Falleció el médico Roberto Alfredo Giraldo Molina.


ASMEDAS Antioquia lamenta su muerte y manifiesta a sus familiares y allegados las más sinceras condolencias e invita a colegas y amigos a brindar acompañamiento en estos difíciles momentos a su familia.  Sus exequias serán mañana jueves 17 de enero, a las 11:00 a.m., en la capilla de la UPB, sede La 70

Tomado de: Oficina de Comunicaciones, Información y Prensa ASMEDAS Antioquia

Médico y cirujano egresado de la Universidad de Antioquia, en donde se especializó en medicina interna con énfasis en enfermedades infecciosas e inmunología, se graduó con distinción en la Escuela de Higiene y Medicina Tropical de la Universidad de Londres al obtener un Magister de Ciencia en Medicina Clínica Tropical; además, fue formado como Psicoanalista Integral de la Sociedad Internacional de Trilogia Analitica en San Pablo, Brasil.

Por casi cinco décadas se dedicó a actividades clínicas, académicas e investigativas en diferentes aspectos de las enfermedades infecciosas, inmunológicas y psicosomáticas en varias regiones de Colombia, los Estados Unidos, Europa, África y Brasil.

La mayor parte de su carrera investigativa transcurrió en el campo de las inmunodeficiencias secundarias o adquiridas, especialmente aquellas que ocurren en los países subdesarrollados. En 1976, con el professor Jacob Frenkel del Centro Médico de la Universidad de Kansas, estudió las infecciones por el Toxoplasma gondii y por el Pneumocystis carinii, como marcadores de riesgo para inmunodeficiencias humanas severas. En 1967, estudió las micosis oportunistas con el professor Donald Greer del Centro para el Control y Prevención de las Enfermedades (CDC) de la ciudad de Kansas. Durante 1974 y 1975 en la Escuela de Higiene y Medicina Tropical de la Universidad de Londres, estudió los principales factores de riesgo para el sarcoma de Kaposi, como un marcador de inmunodeficiencia severa en varios países del África.

En las selvas colombianas, trabajó hombro a hombro con curanderos tradicionales y exploró las diferentes condiciones médicas relacionadas con la pobreza, la malnutrición tales como las infecciones, las parasitosis y toda una gama de inmunodeficiencias. Laboró, también, en la Sociedad Internacional de Psicoanálisis y Medicina Psicosomática Integral en Sao Pablo, Brasil. Fue Investigador independiente del SIDA desde 1981 y tiene varias publicaciones sobre el tema.

Algunas de sus obras más sobresalientes:

“El SIDA y los agentes estresantes inmunológicos: El SIDA no es una enfermedad infecciosa ni se transmite sexualmente. Este es un síndrome tóxico-nutricional causado por el alarmante incremento mundial de agentes estresantes para el sistema inmunológico”.

“Como prevenir y curar la Gripa Porcina y cualquier otra enfermedad usando nuestro médico interior”.

-“Usando la farmacia interior para prevenir y curar El SIDA”.

-“SIDA y estrés oxidativo: Fundamentos científicos para una interpretación de la seropositividad y del SIDA como incremento del estrés de oxidación”.

– “Aspectos psicosomáticos del cáncer y otras de las llamadas enfermedades incurables”.

https://asmedasantioquia.org/2019/01/16/fallecio-el-medico-roberto-alfredo-giraldo-molina/

Roma, solidaridad entre mujeres. Juliana Henao



By Juliana Henao

Enero 19, 2019In Feminismo

Mucho se ha escrito acerca de la película Roma de Alfonso Cuarón, de su estilo (neo)realista, donde la historia de una familia de clase media en México a principios de los sesenta  se muestra desde la cotidianidad y la vida real de los personajes. La crítica en general se ha divido entre glorificar la película  o realzar sus puntos débiles. Sin embargo, es evidente el enfoque de la situación que vive la mujer, Cleo quien sirve de empleada en la casa de Sofía, la dueña de la casa.

Ambas mujeres Cleo y Sofía  viven desde su propia soledad el desengaño de no ser correspondidas en el amor y la maternidad sin sus compañeros respectivos. Cleo embarazada, que al expresarle a su novio Fermín su estado actual la rechaza y luego la amenaza. El temor de hablar con  su madre por ser una madre soltera. Sofía, por su parte sufre el abandono de su esposo, el nuevo reto de llevar una casa por sí misma, de ser el sustento económico de su madre, sus cuatro hijos,  y los tres empleados que le sirven en casa. Además de ocultar a sus hijos la verdad acerca de un padre que no va a regresar.  Y la diferencia de clases tan marcadas de la época, que por más que Cleo y Sofía viven una realidad simultánea y ambas se necesitan no se reconoce la familiaridad que puede surgir entre ambas.

Independientemente, se puede observar la solidaridad que se da entre las mujeres de la película Adela, Cleo, Sofía y Teresa donde el juzgar no existe y cada quien desde su quehacer rutinario brinda apoyo. Adela ayuda a Cleo a encontrar a Fermín a través de Ramón su novio. Sofia más que desde su  rol  de jefe brinda los servicios médicos a Cleo y la escucha cuando ella le confiesa que deseo que su bebé no naciera y Adela, Cleo y Teresa ayudan a Sofía no solo con los quehaceres de la casa, el cuidado de los niños, pero con el amor y apoyo, como lo muestra Cleo al salvar los niños de ahogarse en el mar, a pesar de su miedo al agua.

Hay un respeto entre todas por su historia, por sus dolores, por sus frustraciones, por los miedos.  Y aún por el silencio de las emociones no expresadas verbalmente.  Y es ahí donde la solidaridad femenina cobra su mayor fuerza. Y como le diría Sofia a Cleo  “Las mujeres siempre estamos solas” y podríamos agregar en entornos o momentos marcadamente machistas donde la mujer precisa más que en cualquier otro de la solidaridad de otras mujeres.

https://feminismoinc.org/2019/01/roma-solidaridad-entre-mujeres.html?fbclid=IwAR0v8-I_R_-93norrIJtj4A-LQbUYhCJiGkV45a73dXBDHIKoCRg_cRAEGw

Francisco suprime la Comisión ‘Ecclesia Dei’, encargada del diálogo con los lefebvrianos


SUS COMPETENCIAS PASARÁN A DOCTRINA DE LA FE, SEGÚN UN MOTU PROPRIO

Para Roma, el problema actual se debe plantear desde un punto de vista estrictamente doctrinalJesús Bastante, 19 de enero de 2019 a las 12:13  

LefebvrianosRELIGIÓN | VATICANO

Nicola Gori: “Esto significa que se ha avanzado en la comunión y, por lo tanto, el Motu Proprio ofrece un implícito reconociento a que la comisión ha completado sus tareas”

(Jesús Bastante).- Tras más de treinta años de trabajo, el Papa Francisco ha decidido echar el cierre a la Comisión ‘Ecclesia Dei’, creada en 1988 por Juan Pablo II para tratar de encauzar el diálogo con los lefebvrianos y otras ramas tradicionalistas.

En un Motu Proprio hecho público este mediodía, Bergoglio suprime la comisión, y asigna sus competencias a la Congregación para la Doctrina de la Fe, dentro de la que “se establecerá una Sección especial para continuar el trabajo de supervisión, promoción y protección que lleva a cabo“, la comisión suprimida.

Y es que Roma entiende que las cuestiones a abordar a partir de ahora son “de naturaleza predominantemente doctrinal”, por lo que desea que “estos objetivos sean cada vez más evidentes para la conciencia de las comunidades eclesiales”.

La decisión, publicada en L’Osservatore Romano, entra en vigor inmediatamente. Esta decisión, un secreto a voces en las últimas semanas, supone un paso más en el camino de una discusión en lo doctrinal, para culminar el regreso de los lefebvrianos a la disciplina vaticana. Todo ello, pese a las reticencias de los responsables de la fraternidad, y del fallido intento de convertir a este grupo en una Prelatura Personal.

Tal y como explica en el citado artículo Nicola Gori,no se trata de una supresión total, sino “una transferencia de poderes“, visto que el eje principal del trabajo de la Comisión “se había reducido a la esfera doctrinal”.

“Esto significa que se ha avanzado en la comunión y, por lo tanto, el Motu Proprio ofrece un implícito reconociento a que la comisión ha completado sus tareas”, añade Gori en el texto, en el que se cita la evolución desde 1988 a la actualidad, pasando por la remisión de la excomunión por parte de Benedicto XVI.

Así, “el paso posterior dado por el Papa Francisco con la supresión de la propia comisión está inserta en esta necesidad particular de llevar adelante el diálogo sobre temas doctrinales, cuya competencia es de la Congregación para la Doctrina de la Fe”, concluye.

Andrea Tornielli@Tornielli

Supressão da ‘Ecclesia Dei’: terminada a urgência – Vatican News https://www.vaticannews.va/pt/vaticano/news/2019-01/supressao-ecclesia-dei-fim-da-urgencia.html#.XEMKAuIRZu4.twitter …6:29 – 19 ene. 2019Información y privacidad de Twitter AdsSupressão da ‘Ecclesia Dei’: terminada a urgência – Vatican NewsO editor-chefe do Vatican News explica o significado da decisão papal de atribuir a uma seção especial da Congregação para a Doutrina da Fé as tarefas …vaticannews.vaVer los otros Tweets de Andrea Tornielli

“Que esta realidad no nos arrebate la esperanza”: Francisco de Roux.


El sistema de justicia transicional rechazó el atentado contra la Escuela General Santander, se solidarizó con las víctimas, e hizo un llamado a no retroceder en la búsqueda de la paz, la verdad, la justicia y la no repetición.
 Redacción Colombia 2020

358fb8de-ab16-4a20-aab4-065a98f468f0.jpg

Es la primera vez que las tres cabezas del Sistema Integral de Verdad, Justicia, Reparación y No Repetición hacen una declaración conjunta.JEP

En una declaración conjunta, las tres cabezas del sistema de justicia transicional rechazaron el atentado a la Escuela de Cadetes General Santander, atribuido por el Gobierno al Eln, que dejó 21 muertos y más de 60 heridos, e hicieron un llamado al país a seguir trabajando por la verdad, la justicia, la reparación y la no repetición.

Vea también: Presidente Duque levanta la mesa de diálogos de paz con el Eln

El sacerdote Francisco de Roux, presidente de la Comisión de la Verdad; Patricia Linares, presidenta de la JEP, y Luz Marina Monzón, directora de la Unidad de Búsqueda de Desaparecidos, pidieron la unión de todos los colombianos en torno a las familias de los líderes sociales, las familias de víctimas que han querido contribuir a la paz y de estos jóvenes estudiantes que aspiraban a contribuirle al país siendo policías.

“Nos unimos profundamente a este inmenso sufrimiento de Colombia y al unirnos queremos expresar nuestra solidaridad con los jóvenes policías asesinados y con las familias. Queremos invitar a que esta realidad tan dura no nos arrebate la esperanza e invitarlos a todos a que sigamos trabajando por la verdad, la justicia, la reparación y la no repetición”, señaló el padre de Roux. 

Patricia Linares, presidenta de la Jurisdicción Especial para la Paz, además de solidarizarse con las víctimas, recordó que el camino que ha recorrido el país para alcanzar la paz ha estado lleno de sacrificios, pero también de esperanzas. “No pueden ser las voces irracionales de quienes acuden a expresiones de violencia inhumanas y bárbaras las que nos hagan retroceder en ese camino. Queremos hacer un llamado para que todos nos unamos en torno a la defensa de ese propósito de paz que estamos seguros nos une como nación y como colombianos y colombianas”, señaló.

Vea también: ¿Qué consecuencias traería cerrar la negociación con el Eln?

Por su parte, Luz Marina Monzón, directora de la Unidad de Búsqueda de Personas Dadas por Desaparecidas, recordó que el sistema fue creado para garantizar los derechos de las víctimas y por eso rechazaban no solo los actos de violencia ocurridos en la Escuela de Cadetes sino los ataques contra todas aquellas personas que están tratando de hacer la paz. 

“El llamado que hace la Unidad de Búsqueda y el Sistema es que no nos dejemos convencer de que no es posible la paz. Que nos convenzamos de que el derecho a la paz es un derecho que tenemos todos los colombianos y las colombianas”, recalcó Monzón.

Es la primera vez que las tres cabezas del Sistema Integral de Justicia, Justicia, Reparación y No Repetición hacen una declaración conjunta. La JEP acaba de cumplir un año de funcionamiento, mientras que la Comisión de la Verdad y la Unidad de Búsqueda empezaron a funcionar a finales de 2018.
Recordemos que estas entidades fueron creadas por el Acuerdo Final firmado con las Farc. La verdad, las medidas de reparación y no repetición y para los desaparecidos más de 50 años de conflicto.

https://colombia2020.elespectador.com/construyendo-pais-2020/que-esta-realidad-tan-dura-no-nos-arrebate-la-esperanza-francisco-de-roux?fbclid=IwA

BARCELONA: Montserrat relata cómo afrontar una denuncia de abusos hace 20 años


Para Cataluña Religión. Ds, 01/19/2019

CR ) La Abadía de Montserrat ha hecho público un comunicado en el que relata con todo detalle una denuncia de un caso de abusos de hace más de 20 años. La presunta víctima, Miguel Ángel Hurtado, y su familia, han tenido durante estos años una atención constante de la comunidad y concretamente con el abad, Josep M. Soler. Aunque la presunta víctima no ha presentado hasta ahora ninguna denuncia, hace tiempo que lidera una campaña pública  contra los abusos en la Iglesia católica y recientemente ha contactado con varios medios de comunicación para explicar los detalles su caso. Este es el texto de la Abadía de Montserrat en el que detalla cómo gestionar la acusación contra un hermano de la comunidad que murió hace diez años.

COMUNICADO DEL MONASTERIO DE MONTSERRAT

Ante los hechos expuestos por el Sr. Miguel Ángel Hurtado a varios medios de comunicación en los que acusa de abusos sexuales un monje de Montserrat, la comunidad benedictina quiere expresar lo siguiente:

  1. Montserrat condena rotundamente cualquier tipo de abusos realizados a menores y se solidariza con todas las víctimas y el dolor que sufren. Igualmente, quiere hacer público nuevamente su compromiso para luchar en contra de estas actuaciones tan execrables, especialmente en el seno de la Iglesia.
  2. Los hechos relativos a abusos deshonestos (tocamientos) que denuncia el Sr. Hurtado se remontan al año 1998. Tenía 17 años y formaba parte del Servicio Escucha de Montserrat, el responsable era el H. Andreu Soler.
  3. En el momento en que el Sr. Hurtado puso los hechos en conocimiento de un miembro de la comunidad se le propuso que lo explicara el P. Abad. Aunque no lo hizo, se inició una investigación interna dentro del monasterio para esclarecer los hechos.
  4. En el año 2000 fue elegido abad el P. Josep M. Soler. Ese mismo año, recibió una carta de la madre del Sr. Hurtado donde le explicaba los hechos e inmediatamente el P. Abad hay contactó por teléfono para expresarle la voluntad de hablar con su hijo. En este sentido, el P. Abad envió una carta al Sr. Hurtado pidiéndole de poder hablar con él para poder tener la información personalmente, manifestando su voluntad de continuar investigando para llegar a conocer toda la verdad.
  5. El G. Andreu Soler dio siempre una versión diferente de los hechos. Sin embargo, como medida preventiva, a finales de 2000, el P. Abad le apartó de toda actividad pastoral y de contacto con jóvenes y lo destinó a la casa dependiente del Miracle.
  6. En 2003 el Sr. Hurtado envió una carta al P. Abad donde afirmaba que después de haberlo hablado con su familia no querían denunciar los hechos, que no quería mantener aún una entrevista con el P. Abad y pedía una ayuda económica para pagar su terapia psicológica, la de su madre, además de hacer una aportación económica a una entidad de ayuda a los jóvenes que han sufrido abusos (ECPAT).
  7. El monasterio, con el fin de ayudar al Sr. Hurtado, le dio el apoyo económico que pedía. Debido a que el Sr. Hurtado todavía no quería mantener ninguna entrevista con el P. Abad, la gestión del pago se hizo a través del abogado del monasterio y la abogada del Sr. Hurtado. La cuantía total fue de 8.600 euros, que incluía también los honorarios de su abogada.
  8. En los años siguientes hubo varias llamadas telefónicas entre el monasterio y la familia del Sr. Hurtado para interesarse por su evolución.
  9. En 2004 el P. Abad pudo mantener la primera entrevista personal con el Sr. Hurtado, en la que le pidió nuevamente perdón por el daño que se le hubiera podido causar y se continuaba poniendo a su disposición para todo lo que pudiera necesitar. El Sr. Hurtado se fue agradecido.
  10. El G. Andreu Soler murió en 2008, después de haber devuelto a la enfermería de Montserrat por enfermedad grave.
  11. El Sr. Hurtado volvió a contactar con el monasterio en 2011 y se entrevistó de nuevo con el P. Abad Josep M. Soler. Como ya había hecho anteriormente, el P. Abad le manifestó que se ponía a su disposición.
  12. En 2015, el Sr. Hurtado contactó de nuevo con el P. Abad y en la entrevista personal que mantuvieron le expresó su malestar por un libro de 2007 promovido por los antiguos miembros del Servicio Escuela de Montserrat y publicado por la editorial de la abadía. Uno de los autores de este libro era el G. Andreu Soler y se elogiaba la labor educativa de la entidad. El P. Abad le pidió disculpas y le explicó que las publicaciones funcionan autónomamente por lo que tuvo conocimiento de la publicación del libro con posterioridad. El Sr. Hurtado pidió que se retirara esta publicación, petición a la que el P. Abad accedió. En esta reunión el Sr. Hurtado devolvió al P. Abad dinero de la ayuda económica que se le había dado, de los que se haga donativo a la Fundación Vicki Bernadet ya la Cruz Roja.
  13. A principios de 2016, el P. Abad Josep M. Soler escribió una carta al Sr. Hurtado para informarle de las medidas tomadas a raíz de la última conversación ya que se habían retirado del mercado todos los libros que aún había de esta publicación.
  14. En 2016, en una entrevista personal, el P. Abad informó de esta situación en la Congregación para la Doctrina de la Fe, institución responsable de estos asuntos a la Santa Sede.
  15. El monasterio se quiere reafirmar en la condena más absoluta de los abusos cometidos contra menores, expresa su total apoyo a las víctimas y su firme voluntad de actuar con total transparencia. Quiere manifestar también que, a pesar de que el H. Andreu Soler dio siempre una versión diferente de los hechos de la del Sr. Hurtado, las actuaciones del monasterio siempre han sido movidas por el deseo de ayudar al Sr. Hurtado y de estar a su lado. Asimismo, el monasterio expresa que no tiene conocimiento de ninguna otra denuncia contra el H. Andreu Soler y pide perdón por todo aquello en lo que no tengo podido estar a la altura de las expectativas.

https://www.catalunyareligio.cat/ca/montserrat-relata-com-va-afrontar-denuncia-abusos

Una víctima revela la ocultación de abusos sexuales en Montserrat


La abadía pagó 7.200 euros en efectivo a Miguel Hurtado en el 2003 para tratar sus secuelas psicológicas

El monasterio informó al Vaticano en el 2016, que concluyó que había obrado bien sin preguntar al afectado

Guillem SànchezBarcelona – Sábado, 19/01/2019 | Actualizado el 20/01/2019 a las 09:52  CET 1

Miguel Hurtado, víctima de abusos. / JORDI COTRINA

El Monasterio de Montserrat ocultó los abusos sexuales que cometió el monje Andreu Soler a finales de los 90, según ha relatado a EL PERIÓDICO su víctima, Miguel Hurtado. Soler es el fundador del movimiento escolta de la abadía, ‘Els nois de servei’, y fue su responsable durante 40 años. El monasterio, que llegó a pagar 7.200 euros de terapia psicológica para esta víctima, nunca denunció los hechos. Soler falleció en el 2008 y, un año antes, la abadía le rindió homenaje con la publicación de un libro con sus memorias, ‘Escoltisme i Montserrat’ (L’Abadia de Montserrat, 2007).

El portavoz de Montserrat, Bernat Juliol, admite los hechos con matices. Asegura que Soler “jamás confesó los abusos” y que no aparecieron “otras víctimas” que permitieran confirmar su relato. Niega asimismo que se actuara de este modo para disuadir a Hurtado de que denunciara el delito y mantiene que en todo momento trató de “ayudarle”. En el 2016, Montserrat comunicó al Vaticano que existía esta denuncia y la Doctrina de la Fe respondió, según la abadía, que había obrado “bien”. El Vaticano, no obstante, no se puso en contacto con Hurtado para averiguar su versión de lo sucedido.

Más información

MIguel Hurtado, el pasado sábado en Barcelona, tras la entrevista con EL PERIÓDICO.

“Ningún pederasta está por encima de la ley”

La historia de Miguel Hurtado 

Hurtado, de familia creyente, se convirtió en un ‘noi de servei’ -el movimiento ‘scout’ del monasterio- a finales de los noventa. Un fin de semana al mes los menores pernoctaban en la abadía. El domingo hacían labores como mantener el orden durante la misa o vigilar los cochecitos de bebé cuando se formaban las colas para adorar a La Moreneta. Por las noches dormían en una residencia con habitaciones con literas. Allí es donde sufrió los abusos.

Los abusos comenzaron cuando Hurtado tenía 15 o 16 años y Soler, 65 años. “Soler me observó durante casi un año y cuando vio que estaba pasando una mala época, se acercó”. Al principio quería quedarse con él a solas en lugares comunes, como el comedor. Pero un día se presentó en su habitación. De entrada, le habló de temas neutros: “familia, amigos, escuela… pero luego sacó temas sexuales”. “Me subrayaba que no debía masturbarme… y al hacerlo también metía la mano bajo mi ropa interior y me decía que ‘esto’ era malo”. Los abusos se produjeron puntualmente cada vez que subía a dormir, durante un año. “Algunos incluso ocurrieron mientras había otro chaval en la litera superior. La conversación que oía el otro chico era normal, pero no veía que con las manos “estaba abusando de mí”, cuenta Hurtado para demostrar “la sangre fría” con la que actuaba. El acoso fue en aumento, hasta que un día “me besó”. “Comenzó en la mejilla y de ahí se fue hasta la boca y trató de meterme la lengua. Resistí apretando los dientes y dejando el cuerpo rígido, en una postura corporal de ‘no’ que no le importó”. Entonces, Hurtado aceptó lo que no había querido aceptar hasta ese momento: “Estábamos en Montserrat y él era un monje, pero aquello no estaba bien”.

Miguel Hurtado pasea por Barcelona, tras la entrevista concedida a EL PERIÓDICO. / JORDI COTRINA

La primera alarma desoída por la abadía

Hurtado explicó lo sucedido a Josep Maria Sanromà y este, según le aclaró, lo elevó al abad Sebastià Bardolet. Sanromà le respondió días después que Bardolet le invitaba a explicárselo personalmente y que, después de hacerlo, “le daría un toque a Soler”. También le animó a no dejar de subir a pernoctar durante los fines de semana, algo que se negó a hacer. En 1999 Hurtado estaba preparando la selectividad y eso le sirvió de excusa en casa para justificar su renuncia a regresar a la abadía. Soler no lo aceptó y comenzó a llamar a casa para convencer a su madre de que debía animar a Hurtado a volver a la abadía.

El segundo aviso, por carta

En el 2000 en Montserrat hubo cambio de abad: Bardolet fue reemplazado por Josep Maria Soler. Poco después, Hurtado cumplió los 18 años y comenzó Medicina en la Universitat Autònoma de Barcelona (UAB). Ese año le explicó a su madre el verdadero motivo por el que había decidido dejar los escoltas de Montserrat antes de tiempo. Tras averiguarlo, su madre envió una queja por carta al nuevo abad. Este respondió con una misiva dirigida directamente a Hurtado. Manifestaba tomarse “muy en serio” los “problemas” descritos por su madre y comunicaba que Andreu Soler había sido enviado al monasterio de El Miracle, propiedad de Montserrat.

El abad también llamó a su madre en diversas ocasiones, según Hurtado, para interesarse sobre el estado de su hijo y para “persuadirla” de que no presentara ninguna denuncia dado que ello obligaría a la abadía a ponerle un abogado al monje acusado. Sin la querella, Montserrat “podría gestionarlo internamente”. 

Tercera señal, reunión entre abogados   

Hurtado cuenta que la forma que tuvo él de lidiar con aquellos recuerdos fue distraer la mente concentrándose en la carrera. A los 21 años, sin embargo, un episodio de Doctoras de Filadelfia, cuya trama giraba alrededor de un caso de agresión sexual, removió el trauma. “Me pasaba las noches llorando, me aislé socialmente, me cabreaba por cualquier cosa… y comprendí que necesitaba ayuda”. Acudió a la Fundació Vicky Bernadet, la única que existía entonces para tratar a las víctimas de abuso infantil. “Allí hice terapia de grupo” y, poco a poco, me fui “empoderando”. En el 2003, “le escribí una carta al abad Soler, le detallé las secuelas que había sufrido y le pedí que pagaran mi tratamiento”.

Esta vez, la carta la respondió el abogado de la abadía, antiguo decano del Col·legi de Advocats de Barcelona. Le invitaba a una reunión en su despacho. Acudió en compañía de su madre y de una letrada facilitada por la fundación. Allí el abogado de Montserrat le hizo contar nuevamente la cronología de los abusos, “para buscar contradicciones”. Después, ambos representantes legales acordaron que la abadía le entregaría a Hurtado 7.200 euros. De aquel pago, sin embargo, no debía quedar ningún rastro, así que se lo abonaron en tres cuotas en efectivo, de 3.000 euros, 3.000 euros y 1.200 euros, para pasar por debajo del radar de Hacienda. “Evidentemente, no me dieron ningún papel”. De aquel pago, Montserrat admite que fueron 8.600 euros, porque agrega las costas del abogado.

La prueba del pago

Tras acabar la carrera de Medicina, Hurtado se trasladó a Madrid para hacer la residencia de la especialidad. En el 2011, falleció su padre, cuando estaba en el último curso. “Fue el desencadenante de otra crisis porque até cabos: no había tenido una buena relación con mi padre y Soler había aprovechado esa carencia jugando el papel de padre sustituto”. Hurtado se metió en internet a buscar información sobre Soler y descubrió que el monje, fallecido en el 2008, había sido homenajeado con la publicación del libro ‘Escoltisme i Montserrat’. “Fue la última ‘tomadura de pelo’ porque sucedió 3 años después de que hubieran accedido a pagarme la terapia”, razona.

Hurtado visitó Montserrat por última vez en el 2015 para entregarle al abad un ejemplar del libro de Soler. “Lo cogió, lo observó  y dijo que no tenía ni idea de que se hubiera publicado porque el editorial de la abadía trabajaba de forma independiente”. También se comprometió a retirarlo de las librerías y destruir todos los ejemplares. Hurtado le devolvió los 7.200 euros: “como comprenderá, ya no puedo aceptar este dinero”. Todavía conserva un correo electrónico del abad en el que le informa de que la mitad de esa cantidad económica ha sido ingresada en la fundación Vicky Bernadet. Hurtado y el abad no han vuelto a hablar.

Fragmento de la carta enviada a Miguel Hurtado por el actual abad de Montserrat. 

Hurtado se ha convertido en la actualidad en un activista en defensa de los derechos de la infancia. En mayo del 2016, promovió, junto a otras dos víctimas, la recogida de firmas para una iniciativa legislativa popular (ILP) reclamando la no prescripción del delito de pederastia. Presentaron más de 300.000 firmas ante el Congreso de los Diputados. Hurtado explicará su lucha en el documental ‘Examen de conciencia’, de Albert Solé, que la plataforma Netflix estrenará el próximo viernes, 25 de enero. Ha abierto también este correo para que, si existen más víctimas, se pongan en contacto con él.

La abadía de Montserrat, por su parte, ha emitido este sábado un comunicado después de que dos medios, uno de ellos EL PERIÓDICO, han sido preguntado por el asunto. En él explican su versión de los hechos y aseguran su intención de “obrar con plena transparencia”.

Siguiente Entradas recientes

A %d blogueros les gusta esto: