Trump no apoyó proceso de paz


Opinión

  • | 2017/05/22 10:33

    Desafortunadamente el colombiano del común no entiende inglés y de eso se aprovechan los cronistas del diario oficial.

Ante la desbordada reacción de los medios oficiales frente al supuesto apoyo al proceso de paz por parte de la administración Trump, en reciente visita del primer mandatario, vale la pena revisar la traducción literal del discurso del Presidente americano en la rueda de prensa que dio después de la reunión con Juan Manuel Santos.

Foto: Juan Manuel Santos y Donald Trump

Presitente Trump:  Muchas gracias. Es un gran placer darle la bienvenida al Presidente Santos a la Casa Blanca. Colombia es uno de los aliados más cercanos en este hemisferio y hoy reafirmamos ese compromiso entre las dos maravillosas naciones.

También le puede interesar: Donald Trump despide al director del FBI, James Comey

El Presidente Santos y yo tuvimos una reunión muy productiva, y vamos a continuar trabajando conjuntamente para traer paz, seguridad y prosperidad al hemisferio. Tal vez no hay área más importante en términos de cooperación, que nuestro esfuerzo conjunto para terminar los crímenes derivados de la droga que asolan nuestros dos países.

Recientemente, hemos visto una tendencia alarmante – y quiero decir realmente una gran tendencia alarmante. El año pasado, los cultivos de coca y la producción de cocaína alcanzaron un récord, el cual, ojalá, sea remediado muy rápido por el Presidente. Debemos confrontar esta peligrosa amenaza para nuestras sociedades conjuntamente.

Hoy afirmé la voluntad de los Estados Unidos para ayudar a la estrategia colombiana para atacar y eliminar las redes de narcotráfico, la financiación, los cultivos de coca y la producción de cocaína, de los cuales hay demasiado. La epidemia de las drogas está envenenando muchas vidas de ciudadanos americanos, y vamos a pararlo en varias formas distintas. Una de ellas será el muro [entre México y Estados Unidos].

Mi administración está comprometida en evitar que las drogas y las pandillas sigan fluyendo a nuestro país. Ya los cruces de la frontera han disminuido en más de 73 por ciento. Muchas gracias señor Secretario Kelly.  Y, en resumen, tenemos un tremendo grupo de personas trabajando con nosotros comoICE, las patrullas y los agentes de control fronterizo. Han hecho un trabajo fantástico y quisiera presentarle mis altos sentimientos de aprecio Señor Secretario.

Y MS-13 [Mara Salvatrucha] parecido – un grupo horrible, horrible, grandes grupos de pandillas que han entrado a nuestro país en un período de tiempo relativamente corto, – está siendo  destrozada por la Patrulla Fronteriza,  por ICE y por nuestras increíbles fuerzas policiales locales. Y están saliendo del país, o, en algunos casos, yendo directamente a la cárcel en todo el territorio. Pero literalmente se han tomado ciudades y pueblos de los Estados Unidos.  Rápidamente se van a ir.

Le sugerimos leer: Derogar Obamacare, la gran promesa y el gran fracaso de los 100 días de Trump

Quiero trabajar con el Presidente Santos en la lucha contra el narcotráfico. Ambos, los Estados Unidos y Colombia tienen una fuerte relación basada en hacer cumplir la ley y la seguridad. La hemos tenido—y especialmente en este breve período reciente. Juntos, vamos a continuar la lucha contra las redes criminales responsables por el sangriento tráfico de drogas, donde nuestra gente tiene realmente un fuerte compromiso para librarse de éste, porque ellos quieren un futuro mejor.

El Presidente Santos y yo también discutimos la deteriorada situación de Venezuela, que está realmente en un estado lamentable como lo vemos todos a través de los medios. Una Venezuela estable y en paz es un interés para todo el hemisferio y América está con toda la gente en nuestro gran hemisferio ­­­­para ser libres. Continuaremos trabajando con Colombia y otros países en el problema de Venezuela. Es un problema horrible. Y desde el punto de vista humanitario es diferente a todo lo que hemos visto en mucho tiempo.   

Los Estados Unidos y Colombia también tienen fuertes socios económicos y vamos a continuar con las políticas de comercio que benefician a ambos pueblos. El objetivo común es proteger a nuestros ciudadanos, expandiendo oportunidades y confrontando la crisis de las drogas que mejorará la vida de nuestra gente y muchos más en toda la región.

Tantas personas han sido horriblemente afectadas por lo que está pasando en materia de violencia y drogas, y vamos a confrontar la situación. Y ambos estuvimos de acuerdo en confrontarla rápidamente con fuerza.

Presidente Santos, fue un honor encontrarnos hoy con usted y todo su grupo de representantes, gente muy talentosa de verdad, quienes han estado trabajando con nosotros y mis representantes. Y anhelo muchas más reuniones productivas, tal como la que acabamos de tener. Me gustaría agradecerle el estar en la Casa Blanca como nuestro invitado. Y quisiera felicitarlo por ganar el Nobel de Paz. Eso es un gran logro. Muchas gracias.

No hay una sola palabra referente al proceso de paz, ni a los supuestos US$450 millones prometidos por Obama para “Paz Colombia”. Esta partida ha sido reducida a US$370 millones y todavía no ha sido aprobada por el Congreso. Lo único que le interesa a Trump es acabar con el narcotráfico, cosa difícil si en solo dos años se triplicaron los cultivos de coca y está descartada, como concesión a las Farc, la fumigación aérea.

A pesar de ello, el cronista de El Tiempo, Ricardo Avila, dice en artículo del domingo “No obstante, el momento más importante para Colombia sucedió cuando el anfitrión despejó cualquier duda sobre “el respaldo de su administración al proceso de paz”, tras decirle a su invitado que “ha hecho una maravillosa labor”.

Lea también: Trump, ¿de proteccionista a globalizador?

Nótese como se dice esta afirmación sacada de contexto. Trump se limita a felicitar a Santos por ganar el Nobel de Paz: Y quisiera felicitarlo por ganar el Nobel de Paz. Eso es un gran logro. Muchas gracias.

En cuanto al Vicepresidente Mike Pence, que también se reunió con Santos, la única mención fue la siguiente: el Vicepresidente elogió al Presidente Santos por su liderazgo en conseguir un histórico acuerdo de paz. Eso fue todo, unas felicitaciones, nada más. Nada de support (apoyo), como mal traducen los medios oficiales.

http://www.dinero.com/opinion/columnistas/articulo/el-verdadero-discurso-de-donald-trump-por-fanny-kertzman/245610

Anuncios

COLOMBIA: La Gran Encuesta Amañada


VARGAS LLERAS,FUTURO PRESIDENTE???
http://conlaorejaroja.com/la-gran-encuesta-amanada-2/

Colombia, con primer lugar mundial en récord histórico de desplazados


Con 7,2 millones de personas en esta condición, supera a Siria, Sudán e Irak.

Desplazados en Colombia

El reporte señala que aunque este año se ha dado una disminución del número de desarraigados en comparación con el 2015 y 2016; la situación es preocupante.

Foto:

Yomaira Grandett / Archivo EL TIEMPO

Por: Política
22 de mayo 2017 , 12:17 a.m.

En Colombia han sido desplazadas 7,2 millones de personas, lo que pone al país en el primer lugar en el número histórico de desplazados, de acuerdo con el reporte del el Observatorio de Desplazamiento Interno (IDMC) y el Consejo Noruego para Refugiados (NRC).

De acuerdo con Christian Visnes, director regional de NRC en América Latina, “lamentablemente y pese a los avances en materia de paz, hoy no es posible hablar del fin definitivo del conflicto armado en Colombia”.

Señaló que los enfrentamientos por el control territorial entre algunos grupos armados ilegales como el Eln, el Epl y las bandas criminales siguen causando desplazamiento en el territorio nacional.

El reporte señala que, aunque este año se ha dado una disminución del número de desarraigados en comparación con el 2015 y 2016, la situación es preocupante.

Por eso señala que el reconocimiento de las víctimas, es decir, su asistencia, acceso al registro, reconocimiento de su situación y protección, deben seguir siendo una prioridad durante la fase de implementación de los acuerdos de paz.

Según el informe global después de Colombia están Siria (6,3 millones de desplazados), Sudán (3,3), Irak (3,0) y República Democrática del Congo (2,2).

El estudio también da cuenta de que hay 340.000 colombianos desplazados en Panamá, Ecuador y Venezuela.

“A pesar de que el desplazamiento interno es el punto de partida de muchos viajes sin regreso, en la actualidad ha sido eclipsado por el enfoque global en los refugiados y los migrantes. Tenemos que reconocer que, sin el tipo adecuado de apoyo y protección, un desplazado interno hoy puede convertirse en un refugiado, un solicitante de asilo o un migrante internacional mañana“, dijo Alexandra Bilak, directora de IDCM.

POLÍTICA

http://www.eltiempo.com/politica/proceso-de-paz/colombia-es-el-pais-con-mas-desplazados-por-la-violencia-90798

En Buenaventura la protesta era pacífica…hasta que llegó el ESMAD


Publicado el Mayo 21, 2017

Los protestantes en buenaventura eran pacíficos hasta que les mandaron al ESMAD. Y eso de que “todo era pacifico hasta que el ESMAD llegó” no es nuevo.

Buenaventura es solo un ejemplo dentro de los cientos que podemos dar.

El llamado Escuadrón Móvil Antidisturbios (ESMAD) desde que se creó en 1999 no ha hecho nada menos que crear disturbios en donde no los hay. Lo cual es demasiado paradójico ya que fue creado para lo contrario, evitar disturbios.

De hecho, creo que un gran sector de colombianos estaría de acuerdo con que el ESMAD es muy “bestial” o “abusivo” al momento ejecutar sus métodos y de cumplir sus funciones institucionales, si es que se nos permite decir que “las cumple”, porque como se puede apreciar a lo largo de su historia: el ESMAD se ha vuelto disfuncional, institucionalmente hablando. Disfuncional significa que no hace lo que debe hacer: prevenir disturbios y manifestaciones violentas.

El ESMAD en vez de hacer lo que debe, es usado por políticos que les conviene que ciertas protestas que comienzan pacificas terminen en violencia: solo para generar distracción en la ciudadanía y ocultar el verdadero motivo de dichas protestas. Los medios de comunicación de este país les encanta decir que hubo manifestaciones violentas, y les da un cubrimiento casi que exclusivo: pero no les gusta cubrir las razones de esas movilizaciones.

A más de un alcalde, gobernador y presidente el ESMAD le ha salvado a la hora de echarle humos a la cortina. Su función ahora ha cambiado a la que está escrita en el papel, ahora este grupo de policías sirve para distraer a los colombianos de los hechos que si son relevantes: protestamos porque exigimos lo que el gobierno y las administraciones locales no nos garantizan. Y por ley, deberían hacerlo.

En buenaventura, por ejemplo, la comunidad desesperada por la extrema pobreza y la falta de agua -culpa de una mala administración distrital y gubernamental-, salieron en su derecho de hacerlo: ¡a protestar!, ¿resultado? Los políticos vallunos dijeron: “¡Echenles al ESMAD!”.

No queremos un pésimo sistema de salud, no queremos un campesinado arruinado, no queremos una mala educación, no queremos tanta corrupción, no queremos más maltrato animal, no queremos más daños ambientales, no queremos minería ilegal, no queremos injusticias en el transporte. Podríamos continuar con “no queremos” seguido de un largo esterera que los políticos no han querido garantizar. Pero se resumen en “¡Exigimos una vida digna!”.

Y es que,

¿Quién no recuerda cuando, en el famoso ‘Paro Nacional’, el ESMAD se pasó de sus proporciones? ¿O quién no se acuerda del famoso video que copila todos los atroces abusos por parte del ESMAD?

Y la pregunta que realmente importa: ¿Quién no está ‘mamado’ de que el ESMAD genere los disturbios, mutile a nuestros compatriotas, viole constantemente nuestros derechos humanos y juegue con la vida de los colombianos como si nada importara?*

Es más, lamentablemente, el año pasado, hasta agosto, ya habían más de 682 víctimas por culpa de los inadecuados métodos del ESMAD. Tenemos que pensar si ese tal ESMAD es necesario para nuestra sociedad, las víctimas no deberían de aumentar este año. Recordemos que, una víctima no es una cifra o un numero: es una familia colombiana que sufre a causa de las ‘bestialidades’ de una policía disfuncional.

La disfuncionalidad del ESMAD puede ser comparada a la disfuncionalidad de la policía de los 40s y 50s que solo servía solo para eliminar a los liberales.

Los colombianos no queremos unos ‘chulavitas re-encauchados’.

Se debe reevaluar si el ESMAD -ya que a que su funcionalidad institucional no se está cumpliendo- debería ser necesario para la seguridad del pueblo colombiano.

fuente : las 2 orillas

http://quepasaencalive.com/2017/05/21/en-buenaventura-la-protesta-era-pacificahasta-que-llego-el-esmad/

Crítica participación de la mujer en la Iglesia


Posted:

img

(Jorge Costadoat, SJ).-

El Papa Francisco ha abierto un ciclo de sínodos para auscultar lo que ocurre en la Iglesia. Terminó el sínodo de la familia. Comienza dentro de poco el de los jóvenes… ¡Extraordinario! Me pregunto: ¿no podría convocar un sínodo de la mujer?

No un sínodo “sobre” o “para” la mujer, sino uno “de” la mujer: organizado y llevado a efecto por las mismas mujeres. Uno “sobre” o “para” la mujer no se necesita. Terminaría en esos florilegios a las mujeres que, en vez atender a sus necesidades, las ensalzan tal cual son para que sigan haciéndolo tan bien como hasta ahora. Sí se necesita, en cambio, un sínodo “de” la mujer: urge oír a las mujeres.

Para la Iglesia la escucha de la palabra de Dios en los acontecimientos históricos tiene una obligatoriedad parecida a la de dejarse orientar por la Sagrada Escritura. Si Dios tiene algo que comunicar en nuestra época, la Iglesia ha de discernir entre las muchas voces que oye aquella que, gracias a los criterios que le suministra su tradición histórica, es imperioso reconocer, oír y poner en práctica. Pues bien, sin duda la voz de los movimientos feministas de hace ya más de cien años constituye una palabra de Dios a la que la Iglesia debe poner atención. No toda propuesta feminista puede ser “palabra” de Dios, pero excluir que Dios quiera liberar a las mujeres ha llegado a ser, en teología, una especie de herejía; y, en la práctica, un tipo de pecado.

¿Qué habría la Iglesia de oír de la mujer como signo de los tiempos? El derecho de la mujer a ser mujer, entiendo, se expresa en dos tipos de movimientos (A. Touraine: 2016). El movimiento “feminista”, en términos generales, ha luchado para que la mujer tenga iguales derechos cívicos y políticos que los hombres. Este movimiento se replica en el campo eclesiástico en las demandas por participación de las mujeres en las instancias de gobierno, pastorales y sacramentales. La causa emblemática es la de la ordenación sacerdotal. Pero hay otro movimiento que es más profundo y más crítico, y que constituye el fundamento de derechos jurídicamente exigibles. A saber, el movimiento “femenino” que tiene por objeto la liberación “de” la mujer “por” la mujer de las funciones, categorizaciones y servicios que se le han impuesto a lo largo de la historia. Me refiero a la liberación interior que algunas mujeres han logrado alcanzar, desprendiéndose del patriarcalismo y androcentrismo que les ha sido inoculado desde el día de su nacimiento.

La Iglesia institucional en el mundo de las democracias occidentales ha llegado tan tarde a luchar por los derechos de las mujeres; es más, ha sido tan sorda a sus clamores de comprensión y de dignidad, que tiene poca autoridad para hablar de ellas. La misma exclusión de las mujeres en las tomas de decisión eclesiales es prueba de un interés insincero o acomodaticio por ellas. Acaba de terminar un sínodo sobre la familia en el que no votó ninguna madre…

Es verdad que ha habido algún espacio en la Iglesia para una liberación femenina. Siempre ha sido posible el encuentro persona a persona entre Dios y la mujer –ocurrida, por ejemplo, en ejercicios espirituales y en la vida religiosa. Este encuentro ha hecho a las mujeres más mujeres. En estas ocasiones el amor de Dios ha podido sostener la lucha de una “hija de Dios” contra la “sirvienta” del marido, de su hijos, de su padre y de su propia madre (“machista”). Pero, ¿han sido estos encuentros suficientemente significativos como para decir que la Iglesia se interese por la mujer? ¿Quiere realmente la Iglesia que sean ellas personas libres y dignas, capaces de recrearse y recrear la Iglesia con su diferencia? ¿Interesa al colegio episcopal acogerlas, es decir, está dispuesto a considerarlas realmente protagonistas y no actores secundarios de la evangelización? Hoy muchas mujeres piensan que el estamento eclesiástico las sacraliza para sacrificarlas.

La mujer hoy levanta la cabeza. Ya no aguanta que se aprovechen de su indulgencia. Me decía una señora de clase alta: “Dejé a mi ex marido cuando descubrí que me hacía sentir culpable por no tolerar sus violaciones”. Dos años después dejó la Iglesia.

La Iglesia necesita un sínodo de la mujer.

¿Cómo habría de hacerse? No dará lo mismo el cómo. En este sínodo tendrían que participar especialmente las mujeres que están haciendo la experiencia espiritual de haber sido liberadas por Dios del “hombre” que, personal, cultural o institucionalmente considerado las ha precarizado. Ayudarían las muchas teólogas de calidad que existen. Las he leído. Poco tendrían que aportar, por el contrario, mujeres asustadas con su propia libertad. ¿Pudieran participar en él algunos hombres? Sería indispensable. El descubrimiento de la mujer por la mujer necesita de la mediación de su “opresor”.

Hablo de algo grave. La actual condición de la mujer en la Iglesia, a estas alturas, no es un descuido. Es un pecado. La apuesta cristiana es esta: el Evangelio ayuda a que las mujeres lleguen a su plenitud; el anuncio del Evangelio si no se encamina a desplegar integralmente a las mujeres, no es evangélico.

Pensé que la carta del Concilio Vaticano II a las mujeres tendría algo que aportar sobre este tema. Nada. Todo lo contrario. Confirma el problema: “La Iglesia está orgullosa, vosotras lo sabéis, de haber elevado y liberado a la mujer, de haber hecho resplandecer, en el curso de los siglos, dentro de la diversidad de los caracteres, su innata igualdad con el hombre”. Sigue: “Esposas, madres de familia, primeras educadores del género humano en el secreto de los hogares, transmitid a vuestros hijos y a vuestras hijas las tradiciones de vuestros padres, al mismo tiempo que los preparáis para el porvenir insondable. Acordaos siempre de que una madre pertenece, por sus hijos, a ese porvenir que ella no verá probablemente” (año 1965). La mujer es alabada y postergada.

El Concilio no abordó el tema de la mujer. Esta carta fue un saludo a la bandera.

Se necesita un sínodo que, al menos, devuelva a las mujeres la importancia que tuvieron en las comunidades cristianas de siglo I. Un sínodo, y mejor un concilio, que ponga en práctica al Cristo liberador de las más diversas esclavitudes y auspiciador de la dignidad de los seres humanos sin exclusión.

Jorge Costadoat, SJ

http://www.reflexionyliberacion.cl/ryl/2017/03/06/critica-participacion-de-la-mujer-en-la-iglesia/

La mujer judía en tiempos de Jesús – ¿Cómo vivía la Virgen María?


Sábado, 06 Mayo 2017 00:00

La mujer judía en tiempos de Jesús - ¿Cómo vivía la Virgen María?

¿Cómo eran las mujeres judías de entonces? ¿Qué costumbres tenían? La Virgen María se comportaría como una más entre ellas.

Las mujeres judías hablaban solamente en arameo, porque estaba mal visto que tuviesen relaciones con personas de otra raza. Sin embargo María hablaría otras lenguas por su estancia en Egipto y, además, hablaría también el griego, por sus visitas a la ciudad cercana de Sépphoris, que estaba muy helenizada.

 

Desde niñas se las educaba en la religión judía. Esta instrucción era inculcada en el seno familiar por las costumbres que observaban y también en la escuela de la sinagoga, donde les enseñaban a leer y aprenderse de memoria las escrituras. Debían cumplir con la ley de Moisés.

Antes de la puesta del sol de los viernes se preparaban para celebrar elShabbat. Para ello barrían y limpiaban la casa, mudaban la ropa de la cama y de la mesa. Se purificaban lavándose en una tinaja en casa. Se ponían el mejor vestido. Por la noche celebraban el Shabbat en una cena familiar con todos sus hijos y familiares próximos. Al día siguiente, como les estaba prohibido trabajar, comían de lo que les sobraba la noche anterior. Así se ha hecho siempre. Esta fiesta servía para reunir a los familiares periódicamente y trasmitir la tradición judaica.

Respecto a sus costumbres religiosas viajaban a Jerusalén tres veces al año con motivo de las fiestas de Pascua, Pentecostés y Tabernáculos, y permanecían una semana allí. Rezaban mañana y tarde largas oraciones. Las más fervorosas ayunaban a pan y agua dos veces a la semana, los días 2º y 5º. También lo hacían los fariseos, como dice el evangelio, pero estos solo lo hacían para que se les viese, no actuaban con sinceridad. Jesús les atacó mucho por este motivo.

Otras costumbres que tenían las mujeres es que podían estar un tanto obsesionadas con cualquier cosa que rompiese la pureza legal. Por ejemplo tenían que hacer abluciones antes de comer (lavarse las manos). No podían tocar sangre humana, comer carne de cerdo, la carne debía de ser exangüe…

Eran las encargadas de lavar a conciencia a sus difuntos, además de cortarles las uñas y de afeitarles el pelo. Se explica por qué la Virgen María estaría dentro del sepulcro arreglando la cabeza martirizada de su Hijo. Las demás mujeres que la acompañaban, Salomé, María de Cleofás y María Magdalena quedaron fuera simplemente porque no cabían dentro del sepulcro.

El trabajo manual era prácticamente obligatorio. No podían estar ociosas en sus casas, tenían que hacer trabajos de hilandería o de costura. El fruto de su trabajo era para el marido.

Lo más apropiado para una mujer era permanecer en casa. Por esto estaba muy mal visto que una mujer judía estuviese sola en la calle. Si salía de casa, debía cubrirse la cabeza con un velo.

Una mujer en casa debía madrugar para preparar en el fuego el pan cada día para que su esposo lo encontrase listo y caliente para comer cuando éste se levantaba. Tenía que ir a la fuente del pueblo a por agua en un cántaro. Debía dar de comer a las bestias que tuviese. Era la responsable de todo lo concerniente al hogar, la comida, el huerto del jardín, comprar en el mercado, la educación de los hijos. Tenían una hospitalidad proverbial, por fraternidad, con sus hermanos judíos y por cuestiones religiosas.

CHILE: En búsqueda de un Buen Pastor para Osorno 


Posted:

 33560_14036_487997151-618x320

Con el respeto que se merecen todos los buenos Pastores que hoy existen a lo largo del país, me hago la pregunta; ¿se encontrará en alguna parte, el Buen Pastor, que dirija y se haga responsable de la crisis que está posesionada y tiene estancada, lastimosamente, a la Iglesia Católica chilena? En esta línea de reflexión, no puede quedar solo en un slogan lo que señala claramente la Conferencia de Aparecida: “Los obispos, como personas y guías espirituales de las comunidades a nosotros encomendadas, estamos llamados a ‘hacer de la Iglesia una casa y escuela de comunión’…en la cual todos se sientan acogidos como en su propia casa” (188).

Con toda responsabilidad me atrevo a decir que, hoy por hoy, no se vislumbra esa posibilidad, debido a que no hay quien asuma ese liderazgo, no hay quien se atreva a enfrentar a sus hermanos y fraternalmente hacerlos conscientes que los negativos efectos colaterales del “caso Karadima”  vinieron a quedarse, por lo tanto, los daños ocasionados todavía no los asimilan, no los ven como perjudiciales para el funcionamiento de la común-unión de toda comunidad católica;  creo que están entrampados en el siglo pasado, no están a la altura de los tiempos, ni en capacidad de gobernar, servir y guiar. Están con ceguera y sordera crónica, no ven el dolor y el sufrimiento que han ocasionado a un país entero y a una ciudad como Osorno en particular, siguen porfiando en sostener lo insostenible.

No ven más allá de lo que dice y hace don Juan Barros, no sé si no les interesa o no quieren ver que el Rebaño no tiene Aprisco, por lo tanto, no tiene Pastor, una comunidad que sufre por ser ignorada, por no ser escuchada y por las  malas decisiones de quienes se supone deben resguardar la integridad, la paz, la comunión eclesial y, por sobre todo la tranquilidad de sus ovejas, Ellos son quienes deben apacentar el rebaño. No podemos olvidar que es la Diócesis y la Parroquia el lugar “privilegiado de la comunión”, esa máxima de convivencia fraterna ha de ser la guía maestra de un buen Pastor, no otra consideración interesada.

Veo con mucha preocupación que no se visualiza el tema de fondo; desde una óptica laical, es la Iglesia de Jesús a quien tenemos que cuidar y potenciar, todos los integrantes de esta comunidad que es la Iglesia somos reemplazables y si es por un bien mayor, como la de volver a vivir en Paz y Comun-unión, con mejor razón. Con esto quiero decir que si hay uno de nosotros, que está cuestionado y que nadie lo quiere, que nadie respeta, entonces; ¿es más fácil disolver , dividir y confundir al rebaño, que buscar un buen Pastor que reúna y conduzca, amablemente, a sus seguidores haciéndose visible, confiable y respetable?

La coyuntura eclesial, pastoral descrita, hoy día con el Obispo Barros es imposible e irreversible, porque vive en las catacumbas, es imperceptible e invisible, no pastorea, tiene dividida a toda las comunidades en general, esto deben entenderlo los que por sus méritos, en estos momentos están en cargos de confianza, que se supone que están para resolver  y enmendar errores diocesanos graves, a ellos les pido que miren con mayor seriedad y responsabilidad el problema que nos aqueja como Diócesis, que no sigan minimizando hechos graves que claman al cielo, tomando superficialmente todo lo que involucra el “caso Barros”, si se corrigen en su error de seguir sosteniendo a un Obispo impuesto, será un bien para la Iglesia Católica chilena y mundial, también para La ciudad de Osorno.

Hoy, en nuestra diócesis de Osorno, hemos de tener presente lo que nos señala el evangelio de Juan que nos interpela al hablar de la relación de las ovejas con su pastor: Yo soy el buen pastor. El buen pastor da su vida por sus ovejas”. Sólo Dios es el pastor supremo del pueblo. El cuidado de sus fieles no se reduce a guiar, predicar y enseñar, sino que está llamado a dar la propia vida: El pastor ama a las ovejas con amor total. En cambio, “el asalariado, el que no es pastor dueño de las ovejas, ve venir el lobo, abandona las ovejas y huye -y el lobo las arrebata y las dispersa-, porque es asalariado y no le importan las ovejas“.

Danilo Andrade Barrientos   –   Laico Ignaciano

O S O R N O

Resultado de imagen para juan barros y velatones en osorno

http://www.reflexionyliberacion.cl/ryl/2017/05/12/en-busqueda-de-un-buen-pastor-para-osorno/

Anteriores Entradas antiguas

A %d blogueros les gusta esto: