. Habla de eso también, pero además, habla de la sociedad, de la dictadura del dinero, de la pobreza, de los excluidos, de la ecología.

La Laudato si’, creo que ha sido un elemento de influencia, porque es tan bueno el documento que es respetado por todo el mundo. Leí una entrevista de Edgar Morin, que es un pensador francés, y decía que era la cosa más nueva que había visto, y más maravillosa.

Pero Trump no va por ahí.

Pero yo no sé si Trump va a llegar a ser un líder mundial. Es presidente de Estados Unidos, y tiene ese poder. Obama era un líder. Trump es como George Bush, un tonto que está sentado en la Casa Blanca.

¿Vamos a un escenario de Guerra de las Galaxias? ¿El hombre de la luz y el hombre de la oscuridad?

Sí, las dos banderas. Un poco las dos banderas de san Ignacio. Es un tipo que da miedo, que podrá gritar, hacer decretos, y dificultar la vida de mucha gente. Que trae sufrimiento a los migrantes, seguramente.

¿Lo de la inmigración, está movilizando ya a la gente en contra de Trump?

Parecía que se hablaba de una manera informal de eso, pero ahora, en los aeropuertos me quedé impresionada de cómo controlaban las maletas de los de Oriente Medio, de todos los que parecían venir de países musulmanes.

A nosotros nos recibió en Boston un señor con una pancarta que decía “Muslim = terrorista”.

¿Ves? En Europa pasa un poco también, pero no tan descarado. En Francia hay mucha oposición al árabe. Creo que en el que más.

¿La Iglesia latinoamericana debería plantarse en el CELAM, en las instituciones que tiene conjuntas, para luchar contra esto?

Pienso que debería estar mucho más metida en el tema de los migrantes. Yo ahora vuelvo a Brasil, y el 20 de noviembre estaré en Roma con mi marido, que trabaja con los scalabrinianos, y están haciendo un fórum sobre migración. Un fórum grande, con muchas sesiones. Es una congregación dedicada a eso.

Pienso que el tema de la migración es uno de los temas clave de hoy en día. Creo que estamos viviendo en un mundo con una nueva geografía y hay gente, Trump incluso, que está queriendo volver a la geografía antigua. Eso puede perjudicar muchas cosas que han sido hechas, por ejemplo, todo el sueño de la Europa unida. Esto puede echarlo todo a perder. Otra vez dividir, cambiar las monedas… Supuso un avance enorme, América Latina debía hacer algo similar con Mercosur.

La “patria grande” de la que habla el Papa.

Claro. Y eso implica una nueva geografía y una nueva visión de lo que es la frontera. Acabamos de hacer un simposio en Roma, con la Universidad de Notre Dame de aquí, la Universidad de Perugia, la de Francia y la nuestra de Río sobre “El Extranjero”, el desafío del migrante. Me parece algo muy importante.

Por eso el Papa insiste una y otra vez en ese tema. Es una de sus banderas.

La cuestión de los migrantes la trata él. Es una demostración de la importancia que le da.

Nosotros no tenemos tanta conciencia de esto. En América Latina no tenemos un problema tan agudo como lo es en Estados Unidos y en Europa. Es una tragedia.

Vi en Facebook una cosa interesante. Había una foto de un embrión en un lado, y en el otro una niña con el chaleco salvavidas, como ahogándose. La pregunta era si una vida cuenta y la otra no. Se trata de vidas humanas.

A esa dinámica de que cuenten las dos vidas, se le ha dado la vuelta a nivel eclesiástico. Hasta ahora se incidía más en la del embrión.

Pero estamos en proceso de cambio. Ya está en la mentalidad de todos. El proceso se está dando.

¿Crees que el proceso abierto por Francisco va a cuajar? ¿Tiene tiempo para que cuaje?

Yo confío mucho. Primero para que Dios le dé salud por lo menos para unos años. En esta situación se necesitan unos dos consistorios más para garantizar la sucesión un poco. Todavía no tiene el número de electores.

Pero por otro lado, su elección fue algo tan sorprendente que creo que no tenemos el derecho de dudar del Espíritu Santo. Yo debo de confesar que cuando anunciaron su nombre no sabía de sus historias en Argentina, a veces no muy positivas, que contaban. Pero después, cuando saludó con su Teología impecable, y dio la bendición, conquistó a todo el mundo. Yo lo conocí en Buenos Aires y era muy serio. No sonreía. Y ahora, es la alegría caminando.

Le cambió la cara.

Cambió completamente.

¿Se cree poseído por una misión especial?

Yo creo que tuvo una consolación sin causa precedente ahí, como buen jesuita, salió adelante y eso es lo que le da fuerzas. Porque imagínate todo lo que cada día, ese hombre, debe tener de trabajo, de palos.

Con 80 años, además.

Es que no es un niño.

En España hay muchos obispos y muchos curas que cuando les dices de subirse al carro dicen: “No, ya somos mayores, estamos cansados…” Y yo siempre les digo: “Oye, el Papa es más mayor que tú y está tirando del carro de una forma ejemplar”.

Claro. Es impresionante. Cuando estuvo en Brasil en la Jornada de la Juventud, uf, fue un éxito total. Sin seguridad, con la ventanilla abierta, paseando tranquilamente, tomando cafeciño con los pentescostales y con umbandistas…

En medio de las favelas.

Tiene calle.

La Iglesia de Brasil parece que le sigue más. Ya estaba en ese camino, ¿no?

Sí. Teníamos el mejor episcopado de todo el mundo. Son 400 obispos. Eran 300 en la época de Juan Pablo II. Había una mayoría moderada, un grupo pequeño conservador, y un grupo muy activo, muy fuerte y muy profético de progresistas. Y ese daba el tono. Y la mayoría moderada lo seguía. Los obispos vivían La Milla. Todo lo que hablaba la Conferencia Episcopal era noticia. Juan Pablo II fue anulando. Tuvo 26 años para hacerlo nombrando, observando los de movimientos en secreto. Ahora empezó a cambiar.

¿Se está revirtiendo otra vez?

Sí, pero revertir una cosa de tantos años, donde los últimos de esa generación están muriendo ahora: murió don Luciano, don Pablo Evaristo… Don Angélico sigue vivo, pero ya está viejo. Fueron nombrados no sé cuántos focolares. Incluso, por ejemplo, el cardenal responsable del dicasterio de la Vida Religiosa, es un brasileño. Es focolarín, ¿qué está haciendo ahí? ¿Por qué lo pusieron ahí?

Francisco lo confirmó. Quizás sea un hombre fácil de trabajar, no lo sé, pero el nombramiento viene de antes, viene de Benedicto. Juan Pablo II dio muchas alas a los movimientos. A la vida religiosa, la puso de costado. Yo creo que eso tuvo mucha influencia en la configuración.

Ahora, en la Iglesia de Brasil, están empezando a aparecer obispos nuevos y buenos. Y abiertos. Creo que estamos en un buen momento. Pero necesita tiempo. Esperemos que Francisco se quede unos cinco años más. Sería lo ideal para que pueda nombrar más cardenales.

Y que le suceda alguien en la misma línea.

Claro. Porque todo eso es juego político. Gustavo Gutiérrez decía que si Juan Pablo se hubiera retirado estando muy enfermo, Martini hubiera sido el Papa. Y sería bien distinto. Cuando él murió, Martini ya estaba muy enfermo, no aceptó. Y fue Benedicto. Pobre hombre, pasará a la historia por su renuncia. Gran gestor, reconocer que no daba abasto, que no podía más.

¿Eso le justifica ante la historia?

Tranquilamente. Un hombre inteligente.

¿Es irreversible esta nueva tendencia que se está marcando el Papa Francisco? ¿Es imposible que se revierta al menos a corto plazo?

No. Nada es imposible. Todavía es muy viva la pegada conservadora. Muy viva y muy activa. Tiene mucho poder. El cardenal Burke, con su cola… Eso atrae a algunas personas. Atrae a los jóvenes incluso. El joven clero, a veces impresiona. Al joven clero diocesano le gustan los trapos, los ornamentos, el poder. La mayoría de nuestros alumnos son laicos y en posgrado tenemos muchos jóvenes protestantes y son excelentes. Están casados y tienen que mantener mujer e hijos. Los jóvenes curas son…

¿O sea, que una de las soluciones a eso podría ser el celibato opcional? ¿Les haría más humanos, más de la vida real? ¿O no?

Creo que para los diocesanos eso sería una cosa a considerar seriamente. Primero, que la Iglesia lo necesita. Brasil es el mayor país católico del mundo. El 70% de los brasileños no tienen eucaristía el domingo. No porque no quieran, es porque no hay clero. Depende enteramente del clero para hacer la eucaristía. Entonces, hay ministras con celebraciones de la palabra, que el pueblo considera misa. Incluso dicen que prefieren la misa de la monja a la del cura.

Creo que podían llamar de vuelta a los curas casados. Algunos estarían encantados de volver. Habría camino. Pienso que Francisco pensó en eso.

¿Cómo está ese movimiento en Brasil? En Europa, se dice que Francisco le dice al cardenal Hummes: “Abrid caminos en ese terreno. Id por delante”. ¿Se está haciendo algo en ese sentido?

Hay varios frentes. Primero reforzar el tema de los diáconos permanentes, que puedan venir presbíteros.Tienen formación y la mitad ya son casados.

Otra es permitir las relaciones de los viri probati. Quizás primero para algunas regiones que más lo necesiten. No en las urbes, que tienen mucho clero.

La Conferencia Episcopal brasileña ya llevó esa cuestión a Aparecida. Recogieron el problema pero no la solución. Todas las iglesias cristianas admiten el presbítero casado. Incluso la ortodoxa y los anglicanos.

El tema de la mujer en la Iglesia, supongo que como mujer teóloga te interesa.

Pobre mujer. Bueno, mucha gente se enojó con Francisco cuando dijo que la ordenación de la mujer era muy difícil de hacer. Yo no me enojé, primero porque es verdad, Juan Pablo II ató la cosa. Habrá algún camino canónico, pero debe ser muy difícil.

Y segundo, porque no creo que deba ser una prioridad. Sé que para muchas mujeres esto es un dolor. Saben que pueden prestar un servicio, a veces mucho mejor que los curas. Pero creo que queda un largo camino.

Él ha hecho algunas cosas; puso algunas mujeres en puestos claves, incluyó más mujeres en la Comisión Teológica Internacional. En abril voy a Roma a participar en un encuentro de un grupo de mujeres, que va a ser un seminario de Teología para poner en práctica eso que el Papa Francisco dice que falta, una Teología más de la mujer. Hubo un primer encuentro y en este segundo el tema es “Lágrimas”.

También ha creado la Comisión para las Diaconisas.

Claro.

¿Esa comisión puede llegar a algún sitio? ¿O se abrió simplemente por hacer algo?

Claro que sí. Fue un gesto concreto, vamos a esperar que salga. La americana que está ahí es una guerrera, Phyllis Zagano. Escribió un libro sobre el diaconado de las mujeres. Es muy abierta y muy peleona. No está ahí solo para figurar. Yo creo que va a luchar.

¿Pero, no hay algunos temas, como este del que estamos hablando de la mujer, que corren tanta prisa que es inevitable e ineludible hacerlo? De cara a la gente. Mis hijas de 24 años no lo entienden.

Estoy totalmente de acuerdo contigo. Pero incluso entre los laicos, según las mentalidades, es machista. El machismo es una plaga. Es algo muy arraigado. Sobre todo en la cultura latina. Hay que decir esto en favor de los gringos. Las mujeres conquistaron muchas cosas, por ejemplo, en los cuerpos docentes de las facultades de Teología, hay muchísimas mujeres. En puestos importantes, como directoras.

Una vez, el provincial de los jesuitas fue al cardenal de Río a proponer mi nombre como directora del departamento, y casi le da un infarto. ¡Cómo! ¡Una mujer! No pudo ser.

La primera vez que fui a hablar en la Conferencia Episcopal sobre un documento de Juan Pablo II, la Dominum et Vivificantem, don Luciano, que me adoraba y que era amigo mío, cuando la monja que organizaba dijo: “Quien va venir es la doctora Maria Clara Bingemer”, dijo: “¿Pero cómo hermana? ¡Para hablar de un documento pontificio a los obispos!” Después, me abrazó y me dijo: yo creo que es cuestión de entrar en los espacios, ¿no?

Pero es como un cuerpo extraño. Creen que las mujeres son seres de otra galaxia, creo.

Hay miedo. El miedo a Eva, desde siempre.

Miedo-pánico. Las mujeres que tienen un perfil, asustan locamente. Y empiezan las críticas: es machona, no es femenina…, así las marginan.

Aquí, no. Aquí hay respeto. Ellas tienen, en las facultades de Teología, el llamado tenure, que es la estabilidad. No las pueden echar porque el obispo se haya puesto de mal humor. Y hay mujeres que se han destacado muchísimo. Eso en el campo teológico, otra cosa es lo que pasa en las parroquias. Porque esta cosa de no tener acceso a los niveles de coordinación y de poder, realmente juega un papel. La mujer nunca está en el altar.

En Europa, en el centro, por ejemplo en la catedral de Amsterdam, tienen una eucaristía cada seis meses. Hay muchas mujeres mujeres que hacen homilías. En Europa se están empezando a dar esas cosas. En Alemania. Y aquí, los americanos inventan cualquier cosa. Hacen iglesias mezcladas.

Pero en las iglesias católicas y en la parroquias católicas tradicionales, creo que todavía hay mucho por caminar. Y creo que es un tema muy urgente porque la mujer se harta de estar siempre subordinada, siempre en plano secundario, siempre tratada con condescendencia.

Y la imagen que damos a nivel social.

Sí, que es horrible. Eso ocasiona algo que creo no es muy positivo. Por ejemplo, las mujeres de aquí son un poco agrias. Les vas ayudar para cargar algo y dicen: “¡No! Yo puedo hacerlo sola”. Pero es una reacción solo para reafirmar la igualdad.

Estoy más alineada con ese feminismo de la diferencia. Somos diferentes, pero por eso mismo tenemos que estar juntos, para enriquecer la humanidad. Si la mujer está fuera, la humanidad se empobrece. La Iglesia se quedó en un reducto de machos célibes que no entienden nada de ciertas cuestiones de la vida. Y hay que legislar sobre todo.

¿Y tú crees que la institución va a poder coger ese tren en marcha que va cada vez más rápido?

Martini decía que llevamos 200 años de retraso y no sé ahora. El papa Francisco está acelerando el proceso de adaptación y de puesta al día, el aggiornamento, pero aún así parece que va tan lento…

Va muy lento. Por ejemplo, este último semestre estuve de sabático aquí, en el Boston College, y mi investigación fue sobre una pensadora francesa atea, agnóstica. Julia Kristeva. La llaman mucho para hablar en la catedral de Notre Dame sobre el humanismo.

La recuerdo en Asís.

Ella tiene un pensamiento sobre la maternidad que es el más bonito que he visto. Y su símbolo es la Virgen María. Dice que el Occidente perdió el discurso sobre la maternidad. Que tiene que recuperarlo. Y el catolicismo tiene una contribución fantástica con la Virgen María.

Hace una lectura de la mariología que es muy linda, y diferente, pero muy respetuosa, de la fe. Es una representante del mundo secularizado. Del mundo sin creencias. Y yo tengo miedo de que las mujeres también perdamos lo que es propio nuestro: el poder de la mujer de ser madre. Es un poder, aunque sea también una vulnerabilidad.

Y un privilegio, claro.

Sí, el poder de alimentar el hijo con su propio cuerpo. Yo escribí mucho sobre eso. Es un gesto eucarístico. Entonces, no puede celebrar pero puede ser eucaristía.

Por ahí es por donde creo que apunta el Papa.

Él espera un poco eso. Que la Teología de la mujer no sea tan vindicativa. Que no sea una versión femenina del machismo.

Pero, al final da la sensación de que la institución siempre pone paños calientes, que ese tipo de salida, invariablemente, es justificar que no se le considere en igualdad de condiciones.

Sí, son milenios para recuperar. En la Iglesia primitiva las mujeres tenían un papel más activo.

Y, esto también es importante, hubo mujeres en la Iglesia que ahora están empezando a ser rescatadas, las místicas. Porque con la mística uno no puede meterse. ¿Qué van a hacer? ¿Negar?. No.

Antes era un poco como que sólo estaba Teresa de Ávila, pero hay muchas más y contemporáneas.

Por ejemplo, que Benedicto XVI haya citado en sus últimas homilías como Papa a Etty Hillesum, una judía agnóstica que tuvo cuatrocientos mil amantes, y un día se enamoró de un psicólogo, y él le dijo: “Creo que deberías rezar”. Y desde entonces fue una mística. Fue voluntariamente al campo de concentración, dejó dos diarios y unas cartas increíbles. Todo el mundo la estudia en el mundo entero. Es una inspiración para católicos, cristianos de todos los matices, ateos, para todos.

Es una mujer muy mujer, muy consciente de su cuerpo, de su sexualidad. Hizo un aborto en medio del camino. Imagínate en la guerra…

Esa cosa del aborto es un tema más delicado. Muy serio. Yo estoy en contra del aborto. Pero como dice Ivone Gebara, a veces se empieza hablando del aborto y no de la sociedad abortiva que empuja a las mujeres, sobre todo a las pobres, a hacer abortos, porque el hombre no se responsabiliza, las abandona. Ahí estuvo la raíz de su conversión, sufrió muchísimo. Porque el novio dijo: si tienes ese hijo, yo me voy. Ella lo amaba mucho y perdió el hijo y al hombre. Pensó que nunca iba a volver a quedar embarazada, pero después tuvo una hija, y se convirtió.

Al final sí que veo que eres optimista, o que tienes esperanza.

Hay que tener esperanza. Si las mujeres se van de la Iglesia, la Iglesia cae a trompazos. Somos las que sostenemos la Iglesia. En la película sobre la vida de Francisco se ve la importancia que tuvieron las mujeres en su vida. Una comunista que fue su jefa cuando trabajaba como químico, después otra que era una jueza y que lo ayudaba a sacar a la gente…

Su abuela.

Pienso que las mujeres son las columnas de la Iglesia. Y espero que se tome conciencia de la necesidad de una actuación y de una presencia más efectiva de la mujer, pues así iremos lejos.

Muchas gracias, un placer.

De nada.

Otros titulares:

El Papa Francisco ha puesto nuevamente a la Iglesia de Latinoamérica bajo los reflectores

Creo que hay sectores en la Iglesia que no dan mucha importancia a lo que dice el Papa. Siguen en los pontificados anteriores. Precisamente por eso nosotros tenemos que trabajar para que este pontificado sea de alcance

No entiendo cómo Trump consiguió captar tantos votos. Es por cuestiones de dinero

El Papa es una persona que tiene entrada por todos lados. Consiguió que Estados Unidos y Cuba volvieran a dialogar. En Oriente Medio, es muy escuchado. Y en Europa. Creo que es… el líder positivo que hay en el mundo

No le pueden frenar al Papa… Tiene que saber que va a llegar hasta determinado punto. Lo que no le dejarán, quizás, es ir más adelante

La voz del Papa puede ser oída. Y lo es, de hecho, porque él habla en varios atrios

Pienso que la Iglesia debería estar mucho más metida en el tema de los migrantes

La elección de este Papa fue algo tan sorprendente que creo que no tenemos el derecho de dudar del Espíritu Santo

Ahora, en la Iglesia de Brasil, están empezando a aparecer obispos nuevos y buenos. Y abiertos. Creo que estamos en un buen momento

Esperemos que Francisco se quede unos cinco años más. Sería lo ideal para que pueda nombrar más cardenales

El 70% de los brasileños no tienen eucaristía el domingo. No porque no quieran, es porque no hay clero

Creo que podían llamar de vuelta a los curas casados. Algunos estarían encantados de volver. Habría camino. Pienso que Francisco pensó en eso

No creo que la ordenación de las mujeres deba ser una prioridad

El Papa espera que la Teología de la mujer no sea tan vindicativa. Que no sea una versión femenina del machismo

Si las mujeres se van de la Iglesia, la Iglesia cae a trompazos. Somos las que sostenemos la Iglesia


http://www.periodistadigital.com/religion/america/2017/03/20/religion-mujeres-america-brasil-encuentro-iberoamericano-teologia-maria-clara-bingemer-la-teologia-de-este-papa-no-se-hace-en-las-sacristias-sino-que-lle

Al Pueblo del Ecuador, desde Movimientos y luchadores sociales de Argentina y Brasil


BY · PUBLISHED 20 MARZO, 2017 ·

Balotage Lenin vs LassoDestacando que el 2 de abril, día de la segunda vuelta presidencial en Ecuador, “es un momento trascendental para el pueblo del Ecuador y el de toda América Latina”, movimientos populares y luchadores sociales de Argentina y Brasil suscribieron un manifiesto en el cual brevemente exponen los impactos sociales que se están registrando en sus países con la implementación de políticas neoliberales, para proclamar: “¡No elijas a un representante de la derecha financiera!”.

“Querido pueblo del Ecuador no caiga en la trampa de elegir una derecha dura que ya anunció que se unirá a los demás gobiernos de derecha del continente, como Perú, Colombia, Brasil y Argentina, para reconstruir la hegemonía del orden capitalista y sus políticas neoliberales contra los pueblos”, señala el documento.

Entre otros movimientos de Brasil que suscriben el documento constan: el Movimiento Sin Tierra (MST), la Vía Campesina, la Central de Trabajadores y Trabajadoras (CTB), la Central Única de los Trabajadores (CUT), la Marcha Mundial de Mujeres, la Coordinación Nacional de Entidades Negras, el Levante Popular da Juventude; mientras que de Argentina lo hacen: la Central de Trabajadores de la Argentina (CTA), la Asociación Trabajadores del Estado (ATE Capital), el Movimiento de Desocupados Metalúrgicos, el Movimiento Nacional Campesino Indígena (MNCI) – Vía Campesina, el Movimiento Popular Patria Grande, entre otros.

A continuación el texto completo del manifiesto:

 

Pueblo del Ecuador: ¡No elijas a un representante de la derecha financiera!

fora-temer-macri_0El 2 de abril es un momento trascendental para el pueblo del Ecuador y el de toda América Latina. Ese día se realizará la segunda vuelta presidencial en Ecuador, que enfrentará, de un lado al candidato de Alianza PAÍS, Lenin Moreno, y del otro, a Guillermo Lasso, el representante del capital financiero nacional e internacional, que conduce su propio movimiento, y es muy similar, a pesar de un discurso fantasioso, a las otras derechas del continente, que por eso lo apoyan firmemente.

Conscientes de las diferencias que existen entre nuestros países, queremos referirnos a lo que estamos viviendo en las dos mayores naciones del Cono Sur.

 

El ejemplo de Argentina

Hace poco más de un año, Argentina vivió un momento similar. El 22 de noviembre de 2015, en el balotaje, triunfó por un margen muy pequeño (2,7%) el candidato Mauricio Macri, también un rico empresario y además comprometido en actos de corrupción y enriquecimiento ilícito durante la época del neoliberalismo.

A partir de su asunción, las políticas de su gobierno no dejaron lugar a dudas: gobierna sólo para los ricos. Las tarifas de agua, luz y gas aumentaron inmediatamente: en los primeros meses de 2016 el tarifazo alcanzó entre el 100% y el 400%. Y a principios de 2017 volvió a aumentar. El precio del transporte se duplicó hace un año y ahora pretenden aumentarlo otro 60% más.

El argumento para este ajuste que golpea a la población es que hay que bajar el gasto público, pero al mismo tiempo les exoneran los impuestos a los ricos y el propio presidente les perdona deudas y les transfiere negocios a las empresas de sus familiares y amigos.

Eso es todo lo que se puede esperar de un político empresario que ya estuvo comprometido en actos de corrupción con los dineros públicos y oculta su capital en los paraísos fiscales “off shore”.

 

El caso de Brasil

En Brasil pasó básicamente lo mismo, destituyeron con un golpe institucional a la presidenta legítima, con el pretexto de combatir la corrupción. Asumieron el gobierno y en solo nueve meses la crisis económica sigue: el desempleo alcanza la marca histórica del 15% de la población, congelaron todos los gastos sociales por veinte años; cerraron el Ministerio de Desarrollo Agrario y terminaron con el programa de reforma agraria; están entregando la agricultura y los bienes naturales a las empresas transnacionales, que por cierto los financian y son sus verdaderos patrones.

La corrupción sigue ahora con más fuerza, nueve ministros fueron denunciados y otros 250 políticos de la derecha están acusados por las mismas empresas.

La burguesía, los ricos, siempre hacen sus maniobras electorales, cambian discursos, porque quieren volver al poder como sea, para seguir acumulando riqueza.

 

Elecciones generales en Ecuador

Querido pueblo del Ecuador: no caiga en la trampa de elegir una derecha dura que ya anunció que se unirá a los demás gobiernos de derecha del continente, como Perú, Colombia, Brasil y Argentina, para reconstruir la hegemonía del orden capitalista y sus políticas neoliberales contra los pueblos.

De darse una derrota política, no habrá tiempo para arrepentimientos, pagarán con su trabajo y mayor explotación, el error político.

Debemos ser siempre críticos frente a los gobiernos, como forma de mantener la democracia y buscando mejorar la vida de la gente. Pero no podemos engañarnos con poner la raposa al cuidado del gallinero!

El pueblo de Ecuador todavía está a tiempo de frenar al candidato más radical del neoliberalismo y de los ricos.

Este 2 de abril, para Ecuador y Nuestra América, nos parece mejor utilizar todas las formas de voto que impidan que el capital financiero regrese al poder.

Estamos con ustedes, desde Argentina y desde Brasil.

Un fuerte abrazo

 

Firman este manifiesto:

Brasil

  1. Altamiro Borges – Jornalista, Coordenador do Centro de Estudos da Mídia Alternativa Barão de Itararé
  2. Anderson Bahia – Centro de Estudos da Mídia Alternativa Barão de Itararé
  3. André Tokaski – Partido Comunista do Brasil (PCdoB)
  4. Antônio de Lima – Diretor do Centro de Professores do Estado do Rio Grande do Sul
  5. Beto Almeida – Jornalista
  6. Breno Altman – Jornalista, Editor do site Opera Mundi
  7. Carina Vitral – Presidenta da União Nacional dos Estudantes (UNE)
  8. Carlos Tibúrcio – Jornalista, e Coordenador da campanha “Um Brasil justo para Todos e para Lula”.
  9. Central dos Trabalhadores e Trabalhadoras do Brasil – CTB
  10. Central Única dos Trabalhadores – CUT
  11. Centro de Estudos, Pesquisa e Direitos Humanos – CEPDH (Caxias do Sul)
  12. Chico Malfitani – Publicitário, e campanha “Um Brasil justo para Todos e para Lula
  13. Cido Araújo – Centro de Estudos da Mídia Alternativa Barão de Itararé
  14. Conceição Oliveira (Maria Frô) – Educadora, e blogueira
  15. Consulta Popular
  16. Dilma de Melo Silva – Professora da Universidade de São Paulo (USP)
  17. Edegar Pretto – Presidente da Assembleia Legislativa do Rio Grande do Sul
  18. Eleonora Lucena – Jornalista
  19. Emir Sader – Professor, e escritor
  20. Federação Única dos Petroleiros – FUP
  21. Felipe Bianchi – Centro de Estudos da Mídia Alternativa Barão de Itararé
  22. Fernando Morais – Jornalista, e escritor
  23. Flavio Jorge – Coordenação Nacional de entidades Negras (CONEN)
  24. Humberto Santos Palmeira – Movimento dos Pequenos Agricultores (MPA)
  25. Igor Fuser – Professor da Universidade Federal do ABC (UFABC)
  26. Jandira Feghali – Deputada Federal do Estado do Rio de Janeiro pelo Partido Comunista do Brasil (PCdoB)
  27. Janeslei Albuquerque – Executiva Nacional da Central Única dos Trabalhadores (CUT)
  28. Jesus Carlos – Agencia Latina
  29. Joao Pedro Stedile – Ativista da Reforma Agrária e da Frente Brasil Popular (FBP)
  30. José Claudinei Lombardi – Professor Titular da Faculdade de Educação da Universidade Estadual de Campinas (FE-Unicamp)
  31. José Luis Coraggio – Economista Argentino
  32. José Reinaldo – Secretaria de Relações Internacionais do Partido Comunista do Brasil (PCdoB-RJ)
  33. Levante Popular da Juventude
  34. Lucio Gregori
  35. Luiz Alexandre – Jornalista
  36. Marcha Mundial das Mulheres (Brasil) – MMM (BR)
  37. Maria Alice Vieira – Centro de Estudos da Mídia Alternativa Barão de Itararé
  38. Maria Fernanda Milicich Seibel – Advogada do estado do Rio Grande do Sul, Brasil
  39. Maria Liège Santos Rocha – Coordenação da União Brasileira de Mulheres (UBM) e do Comitê de Direção da Federação Democrática Internacional de Mulheres (FDIM)
  40. Movimento dos Pequenos Agricultores- MPA
  41. Movimento de Mulheres Camponesas – MMC
  42. Movimento dos Pequenos Agricultores – MPA
  43. Movimento dos Trabalhadores Rurais Sem Terra- MST- Brasil
  44. Nilto Tatto – Deputado Federal do estado de São Paulo pelo Partido dos Trabalhadores
  45. Pedro José Sibahi – Jornalista
  46. Raquel Moreno – Jornalista
  47. Renata Mielli – Centro de Estudos da Mídia Alternativa Barão de Itararé
  48. Ricardo Gebrim – militante da Consulta Popular
  49. Rodolfo Lucena – Jornalista
  50. Rodrigo Cesar – Setor de Juventude do Partido dos Trabalhadores (PT)
  51. Rogerio Crisosto – Professor de História da Rede Pública de Ensino do Estado de São Paulo
  52. Sergio Gomes – Jornalista, Instituto Oboré
  53. Socorro Gomes – Centro Mundial pela Paz
  54. União Nacional dos Estudantes – UNE
  55. Valter Pomar, professor universitário da UFABC
  56. Vía Campesina Brasil
  57. Wadih Damous – Deputado federal pelo estado do Rio de Janeiro do Partido dos Trabalhadores (PT-RJ)
  58. Wagner Nabuco – Editor da revista Caros Amigos
  59. Washington Araújo – Site Bem Blogado
  60. Yumi Kawamura – Ativista Digital

 

Argentina

  1. Movimiento Popular Patria Grande
  2. Movimiento Nacional Campesino Indígena (MNCI) – Vía Campesina
  3. Movimiento Seamos Libres
  4. Movimiento Evita
  5. Movimiento Proyecto Popular
  6. Movimiento Popular La Dignidad
  7. CTA de los Trabajadores
  8. ATE Capital
  9. Peronismo Militante
  10. La Cinco de Noviembre
  11. Movimiento de Desocupados Metalúrgicos John William Cooke
  12. Agrupación Envar El Kadri – Peronismo de Base
  13. Movimiento Mayo
  14. Proyecto Nacional
  15. Miles TTT
  16. Kolina
  17. Red de Comunicadores del Mercosur (REDCOMSUR)
  18. Peronismo 26 de julio
  19. Alberto Ramírez, México-Argentina.

http://www.albamovimientos.org/2017/03/al-pueblo-del-ecuador-desde-movimientos-y-luchadores-sociales-de-argentina-y-brasil/

Remedios de marihuana con sello colombiano


Ya están en el mercado un aceite que serviría para el tratamiento del Parkinson y el Alzheimer así como otros productos curativos a base de cannabis.

Por: Febrero 05, 2015
Remedios de marihuana con sello colombiano

Hace nueve años Jorge y Mauricio, ambos ingenieros, crearon Cannalivio, una botica natural que parte de las recetas de las abuelas con la intención de mejorarlas a partir de plantas medicinales de primera calidad para desarrollar productos cosméticos y una línea fitoterapéutica que cuenta con ungüento, aceite, linimento y extracto para tratar golpes, dolores, espasmos, artritis, tendinitis, túnel del Carpio, neuralgias, varices, dolores de cabeza, cólicos y calambres entre otras.

Los ensayos empezaron con jóvenes que practicaban deportes en patineta, pero cada vez más personas se fueron sumando debido a la calidad y la eficacia de los productos, como es el caso de Ricardo Arévalo que decidió incluir el extracto en el tratamiento de su mamá, diagnosticada con Parkinson y Alzheimer.

—Yo tenía susto de darle. Mi mamá iba en reversa y la situación era muy crítica, pero al día siguiente de probar, ella como que se despertó y se lo seguimos dando. La mejoría es de más del 50%. La primera semana comenzó a recuperar el habla, después empezó a mejorarle la tembladera en la mano, hoy es capaz de coger un vaso ella misma y tomar, también es capaz de ver una película completa, entenderla y hasta comentarla. Es menos ansiosa y nerviosa.  Cuando mi mamá fue diagnosticada le dijimos al doctor que le íbamos a dar medicina natural y él dijo: ‘enle lo que quieran, eso no va a servir para nada’. Ahora el médico vive contento y sorprendido con la mejoría y nos dice que es una suerte porque no le hemos dicho que le damos, pero la calidad de vida de mi mamá mejoró. —cuenta Ricardo Arévalo.

Beatriz Bayona también optó por el cannabis medicinal a la hora de tratar un cáncer de piel en el puente de la nariz. Tanto ella como Ricardo empezaron investigando en internet y encontraron en Canadá casos parecidos a los suyos que los ayudaron a decidirse, pero antes de importar los productos lograron comunicarse con los fundadores de Cannalivio.

—Yo estaba perdiendo epidermis y empecé a usar el extracto diariamente, me lo untaba en las noches y al cabo de un año y medio me había recuperado en un 80%, recupere epidermis y además me quitó un montón de manchas que tenía en la piel.

pomada

Contenta con los resultados y después de tanto haber investigado los efectos medicinales del cannabis, Beatriz lo recomendó a varios amigos obteniendo todos resultados excelentes para diferentes afecciones entre ellas asma, glaucoma, dolores crónicos, insomnio, un paciente de sida que había perdido el apetito, y un amigo con leucemia en tratamiento de quimioterapia. A ellos se suman pacientes con epilepsia, cuyo tratamiento supervisado por una médica ha logrado disminuir notoriamente las convulsiones.

A pesar no solo de la efectividad, sino de los bajos costos, la ausencia de efectos secundarios y lo natural de los productos, son muchos los pacientes que no tienen acceso pues los productores están maniatados por la Ley 30 de 1986 que no permite cultivar más de 19 plantas truncando la posibilidad de producción y distribución masiva.

Contrario a Cannalivio está Natural Drops, creada por el administrador de empresas Julián Posada y el negociador internacional Juan Sebastián Mesa, quienes lograron comercializar uno de los dos productos que hasta ahora desarrollaron.

Juan y Julián empezaron a investigar en noviembre de 2013, un año después y de la mano de médicos, bioenergéticos e ingenieros químicos lograron desarrollar a partir del extracto del cannabis una crema humectante corporal que entre sus componentes tiene aceite de semilla de cannabis que si está permitido dentro de la ley colombiana obteniendo así el registro Invima.

La crema humectante es elaborada por laboratorios Medick SAS y se comercializa en mercados orgánicos y tiendas naturistas en la ciudad de Medellín. Viene acompañada del slogan modulador vibracional ya que según sus creadores, regula y estabiliza el cuerpo proveyendo endocannabinoides externos pero naturales, logrando así que todo funcione de manera óptima. Sirve sobre todo para afecciones como el dolor, la inflamación, las venas varices, los morados, el stress cutáneo entre otras.

Así lo comprobó Juanita cuando utilizó la crema para un espasmo en la zona lumbar. “Me la empecé a untar por las noches, y empecé a sentir un alivio impresionante -dice- antes había intentado con medicina tradicional y gotas homeopáticas, pero el dolor solo desapareció por un tiempo, la crema es más práctica y me sirve también para el cólico”.

drops

Otros que como Natural Drops han logrado comercializar sus productos han sido algunos resguardos indígenas en el Cauca y el Putumayo. La pomada que producen a partir de cannabis y hoja de coca es quizá una de las más antiguas que se vende en las calles del país. La diferencia es que no es una marca registrada y cada uno de los comercializadores la distribuye con un nombre diferente, tan diferente como sus precios que varían entre cinco y veinte mil pesos.

El registro Invima se logró debido a las sentencias C-176  de 1994 y C-882 de 2011, que  señalan que el consumo de estas sustancias en comunidades indígenas no tiene efectos negativos, además son de  uso ancestral. Destacan también que las comunidades indígenas pueden emplear o producir sus medicinas tradicionales y conservar sus plantas entre ellas la coca, la amapola y la marihuana, como parte de su derecho a la identidad cultural.

“Es una planta de poder entre las plantas medicinales -cuenta Alejandro Henao, quien distribuye la pomada hecha por los indígenas y promueve la cultura cannabica a través de su organización virtual Medegreen Pot Club– tiene energía buena y mala, depende del uso que se le dé” asegura.

Ese mismo poder que se le confiere a la planta fue lo que llevo hace cinco años a Camilo Borrero, ingeniero electrónico a las montañas de Suesca, Cundinamarca a experimentar con Cannabis y fundar Cannamedic.

Su empresa se enfoca en tratamientos experimentales para tratar la adicción a drogas de alto impacto como la heroína y el bazuco y enfermedades como el cáncer. El tratamiento experimental que desarrolla es a partir del extracto de la planta pero se hace sin dejar de lado la quimioterapia ni los medicamentos convencionales, “ahora se han dividido los caminos, pero antes en la medicina ancestral todos los caminos estaban juntos -dice Borrero- se va a empezar a integrar toda la medicina para de verdad encontrar tratamientos efectivos”.

cannalivio

Otro de los pequeños productores pero empecinado investigador de los efectos del cannabis en el tratamiento de cáncer es el artista Guillermo Hanabergh, quien entró en el mundo de esta planta medicinal siguiendo los pasos de Rick Simpson, el canadiense que se hizo famoso por compartir gratuitamente la receta que había desarrollado para hacer un aceite a partir del extracto de flores de cannabis.

Eso fue ya hace un año y medio que Guillermo decidió probar, lo primero que desarrolló fue un ungüento. Hizo un tarro grande y se fue a recorrer el Caribe. “Por donde iba pasando y alguien tenía un dolor, le untaba y se lo quitaba milagrosamente”. Entonces siguió investigando para desarrollar varios productos que no comercializa todavía esperando la legalización que se debate en el congreso. Pero su trabajo se enfoca en el tratamiento de pacientes con cáncer.

El mismo Juan Manuel Galán menciona en el proyecto de Ley que envió al presidente de senado, José David Name Cardozo, varias de las afecciones que pueden ser tratadas con esta planta, destacando: la anorexia en pacientes con VIH, emesis asociada a quimioterapia, esclerosis múltiple, enfermedad del Parkinson y alteraciones de movimiento, dolor, síndrome de Tourette, Glaucoma y antineoplásico.

Sin embargo por parecer tanto un milagro, muchos aún siguen incrédulos, desconfiados, prejuiciosos. Habrá que esperar a que muchos se atrevan a probar, pues como dice Guillermo Hanabergh: “La prevención se acaba cuando llega la cura”.

BOLETIN ARTICULOS DESTACADOS: ENRIQUE MARTINEZ LOZANO


Semana 19 de febrero: SENTIMIENTOS Y CRECIMIENTO PERSONAL (V)

Posted: 19 Mar 2017 08:44 AM PDT

Gestionar los sentimientos y escuchar a quien comparte          El psiquiatra y psicodramatista Enrique Saracho –director de EDIREN Cooperativa de Salud (www.ediren.com)- suele decir, al hablar de los sentimientos y emociones, que son una “moneda de dos caras”. No solo no es extraño, sino más bien al contrario, que sentimientos aparentemente “contradictorios” aparezcan simultáneamente en … Seguir leyendo Semana 19 de febrero: SENTIMIENTOS Y CRECIMIENTO PERSONAL (V)
Semana 19 de marzo: EMOCIONES

Posted: 19 Mar 2017 08:43 AM PDT

Entrevista a Jordi Montero, en La Contra, de La Vanguardia, 10 de febrero de 2017. “Hay que aplaudir cuando alguien llora, cuando alguien siente”. Jordi Montero, neurofisiólogo, experto en dolor. Tengo 65 años. Barcelonés. Divorciado, dos hijas, dos nietos. Me he jubilado del hospital Universitario de Bellvitge. Trabajo en el Institut Dexeus y la clínica Tres … Seguir leyendo Semana 19 de marzo: EMOCIONES
Semana 19 de marzo: Para caer en la cuenta…

Posted: 19 Mar 2017 08:42 AM PDT

Toda una mujer frente al Cardenal Müller


Redacción de Atrio, 19-marzo-2017

COLLINS

Marie Collins, una mujer en la cúspide de la Curia romana. No como florero, sino como defensora a fondo de menores y otras personas abusadas por sacerdotes, como había sido ella. Al final ha tenido que domitir. ¿Fracaso de Francisco? Algunos así lo expresaron. Ella al final ha hablado claro. En carta a cadenal Müller, a quien acusa de seguir ocultando con falsedades la falta de cooperación real. Como el asunto es delicado y cada uno debe formar su opinión, George R. Porta ha hecho el servicio a ATRIO de traducir el texto completo del polémico documento para poder llegar al fondo del significativo incidente. ¡Gracias, George! AD

Marie Collins responde a las acusaciones del cardenal Müller sobre la Comisión Para la Protección de Menores

Nota del editor [de NCR]: La Sra. Marie Collins de Irlanda es la sobreviviente de abuso sexual por parte de clérigos que renunció el 1 de marzo a la Pontificia Comisión Para la Protección de Menores instituida por el Papa Francisco. El cardenal Gerhard Müller, jefe de la Congregación Para la Doctrina de la Fe, concedió una entrevista poco después de la dimisión de la Sra Collins. Ésta escribió una carta abierta a Müller en respuesta a esa entrevista, que ella solicitó que fuese publicada en el National Catholic Reporter.

14 de marzo de 2017

Querido cardenal Müller,

He leído con interés sus respuestas al periódico italiano Corriere della Sera el 5 de marzo [1] en respuesta a algunas partes de mi carta de dimisión [2] a la Pontificia Comisión Para la Protección de Menores. Creo que deba responder a algunas de sus declaraciones en dicha entrevista.

  • 1. Usted dice que «no puede entender que se hable de falta de cooperación» entre la Congregación Para la Doctrina de la Fe (CDF) y la Pontificia Comisión.

Tal vez yo pueda ayudar con un ejemplo. En 2015, algunos de los grupos de trabajo de la Comisión escribieron a su Congregación solicitando que un representante de la misma asistiese a las próximas reuniones que dichos grupos tendrán en Roma para discutir temas de interés mutuo.

Las invitaciones fueron declinadas y los miembros de los grupos de trabajo fueron informados por el Secretario de la Comisión, Mons. Robert Oliver, que no era posible celebrar reuniones cara-a-cara y que cualquier comunicación con dicasterios tendría que ser hecha por escrito.

Las cosas cambiaron eventualmente, lo cual tardó más de un año. En septiembre de 2016 un representante de la CDF fue puesto a disposición de la Comisión y asistió a reuniones de los grupos de trabajo. Ojalá que aquellos debates hayan sido tan útiles para su Congregación cuanto lo fueron para la Comisión.

  • 2. Ud. dice «en los últimos años ha habido un permanente contacto» entre la Comisión y la CDF.

No sé cómo ocurrió dicho contacto permanente. Todo lo que puedo decir es que los miembros de la Comisión no recibieron ningún informe formal ni vieron ningún resultado positivo generado por tal contacto.

  • 3. Usted continua con el comentario de que «uno de los miembros de nuestro staff es parte de ella [de la Comisión].»

Ciertamente, un staff de CDF fue miembro de la Comisión. Es sorprendente, sin embargo, ―dado que usted dice haber tenido permanente contacto con la Comisión― que no sepa que este funcionario, Claudio Papale, cesó su participación activa en la Comisión en el año 2015 (aunque los miembros no fueron notificados de su dimisión [3] hasta mayo de 2016).

La última reunión a la cual asistió fue la plenaria de octubre de 2015. Como esa reunión se llevó a cabo cuatro meses después de ser anunciado que el Papa Francisco había creado un nuevo tribunal para juzgar a los obispos negligentes en responder al abuso, Papale estaba en una posición excelente para poner al día a los miembros de la Comisión sobre la respuesta a dicha iniciativa del Papa por parte de la Congregación para la Doctrina.

  • 4. Sobre el nuevo tribunal, Ud. dice que un “intenso diálogo entre los diversos dicasterios implicados en la lucha contra la pedofilia en el clero” tuvieron lugar tras la decisión del Papa y que el tribunal sólo era considerado un “proyecto”.

¿Dice Ud. que fue un proyecto, solamente un proyecto? Releyendo el anuncio público [4] del Vaticano del 10 de junio de 2015, parece que fuera mucho más. Acciones muy específicas ya habían sido autorizadas por el Santo Padre, incluyendo:

  • «El establecimiento de una nueva Sección Judicial en la Congregación Para la Doctrina de la Fe»
  • «Nombramiento de personal estable para servir en el Tribunal» y
  • «Designación de un Secretario para ayudar al Prefecto con el Tribunal.»
  • El Santo Padre también había ya «autorizado a que suficientes recursos fueran provistos a este propósito»”.

A pesar de la estrecha colaboración que Ud. dice que existía con la Comisión, ésta no fue incluida en el diálogo entre los dicasterios vaticanos. ¿No hubiera sido esta una buena idea dado que la Comisión era ambas cosas, tanto participante en la «lucha» a la cual usted se refiere, cuanto la originadora de la iniciativa?

Usted afirma que la conclusión a la cual se llegó fue que el tribunal no era necesario ya que cualquier negligencia podría ser tratada por medio de las “competencias”, “herramientas” y “medios legales” ya establecidos por la Congregación para los Obispos. Y si en un “caso especial” esto no fuese suficiente, el Santo Padre siempre podría confiarlo a la Congregación (CDF). Así es que ni fue necesario efectuar cambios ni nada fue llevado a efecto.

Me gustaría darle las gracias, Cardenal, por confirmar con sus propias palabras que mis declaraciones acerca del tribunal fueran ciertas. La Comisión Pontificia lo recomendó, el Consejo de Cardenales y el Papa lo aprobaron, y su Congregación lo rechazó.

Una pregunta me viene a la mente. Si todos los medios necesarios han estado disponibles para abordar el caso de un obispo negligente con respecto a proteger a los niños de los abusos, ¿por qué entonces ningún obispo ha sido oficialmente, claramente, sancionado o removido por dicha negligencia?

Si no se debe a la falta de leyes, entonces se debe a la falta de voluntad. Estoy segura de que muchos supervivientes, incluida yo misma, estamos interesados, Cardenal, en la respuesta a esta pregunta.

  • 5. En referencia a la negativa de su Congregación a ambas, a cooperar con el trabajo de la Comisión para instituir Directrices de Protección y a admitir que los sobrevivientes de abuso hubieran escrito al Vaticano, usted declaró: “No sé nada acerca de estos dos supuestos incidentes.”

Si usted tiene alguna duda sobre estos “incidentes”, pudiera refrescar su memoria la respuesta formal enviada por su congregación a la Comisión el 15 de diciembre de 2016. En su primer párrafo, la carta menciona las dos solicitudes, la de acusar recibo de las «directrices» y «acusar recibo de las cartas enviadas.»

En este último caso, la recomendación que la Comisión envió al Santo Padre [ver su comunicado de prensa [5] del 08 de febrero de 2016] y que él aprobó, fue que todos los dicasterios Vaticanos acusaran recibo directamente de aquellas cartas que los sobrevivientes les enviasen.

Cuando esta recomendación fue discutida con el representante oficial de la CDF en la reunión de un grupo de trabajo en septiembre de 2016, dicho representante no vio ninguna dificultad en que la misma se cumpliese. Sin embargo, dos meses más tarde, en la respuesta formal por escrito de su congregación, la misma fue rechazada.

En cualquier área es difícil trabajar con un organismo inconsistente en su proceder, porque no es posible saber en cada momento a qué deba una atenerse.

El motivo de rechazo de la solicitud de la Comisión, como usted confirma en la entrevista, fue «el respeto por la subsidiariedad”. Este énfasis sobre la subsidiariedad demuestra que, dentro de la iglesia, el respeto por el sistema jerárquico y sus miembros todavía sobrepasa el respeto a la persona humana.

Me enseñaron a creer que todos fuéramos iguales ante los ojos de Dios, pero parece que en su congregación haya percepciones diferentes según que se trata de un obispo o de una víctima de abuso. Parece que su preocupación porque el obispo no se sienta tratado sin respeto tiene muchísimo más peso que cualquier preocupación por faltar el respeto a un sobreviviente.

¿Cuántas medidas mucho más fundamentales en materia de justicia para los supervivientes y la prevención de abuso están siendo demoradas o impedidas por causa de consideraciones jerárquicas internas que son anacrónicas y burocráticas?

Puede revisar la carta mencionada para refrescar su memoria con respecto al otro profundamente inquietante «incidente»: La negativa a cooperar con respecto a las Directrices de Protección recomendadas por la Comisión, las cuales la congregación parece particularmente reacia a discutir.

Puede ser que parezca que un grupo de los considerados expertos “externos” se esté entrometiendo en lo que el dicasterio toma como un área de su responsabilidad. ¿Si este fuese el caso, no pudiera haber manera de superar esto por medio de francas discusiones del problema?

La seguridad de los menores en el futuro es demasiado importante para que se tolere la existencia de un obstáculo de cualquier clase. No hay duda de que se deba hacer todo lo posible para resolver cualquier clase de dificultades que haya.

  • 6. Usted dice que “las quejas se basan en malentendidos” sobre la tarea de la CDF.

Como un ex miembro de la Comisión, entiendo claramente la función de la CDF y sus responsabilidades (fuera extraño que los miembros de una Comisión papal fueran tan ignorantes como se ha sugerido).

La Comisión no esperaba que la Congregación acusara recibo de su carta había y que la misma recibiría la debida atención.

Esto fuera una respuesta pastoral por cuando quien originaba la carta sabría que no estaba siendo ignorado. Me entristece que se haya dado públicamente una impresión engañosa sobre esto.

  • 7. Por último, un comentario más personal con respecto a mí misma. Usted declara que “Nunca he tenido la oportunidad de conocerla.”

¿Cardenal, parece que usted haya olvidado aquella noche en la que tuvimos una pequeña cena en Dublín después de mi nombramiento en la Comisión?

Durante la comida discutimos conjuntamente la nueva Comisión, mi designación a la misma y, en general, el tema del abuso en la Iglesia. También estuvieron presentes otros funcionarios de la CDF, incluyendo a Mons. John Kennedy y al entonces «padre» Roberto Oliver, quien antes de su nombramiento en la Comisión se desempeñaba como Promotor de Justicia de la Congregación.

Finalmente, con respeto, Cardenal, no conozco la motivación para poner dificultades a la Comisión Pontificia. Todo lo que la misma desea hacer es ofrecer mejor protección a niños y a adultos vulnerables dondequiera que la Iglesia Católica esté presente en el Mundo. Si hay problemas, nada se gana pretendiendo que todo esté bien.

Quisiera pedir que cuando se levante una crítica como la mía, en lugar reincidir en su postura de negación y ocultación, la Iglesia ofrezca a su gente la explicación adecuada que merece. Tenemos derecho a transparencia, honradez y claridad.

No se puede mantener por más tiempo oculto, tras de las puertas de la institución, el mal obrar de la Iglesia. Esto sólo ocurre en tanto quienes saben la verdad estén dispuestos a permanecer en silencio.

Suya atentamente,

Marie Collins,

Ex miembro de la Pontificia Comisión para la Protección de Menores

 

_____________________________________________________________________________
[1] https://www.ncronline.org/news/accountability/cardinal-muller-responds-collins-and-defends-not-responding-survivors-letters

[2] https://www.ncronline.org/news/people/exclusive-survivor-explains-decision-leave-vaticans-abuse-commission

[3] https://www.ncronline.org/news/accountability/another-appointee-vatican-abuse-commission-leaves-group-member-reveals

[4] http://press.vatican.va/content/salastampa/it/bollettino/pubblico/2015/06/10/0452/00997.html

[5] http://www.protectionofminors.va/content/tuteladeiminori/en/press-and-media_section/press-releases_page/press-statement_08022016.html

Fuente: National Catholic Reporter (https://www.ncronline.org) (14/03/2017 – 10:44):

https://www.ncronline.org/News/Accountability/Exclusive-Marie-Collins-responds-cardinal-Mullers-allegations-about-Abuse

http://www.atrio.org/2017/03/13912/

CHILE: Papa Francisco vuelve a blindar al obispo Barros: “No se puede aceptar que por razones políticas se intervenga la Iglesia”


Mañana se cumplen dos años desde que el cuestionado Obispo, acusado de ser encubridor de Fernando Karadima, asumió la diócesis de Osorno.

Por @eldesconcierto

/ Agencia Uno

Siete horas en total estuvieron reunidos 29 obispos chilenos con el Papa Francisco en Roma, en el marco del “ad limina”, el encuentro que sostiene la Iglesia chilena con el máximo pontífice cada 5 años.

El presidente de la Conferencia Episcopal Santiago Silva, junto al secretario general Fernando Ramos detallaron para El Mercurio los pormenores del encuentro con el Papa, donde una vez más volvió a defender al cuestionado obispo de Osorno Juan Barros, acusado de encubrir los crímenes de Fernando Karadima en la parroquia de El Bosque. Esto, en la misma semana en que la justicia chilena desligó de toda responsabilidad a la Iglesia en encubrir el caso.

No se puede aceptar que por razones políticas se quiera intervenir en decisiones de la Iglesia. Esto se pensó y se estudió“, les habría dicho Jorge Bergoglio a los cardenales chilenos, entre los que estaba el propio Barros, con quien se mostró “especialmente cariñoso”.

Antes, el Papa había dicho directamente que Osorno sufría por “tonta” y que todas las críticas hacia Juan Barros eran inventos de los “zurdos”.

Su conexión con Karadima

Según cuenta el libro “Karadima: El señor de los infiernos” de la periodista María Olivia Monckeberg, parte de la influencia que construyó el ex parróco comenzó con una jugada clave: poner a un joven Juan Barros Madrid como secretario personal del entonces arzobispo de Santiago, Francisco Javier Fresno.

En 1983 se produjo la primera denuncia contra Karadima, a través de una carta enviada a Fresno y que, terminaría en la basura.

Después de poner a Barros cercano a Fresno, la influencia de los seminaristas de El Bosque se extendió: Horacio Valenzuela -hoy obispo de Talca- llegó a la vicaria de la zona oeste y Andrés Arteaga pasó a ser obispo auxiliar en Santiago. Después, pasaría a ser nombrado vice gran canciller de la PUC.

Barros por su parte, fue obispo de Iquique antes de ser nombrado en 2004 obispo castrense. Desde que estalló el caso Karadima, se ha justificado en múltiples ocasiones con que no sabía nada de las acusaciones. Sin embargo, su figura comenzó a generar recelo dentro de los altos mandos de las Fuerzas Armadas, quienes habrían ido hasta el entonces ministro de Defensa Jorge Burgos para que presione por cambiar al obispo, según publica un reportaje de la revista Qué Pasa.

El paso de obispo castrense a una diócesis menor como la de Osorno es un paso hacia atrás para dentro de la Iglesia, donde las redes de poder y la “muñeca política” suelen ser más importantes que lo que se cree.

Entrevistado por El Desconcierto, el párroco Ámerico Vidal (sacerdote en Osorno) aseguró que Barros es “hijo de Karadima, tiene todos los rasgos de su mentor”.

A dos años de su llegada a Osorno

Mañana martes 21 de marzo se cumplen dos años desde que Juan Barros Madrid llegó a la diócesis de Osorno, tiempo en que la comunidad de la zona se ha dividido como nunca. Dos movimientos de laicos se han formado en la ciudad, unos que critican y otros que defienden al obispo.

Una encuesta realizada en el diario Austral de Osorno es clara en sus resultados: El 99% cree que la llegada de Barros ha agudizado la división al interior de la Iglesia.

Según publicó hace dos meses El Desconcierto, Juan Barros declaró en una homilía ser un enviado de dios y que por lo mismo, “debe seguir lo que dios manifiesta”.

http://www.eldesconcierto.cl/2017/03/20/papa-francisco-vuelve-a-blindar-al-obispo-barros-no-se-puede-aceptar-que-por-razones-politicas-se-intervenga-la-iglesia/

COLOMBIA: ¿Por qué se dice que el país es una megapotencia hídrica?


AGUA
BENDITA

VER VIDEO

UN GRUPO DE PERIODISTAS RECORRIÓ CON UN EQUIPO DE FOTOGRAFÍA, VÍDEO Y DRONES, CINCO FUENTES HÍDRICAS ESTRATÉGICAS PARA LA SUPERVIVENCIA DEL PAÍS. DE SU CONSERVACIÓN DEPENDERÁN LAS FUTURAS GENERACIONES, LA ECONOMÍA Y EL LIDERAZGO DE COLOMBIA EN EL MUNDO. UNA ALIANZA DE POSTOBÓN Y SEMANA

mapa-paramo-Belmira

Colombia nunca había sufrido tanto por agua como en 2016. Puede que no sea para menos. Este ha sido el año más caliente de la historia reciente en el planeta. El fenómeno El Niño pegó con fuerza y dejó ver lo que podría ser un apocalipsis terrenal. Los primeros meses los recursos hídricos, que muchos colombianos creían tener en exceso, se evaporaron. La sequía dejó a 200 municipios sin agua y a varias capitales como Medellín, Cali y Santa Marta al borde de fuertes racionamientos. Las llamas arrasaron 200.000 hectáreas de bosques y ríos como el Magdalena y el Cauca llegaron a mínimos históricos. El costo de atender esa emergencia superó los 1.6 billones de pesos. Más de 60 mil animales murieron de sed, como se creía que solo pasaba en las secas planicies africanas.

No han pasado sino un par de meses y ahora al país se le viene encima una situación exactamente opuesta. La llegada de la Niña amenaza a muchos pueblos, a todos los sectores económicos y promete incluso encrispar el ambiente político. El agua se ha convertido en un factor decisivo pero olvidado, en un tesoro refundido y subvalorado que puede poner a temblar los cimientos de un país que ha crecido a sus espaldas.

Por esta razón, SEMANA, con el apoyo de Postobón, recorrió durante varios meses algunos de los lugares más estructurales para la protección de este valioso recurso. Se trata de puntos fundamentales: la Sierra Nevada, los Nevados, la estrella fluvial de Inírida, el nacimiento del Magdalena y el Páramo de Belmira. Un equipo periodístico recorrió esos destinos armados de un dron y varias cámaras de fotos y vídeos para presentarle al país, en esta serie de reportajes y en un especial multimedia disponible en semana.com, el más completo especial periodístico que se haya hecho sobre los nacimientos de agua.

La principal conclusión de este trabajo es que Colombia se mueve entre dos postales distintas y opuestas, la de “Magia Salvaje” y la de “Mad Max”, la de la selva amazónica y la Guajira, la de la abundancia y la escasez extrema.

En el país todavía no ha hecho carrera la idea catastrofista de una guerra por el agua, pero puede que no tarde. Como explica el director del Ideam, Omar Franco, “la idea de ser una potencia hídrica nos ha hecho un daño enorme”. Para el técnico, que lleva años dirigiendo el conocimiento científico de los recursos hídricos en el país, ese panorama está cada vez más cerca. “El agua va a ser el objeto del principal conflicto social del país”, concluye.

La frase puede parecer el eslogan de una protesta de ecologistas, pero quienes conocen las dinámicas del conflicto, como el ex ministro de Ambiente Frank Pearl, no lo ven improbable. Es más, el negociador en los procesos con las Farc y el ELN explica que en Colombia “la lucha por la tierra y la lucha por el agua vienen siendo lo mismo”. El territorio sin ese recurso valioso pierde todo su valor. Para Pearl, al igual que en el conflicto armado, los conflictos que hoy se viven por este recurso tienen origen en un problema de equidad.

El agua genera conflicto porque, al igual que la riqueza en el mundo, alcanzaría para todos, pero no está repartida en partes iguales.

mapa-paramo-Belmira

A pesar de que el Chocó es una de las regiones con mayor pluviosidad del mundo, el suministro de agua es deficiente. Aquí decenas de personas en Quibdó recogen agua de una motobomba.

FOTO: DANIEL REINA ROMERO

agua

Los ríos son una de las principales víctimas del conflicto armado. La voladura de cinco pozos petroleros por parte de las Farc produjo esta tragedia ecológica en Puerto Asís (Putumayo).

FOTO: GUILLERMO TORRES

agua

La sequía tiene en jaque a los pobladores de la Alta Guajira. En algunos puntos no llueve hace más de cuatro años.

FOTO: LEÓN DARÍO PELÁEZ

agua

El fenómeno de El Niño en 2014 produjo la muerte de cientos de animales, entre ellos chigüiros, en Casanare.

FOTO: DANIEL REINA ROMERO

agua

Andrés Epieyu, indígena wayúu, tiene que hacer largas caminatas, acompañado de sus nietos, para recoger agua.

FOTO: LEÓN DARÍO PELÁEZ

agua

Los pescadores de Honda han visto como los peces se han menguado en el Magdalena. En el pasado fenómeno de El Niño no hubo subienda.

FOTO: DANIEL REINA ROMERO

agua

Y hay mucho menos para repartir de lo que se pensaría. Del total de agua que hay en el planeta, el 97 por ciento es salada y está en los mares y solo el 3 por ciento es dulce. De ese 3 por ciento, dos tercios están congelados en los glaciares y casi un tercio es agua subterránea. Eso quiere decir que menos del 1 por ciento de toda el agua está disponible en la superficie en forma de lagos, ríos y quebradas.

Ese escaso 1 por ciento no está distribuido de forma igualitaria. Según un informe de la Revista Economist “apenas nueve países concentran el 60 por ciento de los recursos de agua dulce del mundo y, entre estos, solo Brasil, Canadá, Colombia, Congo, Indonesia y Rusia los tienen en abundancia”. Como afirma Aldo Palacios, presidente de la Asociación Mundial para el Agua (GWP) -Chile, “América Latina es la reserva mundial en agua” y, específicamente, Suramérica, pues cuenta con el 26% de la disponibilidad de agua en el planeta. En el caso colombiano, la oferta hídrica es seis veces superior a la oferta mundial y tres veces mayor que la de Latinoamérica.

Víctor Pochat, Consultor Internacional en Planeamiento y Gestión de los Recursos Hídricos y miembro del Comité Directivo de GWP, manifiesta que “Colombia es un país con una magnitud muy importante en cuanto a recursos hídricos”. En ese sentido, según publicación del CAF, Colombia cuenta con 2.360 Km³/año de recursos hídricos renovables, lo que la posiciona por encima de Perú (1.894 Km³/año) y Venezuela (1.325 km3/año). Con esa posición privilegiada, nadie entendería por qué el país puede sufrir por agua.

La verdad es que Colombia también es como un pequeño mundo y el agua tampoco se reparte de forma equitativa. En el centro del país y en la costa Caribe, que es donde habita el 80 por ciento de la población y se produce el 80 por ciento del PIB, apenas está el 21 por ciento de la oferta hídrica. Los cántaros de agua que se imaginan los colombianos cuando hablan de una “potencia hídrica” sí existen, pero en la inmensidad de la selva amazónica, en el Pacífico y en la Orinoquía.

A eso se suma que a medida que crece la población, crece también la falta de agua. Hace 60 años, cuando el planeta contaba con 2000 millones de personas, las preocupaciones por este recurso apenas si existían. Ahora con más de siete mil millones de personas el tema es de supervivencia. Un informe de World WildLife Fund (WWF) aseguró que el pasado 8 de agosto la humanidad entró en “sobregiro” pues usó más recursos de lo que el planeta está en capacidad de regenerar. Es decir, emitió “más dióxido de carbono a la atmósfera de lo que los océanos y bosques pueden absorber, y agotó pesquerías y taló bosques más rápidamente de lo que pueden reproducirse y volver a crecer”.

Una tarde en Nueva Venecia, municipio de la Ciénaga grande de Santa Marta.

FOTO: JUAN CARLOS SIERRA
Por eso, los conflictos por el agua cada vez más pone en jaque la estabilidad del planeta. El Banco Mundial acaba de alertar que su escasez es la mayor amenaza al crecimiento económico mundial y puede además empujar una crisis de migrantes sin precedentes. El Pentágono aseguró en un informe que la falta de recursos hídricos pone en peligro la seguridad de Estados Unidos. No es una exageración. El agua explica en parte la tragedia que vive Siria, un país en el que antes de la guerra, la sequía ya había desplazado a 250 mil personas. También la de Darfur, que el mismo secretario de la ONU, Ban Ki Moon, catalogó como una “catástrofe ecológica”. Y ha sido uno de los principales ejes del conflicto irresuelto entre Israel y Palestina. Por eso, John F. Kennedy decía que “quien fuera capaz de resolver los problemas del agua, merecería de dos premios Nóbel: uno por la Paz y otro por la Ciencia”.

Resolver esos problemas no es una tarea ambiental, sino una apuesta política y económica del más alto nivel. Según explica el codirector del Banco de la República, Carlos Gustavo Cano, el agua hoy es el principal elemento determinador de las finanzas nacionales. La explicación es sencilla: la oferta y la demanda. Cuando la demanda supera la oferta, como sucedió en el primer semestre con el fenómeno El Niño, el agua se convierte en un bien escaso. Y el valor de los bienes y servicios que dependen de esta –que son todos- aumentan de precio. Esto explica por qué durante el último año la inflación aumentó a 8.97 cuando la meta era no superar el 4 por ciento.

Cano sostiene que en el Banco de la República, por ejemplo, los instrumentos de política monetaria pueden intentar medidas de choque para otras externalidades, pero nunca para una sequía. Por eso cree que Colombia está en mora de crear una política ambiental fiscal que, por ejemplo, grave las conductas contaminantes y obligue a devolver a la naturaleza lo que se le ha quitado. “Ahora que se habla tanto de una reforma tributaria estructural, esta sería imposible sin incluir el componente ambiental”, concluye. Si a eso se suma que el agua no tiene valor económico, pues lo que cobran los acueductos es su distribución y no el valor que tiene en el medio ambiente, la situación se agudiza.

6 MAPAS PARA ENTENDER
EL AGUA EN COLOMBIA

¿Por qué se dice que el país es una megapotencia hídrica? ¿Por qué entonces Colombia sufre por este recurso? ¿Quiénes son los que más lo utilizan? ¿Qué peligros tiene esa riqueza?

FUENTE: ESTUDIO NACIONAL DEL AGUA. IDEAM, 2014.
mapa-paramo-Belmira
Esas teorías económicas se traducen en el hecho de que con el agua que tiene, Colombia podría ser una potencia alimentaria, pero está lejos de serlo. Según el presidente de la Sociedad de Agricultores de Colombia (SAC), Rafael Mejía, hace 15 años el país exportaba más de lo que importaba (5 millones de toneladas contra 4,2 millones anuales); hoy esa cifra es opuesta (4,2 millones contra 11 millones de toneladas).

Todos los problemas del país se reflejan en el agua. La falta de ordenamiento territorial, por ejemplo, es un factor decisivo. Según el Instituto Geográfico Agustín Codazzi (Igac), de los 114 millones de hectáreas que tiene el país, 26 millones tienen vocación agrícola, pero solo se produce en 6,3 millones de hectáreas. En cambio, solo 8 millones de hectáreas tienen vocación ganadera, pero se usa para ese fin 38 millones de hectáreas.

El conflicto con la naturaleza es aún mayor. En más de un millón de hectáreas de páramos, lugares sagrados para la producción de agua, existen títulos mineros u otras actividades económicas. La cifra se duplica a dos millones en otros ecosistemas como humedales, ciénagas y pantanos. Mientras usted se leyó este artículo, se han perdido cerca de 16 hectáreas por hora de bosque. “Entre más bosques, más páramos, más glaciares, más agua va a haber. Es una lástima que Colombia no entienda eso”, explica el ex director del Ideam, Ricardo Lozano.

La razón tiene que ver con la falta de Estado y con un problema político estructural. En otros países, la distribución del agua es uno de los asuntos públicos más importantes. En Colombia, el sistema nacional ambiental no solo es muy débil sino que le entregó ese manejo a las CAR, unos organismos manejados por el clientelismo y en el que ha reinado por años la impunidad.

El río Magdalena es el eje de la vida de muchos municipios. Aquí niños disfrutan de sus aguas en Puerto Ricaurte (Cundinamarca).

FOTO: JUAN CARLOS SIERRA

El Magdalena es la principal arteria fluvial del país. Muchos municipios se comunican gracias a sus aguas. En la foto un planchón o ferry en el municipio de Gramarotal (Cundimarca).

FOTO: JUAN CARLOS SIERRA

La muerte de los ecosistemas de manglar en la Ciénaga Grande amenaza la seguridad alimentaria de muchos municipios en la costa Caribe.

FOTO: LEÓN DARÍO PELÁEZ
mapa-paramo-Belmira
Esas entidades deberían asegurarse de que todos los colombianos en las regiones tengan acceso a los recursos hídricos, pero como en muchas ocasiones están coptadas por los caciques regionales, entonces quienes tienen el poder político, tienen también el poder del agua. Por eso, en departamentos como los de la costa Caribe es muy normal ver que el pueblo no tenga el líquido, pero la finca del gamonal sí.

El agua es una de las principales fuentes de corrupción en las regiones del país. Como señala el fiscal, Néstor Humberto Martínez, “en lugares como la Guajira no hay agua, no porque no haya plata para construir acueductos sino porque se la robaron”. Esas investigaciones se volvieron una prioridad en el ente investigador y se cree que existan resultados rápidos pues según Martínez la forma en que se ha desfalcado al Estado ha sido “burda y evidente”. El ex ministro de Vivienda, Luis Felipe Henao, padeció en carne propia ese fenómeno. “La infraestructura del agua es muy atractiva para los políticos para hacer corrupción”, sostiene.

A todo eso se suma que Colombia está lejos de tener reglas claras en materia de quién, cómo, y en dónde se pueden aprovechar esos recursos hídricos. La mayoría de macroproyectos económicos y de inversión están hoy frenados o generan enormes conflictos sociales por el temor que existe en las comunidades de que se acaben los recursos hídricos.

Ese limbo hace que el país sea hoy, según el Atlas Internacional de Justicia Ambiental, el segundo del mundo con mayores conflictos ambientales. Muchos al menos tienen que ver con actividades legales, como la minería a cielo abierto en el Tolima, que están ad portas de que toda una ciudad, Ibagué, salga a votar un referendo para proteger su agua. Pero la gran mayoría están relacionados con actividades ilegales, como la minería criminal, que está financiando la guerra, corrompiendo a las instituciones y llenando los ríos colombianos de mercurio.

Por eso, no es de extrañar que cada vez sea más común que Colombia sufra por agua. Como explica Julio Carrizosa, uno de los mayores conocedores de los recursos naturales del país, “lo que vivimos hoy es lo nuevo normal y lo anormal será vivir como antes”. El concepto del “Agua Bendita”, que durante muchos siglos fue solamente religiosos, quizás nunca había tenido tanta relevancia.

http://especiales.semana.com/agua-bendita/introduccion.html

Anteriores Entradas antiguas

A %d blogueros les gusta esto: