COLOMBIA. CALI: Acoso en las altas esferas decoloniales


Estimadxs compañerxs
En respuesta a una solicitud realizada por la profesora Silvia Rivera Cusicanqui, compartimos con ustedes una denuncia pública por acoso que Edna Martínez, compañera afrocolombiana, doctora en sociología, ha realizado contra el reconocido doctor Walter Mignolo.
Se agradece la lectura y circulación del siguiente mensaje entre sus contactos, especialmente entre las compañeras y las colectivas afro.
***
queridas amigas, colegas, hermanas.
mientras estuvimos, con rita laura segato, en un evento en gotemburgo, una joven se nos acercó para contarnos de su amiga afrocolomiana, edmé, quien había sido acosada nada menos que por el doctor decolonial y autor de varios textos e incluso del prologo a una antología de feminismo, WALTER MIGNOLO.
me pongo en contacto con ustedes para difundir esta denuncia, ya que el poder de controlar las carreras académicas de la gente joven parece estar sirviendo ahora para el despliegue de apetitos que vulneran el sentido más elemental de la ética y la dignidad.
Como buena birlocha enojada que soy, creo en el chisme, como arma de las débiles, y circular este collage de emails, que cuenta con el visto bueno de la damnificada, podrá ayudarla en su valiente decisiòn de enfrentar el riesgo y el costo de pelearse con el poder.
abrazos
src*
*Silvia Rivera Cusicanqui
***
Intercambio de emails entre Edna Martínez, doctorada en sociología y residente en Berlín, y Silvia Rivera Cusicanqui. Junio 2017
NOTA de src. El primer mensaje fue recibido durante el congreso NOLAN en Gotemburgo, el resto mientras daba un curso en el MACBA de Barcelona, y la respuesta a mi retorno a La Paz.
Hola Silvia, soy Edna Martínez. Gracias por el mensaje y la solidaridad. Sabes, justo en estos momentos estamos haciendo una campaña en Colombia con amigas afro “#Yo si te creo”. Pienso que sobra explicar el motivo de la campaña. Para mí lo que pasó con Mignolo es…no sé como describirlo. Tengo rabia, muchas veces conmigo. No porque piense que es mi culpa, sino porque no supe cómo reaccionar, y hasta el día de hoy más allá de contarle a mis amigas, no he hecho nada. Después de que Mignolo se portara como un cerdo que dijo sin pudor querer violarme, que me ofreció un sandwiche a cambio de entrar a su hotel, y que intentó besarme a la fuerza, me fui a mi hotel pensando qué debía hacer? Pensaba en los costos que tendría hacer algo. Pensaba que era mejor “olvidarlo” si quería tener alguna opción, o incluso peor..pense que debería sentirme “honrada” “agradecida” porque este macho blanco con posición y poder gustaba de mi y me podría abrir puertas. Ese pensamiento, saber que la violencia, el acoso, la humillación eran el costo a pagar para tener una vida exitosa en la academia, pensar en que casi debía prostituirme para acceder al mundo académico donde se mueve Mignolo, me atormenta. También me atormenta pensar que después yo lo busqué, yo le escribí un correo con el objetivo de mantener contacto con él, porque para mi era claro que él tenia poder, y que sería más fácil hacer una carrera en la universidad si contaba con el apoyo de este tipo. Creo que esta situación rompió mi confianza en la academia como institución. Al final pienso que fue para bien porque le perdí el respeto, la credibilidad a las instituciones, a los grandes autores, y a las grandes figuras. Esa experiencia afinó mi sentido de desconfianza y de irreverencia. Si esto hacen los intelectuales críticos, las eminencias de las teorías emancipadoras, no me alcanzo a imaginar cuánta más mierda debe haber ahí. Pienso que debemos hacer algo, pero no se me ocurre qué. Estoy abierta a propuestas. Un abrazo. Edna
17 de junio
Estimada Edna.
Te agradezco por la confianza, como tú debes saber, desde hace bastante tiempo he estado intentando desenmascarar a este personaje, que tiene graves fallas éticas y políticas con respecto a las temáticas indígenas y a las luchas de descolonización de nuestros pueblos. En este caso, el tema del acoso ya es la última gota que rebasa el vaso. Estoy dispuesta a hacer parte de una campaña en la que se lo desenmascare por completo, y apoyar así tu justo reclamo. Ahora estoy de ida a Barcelona y tendre poco tiempo, pero estoy muy indignada y no me faltan deseos de hacer algo a la brevedad posible, usando para ello los contactos y relaciones de respeto que mi trabajo y compromiso han logrado construir a lo largo de años.
Para ello me hace falta precisar algunas informaciones, yo podría hacer una especie de reporte de situación para pasar a todos mis contactos. Cuando y en que evento ocurrió esto? Que estudias, en que nivel vas, y cuáles son tus perspectivas academicas? Si le escribiste posteriormente, que le planteaste? Yo sé que ha estado muy interesado en venir a Europa, y que ha venido a Gotemburgo varias veces. Por cierto, el chisme puede correr y seguir corriendo, pero él no le dará ninguna importancia por ser blanco y macho, y por el prestigio que lamentablemente se le atribuye entre la izquierda convencional. Sin embargo, tengo amplias redes feministas, y también amplias redes colombianas, incluidas redes afros, con las que podríamos respaldar tu denuncia.
Es importante, por ahora, que no te decepciones de TODA la academia, porque hay gente valiosa y activista que esta pugnando por superar el racismo y el patriarcalismo que ha plagado muchas de las esferas de izquierda. Yo soy una persona un tanto marginal, pero si de algo sirve el que ahorita se me escuche, pues son causas como la tuya las que me alientan a seguir desde esos márgenes desmontando los poderes que nos bloquean, como mujeres y como subalternas.
Y que sepas que habrá gente capaz de reconocer tu trabajo, en el cual tienes que desempeñarte con transparencia, valentía y seriedad…. todo eso te permitirá recuperar la confianza no solo en ti misma sino también en la universidad, como espacio que debería ser plural, y abierto a las más diversas personas e ideas.
Por lo pronto, va mi solidaridad, y espero mayores informaciones para elaborar una carta o algo por el estilo, que te ayude a transformar esta experiencia dolorosa y frustrante, en un motivo de lucha
me gustaría que me cuentes cuáles son tus intereses académicos, que tema de tesis estás pensando trabajar, y que me mandes algún trabajo tuyo (siempre que no sea en aleman… jejeje) para que te conozca mejor y pueda apoyarte con más conocimiento de causa.
un saludo sororal.
Src
19 junio 2017
Estimada Silvia. Gracias por tu correo. Estoy decidida a hacer algo para develar a este sujeto. Seguramente no seré la única mujer a la que le ha hecho algo similar. Hace poco este personaje hizo el prefacio de un libro sobre feminismo. Yo quería vomitar. Voy a sentarme con calma a escribir lo que ocurrió, y también a revisar los posteriores correos que intercambiamos. Pienso en los costos y efectos que hacer esta denuncia pueda tener, pero no tengo miedo. No estoy dispuesta a tolerar ningún maltrato, ningún abuso más de nadie, y a pesar del dolor y la rabia, sigo creyendo en el potencial de la academia como herramienta de trasformación para los y las oprimidas. Sé que el camino es largo y espinoso, lleno de víboras, mezquindades e intereses miserables, pero a nosotras nunca se nos ha regalado nada en ese contexto. Por fortuna ya terminé el doctorado en sociología… y ahora tengo tiempo para pensar con calma, y para planear los siguientes pasos en mi vida. Mi tesis de grado será publicada pronto, entonces se puedo mandar una copia.
Abrazos sonoros y soronos.
27 de junio.
Hola Silvia. Hoy me enteré que Mignolo viene en tres semanas a Berlín. Decidí hacer algo para confrontarlo, y sé que me va a quitar energía, tiempo… ya una persona descalificó mi denuncia y me dijo mentirosa. Entonces vamos para adelante.
Revisé los correos que intercambiamos, y tengo que decir que me da vergüenza el contenido de esos correos y también mi razonamiento. Después de lo que ocurrió con él en Manchester, yo le escribí, pensando “bueno Edna, no es tiempo para ponerse a llorar ni para dolerse por lo ocurrido. Haz lo que me mejor puedas y sobrevive está situación como mejor puedas. Al fin y al cabo no es la primera vez que te violentan… entonces haz de tripas corazón y pon al tipo de tu lado. Él es el hombre, blanco, intelectual, con prestigio… tu eres la mujer negra, pobre, hija de la señora que limpia. Entonces deja la rabia, el dolor atrás y sigue adelante que el camino es duro y largo.
Le escribí exculpandolo… le escribí “que esperaba que su silencio no fuera porque tenía vergüenza de haber intentado besarme.. que se olvidara de la culpa y la moralidad católica”. Mi lógica era: bueno, ya te violentó, ahora intenta que no todo sean pérdidas. No es la primera vez que un hombre me abusa. He internalizado durante toda mi vida esta violencia, la he naturalizado y lo que intento hacer es no quedarme paralizada ni destruida. Qué no todo sean pérdidas me digo siempre.
Mignolo dará una conferencia en Berlin el 20 o 21 de julio. Estoy buscando otras mujeres que hayan tenido experiencias similares.
Un abrazo y me alegraré de un correo tuyo.
27 de junio
Querida Edna. Me alienta saber que ya sacaste el doctorado y que no alzaste las manos con la academia. También apoyo tu decisión de desenmascarar a este individuo, que para mí no es sino la representación más visible de un mal universitario contagioso y tenaz, el del poder masculino que aprovecha la autoridad pedagógica para formar rebaños, liquidar creatividades y violentar a las mujeres que logran, a punta de esfuerzos y desempeños brillantes, pensar con cabeza propia y ética personal
Como soy una abuela de 68 años, y tengo distancias fundamentadas con la tecnología, voy a hacer un trabajo más artesanal. Pegaré estos correos uno tras otro, para circularlos, entre mis contactos. Las modas académicas decoloniales eclipsan y en última instancia desestimulan la creación de espacios sostenibles, y eso afecta no sólo a la diáspora nuestra en eeuuropa, sino también a las universidades de nuestros países. Comenzaré entonces por circular este collage de correos a mis contactos de referencia.
De hecho, ya denuncié el asunto, pero sin mencionar su nombre – a buena entendedora pocas palabras – en una entrevista pública que di en Barcelona hace pocos días. Fue bajo el auspicio del MACBA, yo creo que te será fácil encontrarla a través de su sitio web. Por el momento, mi supuesta fama y autoridad hay que aprovecharla antes de que se pase y por fin nos den un respiro para seguir nuestra labor de hormigas en nuestros territorios y con nuestras frágiles colectividades. Yo no creo en el activismo web pero respeto a quienes hacen lo mejor que pueden con él.
Salud entonces, quedamos en contacto.
src
*
Anuncios

3 comentarios (+¿añadir los tuyos?)

  1. Ángela
    Jul 05, 2017 @ 10:22:20

    Compañeras que el silencio no se apodere de nosotras para que la indignación y la rabia exploren nuevas solidaridades y desenmascaren a los patriarcademicos. como este otro “enfermo” destronao al que jamas volveré a citar.
    silvia y edna juntas en esto cuenten conmigo. Yo tampoco tengo nada que perder y solo encuentro felicidad en causas como estas en las que escribir es suturar heridas históricas sexuales y prostituibles…

    Responder

  2. adriana
    Jul 16, 2017 @ 20:41:20

    el dia que las mujeres los acosen a ellos…y ni falta hace que fueran académicos.
    Si hasta los señorones cardenales las gastan…el sexo es mercancía, parece…
    ..la noticia es que esto siga siendo noticia, y que se te haya pasado por la cabeza lograr beneficios para tu carrera a partir de este intríngulis…aunque no lo hayas hecho…
    usa mejor tu intelecto para dejarlo en ridículo en público, en un simposio, por ejemplo, y búscate un experto en sicoanálisis para que te separe la paja del trigo.
    entonces te divertirás gratis y el pobre tonto quedará en evidencia: ¡miren lo que tiene que hacer para que lo satisfagan!…

    Responder

  3. Trackback: Nuestra solidaridad con la compañera Silvia Rivera Cusicanqui y las compañeras afrocolombianas | blog no oficial

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: