El feminismo en el partido político de las Farc


Defensa de diversidad sexual y lucha contra violencia de género, puntos claves

Luego de más de cinco meses de trabajo, las mujeres de las Farc lograron consolidar un documento que plantea los lineamientos para su participación en el partido político que surja tras el proceso de dejación de armas de la guerrilla.

Marcela Osorio Granados /@marcelaosorio24

victoria_sandino_2.jpg

Judith Simanca Herrera, conocida como “Victoria Sandino”, es una de las líderes más visibles de las Farc.
/ AFP

Uno de los principales logros que se obtuvieron en el texto del Acuerdo Final de Paz suscrito entre el Gobierno y las Farc fue la inclusión de un enfoque de género dirigido a reconocer la forma en la que el conflicto armado golpeó y afectó de forma diferencial a las mujeres. Teniendo como base esa conquista, el verdadero reto ahora, en tiempos de implementación, será lograr que con la puesta en marcha de lo pactado en La Habana no se desdibuje el concepto y se fortalezca el papel de las mujeres en los programas y planes contemplados. Empezando, cómo no, con la misma creación del partido político de las Farc.

Es por eso que las mujeres del grupo guerrillero crearon una serie de lineamientos que agruparon en un documento titulado “Tesis de mujer y género para el congreso constitutivo del partido”, y que marcan la hoja de ruta para lo que será el rol de las mujeres en la etapa del posconflicto y puntualmente en el proceso de transformación de las Farc de movimiento en armas a partido político legalmente constituido.

En el documento, conocido por El Espectador, las mujeres de las Farc sostienen que siendo ”sujetas políticas” con condiciones, oportunidades y capacidades iguales a las de los hombres, el partido político que surja tras la dejación de armas de las Farc debe reflejar ese empoderamiento a través de la participación masiva de las mujeres en todos los niveles posibles. “La consecución y restitución de los derechos de las mujeres en la sociedad, especialmente en la colombiana, implica transformaciones profundas y revolucionarias que sólo podrán conseguirse con la lucha mancomunada de las mujeres y los hombres, en contra de imaginarios, discursos y prácticas que han agudizado las discriminaciones, violencias y desigualdades en mujeres, hombres y divergencias sexuales y construcciones identitarias que sufren la división clasista, racista y sexista, entre otras consecuencias derivadas del capitalismo”, destaca el texto.

El discurso que se plantea parte de un eje primordial, y es la construcción de una línea política feminista propia del partido político que gire alrededor de cinco concepciones fundamentales: el feminismo es de carácter emancipatorio, pues se reconoce que se constituye a partir de la necesidad de la redistribución de la riqueza y se enmarca dentro de la lucha de clases; no hay liberación posible de las mujeres sin la eliminación de la dominación de clase y, por lo tanto, debe haber un reconocimiento a plenitud de los derechos de las mujeres y de su papel histórico y revolucionario; la necesidad de continuar la discusión sobre los aportes del feminismo como condición necesaria para transformar la sociedad; empoderamiento de las mujeres para que puedan hacer presencia en espacios de toma de decisiones y así tener una incidencia real dentro del partido y en las masas, y el feminismo como concepción permitirá avanzar en el reconocimiento de las identidades de género y orientaciones sexuales e identidades de género diversas.

En esa vía, y como primera medida organizativa, las mujeres farianas proponen que la dirección del partido político legal evalúe la pertinencia de constituir una organización de mujeres militantes que tendrá agenda propia, una plataforma nacional y una relación directa con organizaciones sociales culturales y económicas que promuevan la lucha de las mujeres. Asimismo, “el departamento de Mujer y Género del nuevo partido deberá ser el impulsor de la organización propia de las mujeres. De igual manera, será responsable de garantizar la línea política del tema de mujer y género, su socialización y la formación permanente con la militancia. Esta propuesta de trabajo permanente de formación se orientará también a la constitución de las nuevas masculinidades contrahegemónicas en el interior de nuestra organización”.

Incluso la propuesta pone sobre la mesa la necesidad de que dicha organización aborde temáticas como orientaciones sexuales e identidades diversas, y, por ende, logre una articulación con los procesos organizativos y reivindicativos de la población LGBTI. “Por ello es necesario continuar en la formación de una conciencia colectiva que acoja a la población LGBTI en nuestra organización política y organizaciones de masas. Las orientaciones sexuales de las personas no guardan ninguna relación con su comportamiento político ni influyen en el prestigio de la organización. En el interior del nuevo partido elevaremos al máximo la vigilancia para prevenir cualquier tipo de violencia contra las mujeres, personas con orientaciones sexuales diversas y construcciones identitarias, el irrespeto hacia ellas, su discriminación o cualquier forma de chantaje o presión por parte de la militancia y su dirigencia”, reza el documento.

Grosso modo el planteamiento se constituye en una apuesta política diferente en busca de la acción y transformación de la realidad de las mujeres que han sufrido especialmente los rigores de la guerra y que a diario son blanco de diversos niveles de violencia. Por eso una de las estrategias propuestas es precisamente desarrollar una política de formación sobre igualdad de género que vincule a toda la población y que sirvan para erradicar “las prácticas que discriminan a las mujeres y a las personas con identidades diversas y que sostienen el desequilibrio social sobre el cual se sustenta el orden económico, social y político imperante”. Una transformación profunda que requerirá, más que movimientos políticos, cambios culturales de fondo, sobre todo en un país donde los casos de violencia y ataque contra las mujeres son el pan de cada día.

http://colombia2020.elespectador.com/politica/el-feminismo-en-el-partido-politico-de-las-farc

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: