DE BARCELONA A BARRANQUILLA, HA LLEGADO LA VIRGEN MORENETA. Olga Lucia Álvarez Benjumea*


Leyenda

Según la leyenda, la primera imagen de la Virgen de Montserrat la encontraron unos niños pastores en el año 880. Tras ver una luz en la montaña, los niños encontraron la imagen de la Virgen en el interior de una cueva. Al enterarse de la noticia, el obispo de Manresa intentó trasladar la imagen hasta esta ciudad, pero el traslado fue imposible ya que la estatua pesaba demasiado. El obispo lo interpretó como el deseo de la Virgen de permanecer en el lugar en el que se la había encontrado y ordenó la construcción de la ermita de Santa María, origen del actual monasterio.

La talla

La imagen es una talla románica del siglo XII realizada en madera de álamo. Representa a la Virgen con el niño Jesús sentado en su regazo y mide unos 95 centímetros de altura. En su mano derecha sostiene una esfera que simboliza el universo; el Niño tiene la mano derecha levantada en señal de bendición mientras que en la mano izquierda sostiene una piña. El rostro y la cabeza del Niño Jesús fueron retocados en época posterior y muestran un estilo naturalista ajeno del todo a las imágenes románicas.

Con excepción de la cara y de las manos de María y el Niño, la imagen es dorada. Las carnaciones son de color negro, lo que le ha dado el apelativo popular de La Moreneta. Se ha querido asociar al grupo de las llamadas vírgenes negras que tanto se extendió por la Europa románica y cuyo significado ha dado lugar a múltiples estudios, si bien en este caso su color parece ser el resultado de la transformación del barniz de su cara y de sus manos a causa del paso del tiempo3​ y a un repintado del principios del siglo XIX.45​ Aunque la talla es mayoritariamente del siglo XII, tanto el Niño Jesús como las manos actuales de la Virgen son un añadido del siglo XIX.3​ (1)

Esta Virgen ha hecho un viaje largo, se vuelto viajera y callejera, ha salido del Monasterio de Monserrat de Barcelona, (Cataluña) para irse a quedar en Barranquilla. Llega de enfermera, pues, ahora cuida a una de mis hermanas enfermas.

Mayito, le dice: Qué alegría de tenerte en mi casa, con mi familia. Bienvenida!

Con gozo y alegría, la familia le ha recibido, ya tiene programa para el año que viene. Se la pasará visitando a los miembros de la familia, ya que en cada casa se quedará 8 días.

“Es una Virgen, que me llama la atención por dos cosas:

1) Sea por lo que sea, es negra, se parece a nosotros.

2) Lleva a Jesús, con Ella, en su regazo de mujer y madre!”

En Colombia, tenemos un templo en su honor, en los cerros orientales, en el Cerro de Monserrat, sitio de peregrinación. Aquí esta la historia, de lo que sucedió:

“Sobre la cima de los cerros orientales de la ciudad de Bogotá D.C. se encuentra ubicado el Santuario de Monserrate, el cual recibe este nombre en honor a “Nuestra Señora de Monserrat” que se encuentra en un monte cerca de Barcelona, España.

En el año de 1650 don Pedro Solís de Valenzuela, Jacinto García, Domingo Pérez y Francisco Pérez de la Puebla se presentaron ante los señores Presidente de la Audiencia y Arzobispo de Santafé solicitando licencia para construir una ermita en lo alto del cerro; su intención era celebrar al igual que en España, el día de la Santa Cruz

Resulta que a los fundadores les pareció que la devoción a la Santa Cruz aumentaría si se completaba con la de la Virgen María; fue así como la Virgen de Monserrat de España se integró a la cruz santafereña de la Nieves.

Entonces la ermita que se construyó fue denominada Nuestra Señora de la Cruz de Monserrat. Hacia el año 1656 el padre Bernardino de Rojas, que fue administrador de la ermita de Monserrate, encargó las tallas de un Cristo Crucificado y de un Señor Caído al escultor santafereño Pedro de Lugo Albarracín. En un principio estas esculturas fueron colocadas en un lugar lateral de la ermita, para las que se construyó una capilla destinada a la adoración del Santo Cristo. De las dos imágenes, la del Señor Caído ganó importancia con el tiempo y finalmente terminó reemplazando en el patronazgo de la ermita a la Virgen de Monserrat”

“Creo que aqui, estoy bien, y aqui me quedo, entre los míos, entre mi familia, entre mis hijos”

*Presbitera católica.


  1. https://es.wikipedia.org/wiki/Virgen_de_Montserrat
Anuncios

Olivia Lone Bear, una mujer indígena estadounidense con 5 hijos, desapareció en los campos de petróleo de Dakota del Norte


BREVE29 DE NOVIEMBRE DE 2017
 s5 lone bear missing

Analizamos el caso de Olivia Lone Bear, otra mujer indígena estadounidense que desapareció en los campos de petróleo de Dakota del Norte.
Para saber más de este tema, puede ver la entrevista que les hicimos (en inglés) a Matthew Lone Bear y Mary Kathryn Nagle. Matthew es hermano de Olivia y participa en la búsqueda diaria de su hermana desde que esta desapareció el 25 de octubre en New Town, Dakota del Norte. Olivia Lone Bear tiene cinco hijos. Nagle es una abogada y escritora cherokee.

https://www.democracynow.org/es/2017/11/29/native_american_woman_olivia_lone_bear

Tras el oficio de ser palabreros de Dios


02 de Octubre de 2017

 

[Un conjunto de palabras, que hace cuatro años, buscaban defender este viejo oficio de hacer teología para los jóvenes que vamos despertando al mundo, maravillados por los milagros que nos salvan y dolidos por las palmas que nos matan]

Nos han enseñado que burlarse es de mala educación. En realidad burlarse es una necesidad para descubrir en esta historia plagada de cadáveres, un horizonte de esperanza y un camino que lo valga. La fe nos regala los lentes de la esperanza ‘contra toda esperanza’.

 

El amor, ese inmenso poder que hace que el universo tienda a la vida, es la débil fuerza que posibilita que nos burlemos de la realidad, de la historia, de todas las negatividades que pesan sobre los hombros de las mayorías.

 

Pero para burlarme, primero debo acercarme con honradez a la realidad: mirarla, preguntarme, cuestionarme y, sobre todo, que me duela esta historia. La honradez frente a este mundo y lo más sagrado que en el habita (el dolor humano), son condiciones indispensables para construir la utopía desde la burla… Con esto ya nos quitamos de encima a todos los que se burlan desde la siempre ‘otra vereda’, a los que miran ‘desde lejos’ y ‘desde arriba’. Su burla genera víctimas, porque no cargan con los sentires de este mundo… su burla se construye en una burbuja (pero lo bueno es que las burbujas siempre estallan). ‘Ellos’ no son más que el 1%… ‘Los muchos’ son los sujetos de teología.

 

La nuestra quiere ser una ‘burla honrada de esta realidad’: con la mirada en los ojos de los demás (por eso los ‘de arriba’ ya la regaron), con los pies en el barro (por eso los que están al margen ya ‘mearon afuera del tarro’), con las manos estrechadas (por eso los que escriben desde el escritorio solo se inmortalizaran en libros que nadie entenderá) y puestos de rodillas (porque el viejo Rahner tenía razón, hay que ponerse de rodillas frente al misterio del dolor y del amor en este mundo para arriesgar una palabra sobre ‘el viejo’).

 

La teología es una disciplina vieja: cantidad de pueblos han hablado de Dios, han reflexionado sobre ello, han construido su imaginario y su vida en torno a esa experiencia de lo trascendente. Pero hoy, en tiempos de compra/venta, de altares al ídolo del dinero, de los dioses del mercado, resulta imperioso volver a hacer teología al ‘modito’ de Jesús. Y qué mejor manera de ‘volver a Él’ (el hombre-comunidad), que por medio de un cuento:

 

Los seres humanos crean oficios para no morir del aburrimiento. Hombres y mujeres a los largo de la historia han aprendido a jugar, a cantar, a pintar, a construir, a facebukear… y han hecho de eso su oficio.

 

Uno de los oficios mas honrados de todos los tiempos es definido por los abuelos como “el contar historias de amor en este mundo jodido”. Los que mucho han vivido saben de sufrimiento, pero más que eso saben de la capacidad del amor para transformar ‘mágicamente’ ese dolor.

 

Cuentan los que cuentan cuentos, que uno de estos “contadores de amores”, nació en una media luna que era fértil y que él puso a producir: un carpintero, que supo ser albañil, pero decidió que prefería vivir contando el amor de Dios y de los hombres… Ese amor lo deletreó con palabras sencillas, a pescadores y desde las lógicas propias de la tierra: el encanto se condensaba de manera especial en el grano muere en la tierra para dar vida, en la masa que leudaba en las manos de una madre, en los lirios del campo vestidos de fiesta, en las panza llenas en torno a la mesa compartida…

 

este buen hombre, de tanto contar el amor, se hizo amor: fue asesinado por los malos de todos los tiempos, murió en absoluta desnudez y con los brazos más abiertos de la historia. El amor brilló en el madero y hasta un tal ‘Dios’ gritó de desesperación… y desde aquella hora todos los cuentos de amor hablan, aunque de modos insospechados, de aquel loco.

Chin Pum

 

En esta bella tarea, de contar las historias de amor que en este mundo irrumpen, los niños nos llevan la delantera: se burlan de nuestras leyes, de nuestros códigos, de ‘lo serio’ de la vida; se extrañan de nuestras convenciones y poco sanas costumbres (como la de golpear, la de odiar, la de matar); se ríen mucho y saben que jugando es como se cambia el mundo. Los pequeños, cercanos al misterio, nos marcan el rumbo cuando sonríensentados en el regazo de su abuela, mientras ella les narra una fascinante historia de los tiempos más antiguos, de los dioses más primeros, de las luchan que nacieron este mundo, del amor que nos salva en cada lucha por la vida…

 

Quizás porque desde que ‘el-que-no-tiene-nombre’ puso su champita en medio nuestro, desde aquel casamiento entre el cielo y la tierra, la teología se ha dedicado a jugar con ‘círculos cuadrados’: un Dios trascendente sufriendo ‘en carne’ propia; el Eterno metido en los tejidos escabrosas de nuestra historia; el Totalmente Otro identificado hasta el fondo con la fragilidad de nuestra especie; el Omnipotente arropado con la pobreza del pesebre; el Dios de los cielos muriendo en la tierra, como un maldito que cuelga del madero mientras grita desesperado frente al silencio de Dios…

 

Los laberintos de estas antinomias, que muestran a Dios como la gran paradoja (‘el crucificado es el resucitado’), son la clave para entender a la teología como esta burla honrada de la realidad, que nos desafía a rezar en comunidad nuestra camino de hermanos y nos lanza a consolar nuestros dolores abrazando la vida.

 

Y será cada pueblo el que deliñe el rostro de Dios y cuente las historias de como Él (Ella) los cuida… Esa teología, pasada de boca en boca, de chisme en chisme, de historieta en historieta es la que se descifra en las carcajadas de las comunidades que siguen haciendo fiesta en medio de las cruces que niegan la vida y la dignidad. Solo allí es posible hablar de la resurrección…

 

Que el amanecer nos encuentre juntos y contando historias de amor… que nos encuentre cambiando el mundo con el abrazo valiente de la fe.

 

UNA DE ESPERANZA

 

Y al caer en las llagas del mundo, te miro llegando…
Te miro de pie y coloreada,
te miro coqueta y picara,
te miro haciendo tu champa entre nosotros…

Porque en las arrugas de tu cara
vemos todos los pliegos de la historia…
En lo hondo de tus ojos
vemos la pureza de los sueños…

En tus manos gastadas
vemos a los que te han parido…

Y en tu camino…
vemos la marcha de los que muriendo
mataron la muerte.

Porque serás un regalo conquistado,
la inocencia que se lucha,

el amanecer que construimos,
la lluvia que besa las milpas,

el viento que acaricia en la espera,
el grano sagrado que quita nuestro hambre,

los ojos brillantes del niño jugando,
el abrazo inmenso del que vuelve,

el baile que sostiene la vida del cosmos,
la luna que enamora en cuarto menguante,

el rayo de luz que espanta fantasmas…
Serás todos los miedos vencidos.

Y serás lo que hemos sido:
el nacer cuidado,
el crecer mimado,
el morir golpeado.

 

 

PD: Este primer artículo sobre el que-hacer teológico busca comenzar a compartir en este blog la cocina de una palabra sobre Dios, desde las comunidades de NuestrAmérica. Que este puntapié inicial sirva para comenzar el dialogo, el viaje com-partido.

Francisco Bosch

Octubre de 2013

Las Palmas, San Salvador, Centroamérica

elgritodescolonizador@gmail.com

 

Nota: La imagen que acompaña esta entrada corresponde a la Minga de teología popular con Cebs de Tarija, Bolivia, Septiembre 2017.

http://amerindiaenlared.org/contenido/118/tras-el-oficio-de-ser-palabreros-de-dios/

ARGENTINA: Otorgan distinción de género a la Marcha de Mujeres Originarias. Mujeres mapuches en Agenda


La Fundación Agenda de las Mujeres otorgó una distinción a la Marcha de Mujeres Originarias por el Buen Vivir. Irma Caupan, integrante del pueblo mapuche, recibió el reconocimiento. Es el primero que reciben.
Nelly Minyersky entre las presentes en la entrega de distinciones de la Fundación Agenda de las Mujeres.
Nelly Minyersky entre las presentes en la entrega de distinciones de la Fundación Agenda de las Mujeres. 


Imagen: Sandra Cartasso

“Necesitamos que los argentinos despierten. En este momento están matando a los mapuches pero vienen por todos. Las mujeres nos estamos organizando para frenar la violencia”, dijo desde el escenario Irma Caupan, integrante del pueblo mapuche y de la Marcha de Mujeres Originarias por el Buen Vivir. Fue en la noche del miércoles, en el Centro Cultural de la Cooperación, al recibir la distinción que le entregó la Fundación Agenda de las Mujeres a la Marcha, ese movimiento que articula a mujeres de más de treinta pueblos originarios y que apela a un Estado plurinacional que dé cuenta de una agenda indígena, que comprenda que hay otra forma de habitar la tierra.

Caupan es psicóloga social y está radicada en la ciudad de Buenos Aires. A su lado, en el escenario, Marta Berretta, también mapuche, de Los Toldos, se emocionaba mientras decía: “Es la primera vez que recibimos un reconocimiento. Estamos más acostumbradas a que nos persigan. Y hoy, muy tristes por los últimos acontecimientos en el sur”, en alusión al asesinato de Rafael Nahuel, en Bariloche. Promediaba la ceremonia de entrega de los tradicionales reconocimientos que entrega la Fundación Agenda de las Mujeres a quienes se destacan en la defensa de los derechos de las mujeres, las ideas feministas y los derechos humanos en general.

“El patriarcado nos oprime por mujeres y por indígenas. Gracias por darnos voz”, siguió Kurvf Ñi Malen Curaqueo Nahuelquir, una joven mapuche de 22 años, que vive en Esquel.

Las activistas mapuches fueron reconocidas por la Marcha de Mujeres Originarias por el Buen Vivir, que se hizo por primera vez en abril de 2015, encabezada por la referente mapuche Moira Millán, y se convirtió en un movimiento. Berretta aprovechó para invitar el 9 de diciembre, a la primera marcha transfronteriza “en apoyo el pueblo mapuche”, que en Buenos Aires tendrá su convocatoria principal en el Monumento a Roca, sobre Diagonal Sur, y se replicará en distintas ciudades del otro lado de la cordillera. “Lo que hacemos es defender nuestro territorio. No estamos solas. Nos están acompañando nuestros antepasados”, agregó Berretta.

La periodista Liliana Daunes condujo la ceremonia, en la que resonaron –en las voces de las premiadas y de quienes fueron invitadas a entregar las estatuillas– duras críticas al ajuste económico, a la criminalización de la protesta social, y a los retrocesos que se han dado en términos de derechos durante la gestión macrista. Otra de las distinguidas fue Milagro Sala, y en su lugar los recibieron integrantes del Comité por su liberación y miembros de la Tupac Amaru. El premio lo entregó la ex embajadora en Cuba Juliana Marino. “Podemos tener diferencias entre nosotras, pero hoy tenemos que saber de qué lado ponernos”, exhortó Marino al auditorio feminista. En la platea se destacaban Nina Brugo, Nelly “Pila” Minyersky, Dora Barrancos, Mónica Tarducci, Diana Maffia, María Elena Naddeo, entre tantas.

Hubo otras distinciones: a Lita Boitano, presidenta de Familiares de Desaparecidos y Detenidos por Razones Políticas, cuyo hijo Miguel Angel, estudiante de Arquitectura en la UBA, fue secuestrado el 29 de mayo de 1976 y un año más tarde, su hija Adriana Silvia. Boitano avisó que no llegaba a recibirlo porque estaba demorada en los tribunales de Comodoro Py, siguiendo la lectura de la histórica sentencia del tercer juicio por los crímenes de la Esma. También fue premiado el trabajo de Periodistas de Argentina en Red por una Comunicación no Sexista, una red federal de más de un centenar de periodistas que batalla contra los estereotipos de género en los medios y cuya labor fue fundamental para incorporar el concepto de “femicidio” –para reemplazar la idea del “crimen pasional”– en las noticias sobre asesinatos de mujeres en contextos de violencia machista.

También fue distinguida la comunicadora travesti y artivista Susy Shock, la organización Católicas por el Derecho a Decidir, el Movimiento Popular “La Dignidad”, Tierra Violeta, el espacio feminista liderado por Diana Maffia, la socióloga feminista e investigadora de la UBA María Alicia Gutiérrez, integrante de la Campaña Nacional por el derecho al aborto legal, seguro y gratuito, el Parlamento de las Mujeres, conformado por representantes de la sociedad civil en el ámbito de la Legislatura porteña y que actualmente preside Nelly Minyersky, y Gabriela Ramos, docente, y militante por la educación sexual integral.

Al mismo tiempo, se presentó la edición 2018 de la Agenda de las Mujeres, que se edita hace 25 años. En esta oportunidad lleva en la tapa el lema: “Rebeldes, libres y soberanas”. “Esa frase tiene mucho que ver con el contexto de hoy. Y pensamos la soberanía sobre nuestro cuerpos, nuestras mentes, y nuestros territorios”, explicó a este diario Susana Gamba, una de las caras más visibles de ese espacio feminista. La agenda, contó, tuvo “hermanita”: la Fundación editó por primera vez otra dirigida a niñas y adolescentes, con perspectiva de género y enfoque feminista.

https://www.pagina12.com.ar/79601-mujeres-mapuches-en-agenda

“Seguiremos construyendo un país justo con la participación de mujeres”


Foto: ServindiFoto: Servindi

Servindi, 28 de noviembre de 2017.- Ketty Marcelo López, presidenta de la Organización Nacional de Mujeres Indígenas Andinas y Amazónicas del Perú (ONAMIAP), aseguró que una de las agendas primordiales de las mujeres, es la defensa de sus territorios.

La dirigente asháninka manifestó que las mujeres hicieron un alto en sus actividades cotidianas para reflexionar y renovar compromisos en el marco del octavo aniversario de su organización.

Marcelo López señaló que han avanzado en el fortalecimiento de la identidad de las mujeres andinas y amazónicas, así mismo en la interculturalidad.

Remarcó que una de las agendas primordiales de las mujeres indígenas, es la lucha por la defensa de sus derechos territoriales y una buena gobernanza.

Finalmente dijo que “seguiremos construyendo un país justo con la participación de mujeres”.

A todas las mujeres indígenas «seguiremos hacia adelante defendiendo nuestros derechos territoriales, colectivos e individuales como mujeres.

Pasajes del octavo aniversario de Onamiap


Mujeres andinas y amazónicas renuevan sus compromisos

Las mujeres amazónicas participaron con su canto y en sus propias lenguas

También hubo espacio para afirmar la interculturalidad e identidad de jóvenes mujeres

Los retos y tareas pendientes fueron asumidas con alegría por las mujeres organizadas

https://www.servindi.org/entrevistas-audios-entrevista-audios/28/11/2017/seguiremos-construyendo-un-pais-justo-con-la

“A los indígenas se les deja ser poderosos en cosas que no ponen en riesgo la estructura social”


 

Con mingas como la reciente que hicieron, los indígenas han ido ganando espacios de poder en el país. Pero, paralelamente, algunas comunidades han ido perdiendo un poder más difícil de entender para el resto de colombianos pero esencial para su identidad como es el poder del yajé.

A propósito de esto, la Silla Académica habló con Alhena Caicedo, antropóloga y profesora de la Facultad de Ciencias Sociales de Los Andes, autora del libro “La alteridad radical que cura”, sobre cómo ha evolucionado el poder del yajé en los indios del Amazonas y las implicaciones que ha tenido su boom en las ciudades.

La Silla Académica: Usted dice que la demanda de yajé ha sido creciente desde hace treinta años sobre todo por las clases medias urbanas y algunas élites, ¿cuál es la razón?

De esta forma el blanco encuentra en el salvaje el espejo que lo cura de su propio salvajismo mediante las noches de yajé

TAUSSIG

Alhena Caicedo: La primera cosa que hay que considerar es que la representatividad del mundo indígena tuvo un momento de inflexión que fue el reconocimiento por parte del Estado de la diversidad étnica y multicultural en la constitución del 91, eso implicó un cambio frente a las connotaciones de que eran menores de edad, inferiores, pobres, todos los estereotipos que tienen ser indígena. Les reconocieron derechos que les habían negado empezando por la ciudadanía.

Más que las élites, pues la clase alta en este país es absolutamente goda, fueron las clases medias profesionales, conformadas, especialmente, por médicos, antropólogos, artistas, quienes desde los 80’s empezaron a viajar al piedemonte amazónico del Putumayo, por pura curiosidad intelectual y apertura mental, y a crear los primeros vínculos con los taitas.

Las clases medias de Pasto fueron de las primeras en hacerlo y por ello fue una ciudad importante en el proceso de urbanización del yajé.

¿Qué es el yajé?

En su libro se muestra que los indígenas reivindican el poder sobre el yajé y la práctica de los taitas en razón de su sangre india, ¿el yajé es exclusivo de ellos?

AC: En Colombia es imposible diferenciar el yajé de lo indígena, pero lo cierto es que no es una exclusividad de los indios pese a que, históricamente, han sido los yajeceros los más poderosos ; es más bien exclusivo de una región, el Putumayo-Caquetá en el piedemonte amazónico del suroccidente colombiano donde la planta se da naturalmente y donde ha sido usada tanto por indígenas como por mestizos.

¿Por qué los indígenas son los más poderosos?

AC: Así como en las ciudades, la mayoría de la gente sale a la calle y reconoce las diferentes marcas de los carros que le pasan al frente; para la gente del Amazonas el mundo son las plantas y aunque allá todo el mundo sabe cómo se llama cada mata y para qué sirve, hay unos especialistas, que son los taitas, que tienen un conocimiento botánico avanzado, especialmente, de las plantas maestras (borracheros, shishaja, vinanes, chondures, cuyanguillos, etc.) que no son las comunes y corrientes. De todas, la más importante es el yajé.

¿Qué es un taita?

Usted dice que en el contexto urbano se prefiere hablar de taitas o chamanes porque tienen una connotación positiva, en vez de curacas que implican que pueden hacer el bien o el mal, ¿por qué esa invisibilización de lo negativo?

AC: Tiene que ver con un cambio en la representación de lo indígena en la sociedad urbana en los últimos treinta años. Se pasó del imaginario del indio brujo amazónico, asociado entre otros al “indio amazónico” de la Caracas, que practica magia negra, roja, blanca, que es brujo, consultado por las clases populares supersticiosas, a la imagen de lo que Astrid Ulloa ha denominado el “nativo ecológico”, esa idea del indígena sabio, aislado del mundo mestizo, conectado con la naturaleza.

Ese cambio de mentalidad pasó por darle una connotación moral al yajé, por modificar los valores asociados al mismo y reivindicar sólo lo positivo, su poder terapéutico.

Y ¿qué fue lo positivo que encontraron en el yajé que los hizo cambiar de opinión?

(El yajé) es como el efecto del Prozac”

CARLOS ALBERTO URIBE

AC: Su capacidad de limpiar en diferentes dimensiones, limpia en términos físicos, es una purga en su mejor expresión, te da diarrea y vómito. También, te limpia en términos espirituales o psicológicos, como dice el antropólogo Carlos Alberto Uribe, es como el Prozac moderno, saca lo malo como el dolor, la angustia y la suciedad en general.

Le permite a la gente tener “la pinta”, “ver” qué es lo que lo está enfermando, mirar cuál es el espíritu del otro lado que le está causando lo que tiene y en ese sentido de alguna forma es psicoanalítico.

El yajé permite ordenar, internamente, las cosas.

 

¿Ese poder de cura tiene que ver con lo que en su libro usted llama el poder de apropiarse de lo diferente?

AC: Para las culturas chamánicas amazónicas, el mundo está dividido en dos: nuestro mundo, que es en el que hacemos lo cotidiano y “el otro lado del mundo”, (una especie de mundo espiritual para ponerlo en términos occidentales) donde viven las madres o espíritus de todas las cosas, de los dantes, de los peces y, hasta, de los celulares, o los carros en esta etapa de industrialización.

¿Y qué tiene que ver con el yajé?

AC: Por medio de la ingesta del yajé el taita conoce y comprende ese “otro lado del mundo” donde está la posibilidad de atrapar lo que es diferente y aumentar su poder de curación. Un taita que requiere el poder del colibrí, por ejemplo, puede ir hasta el otro lado del mundo, donde está la madre de los colibríes y negociar con ella para obtener el poder moverse muy rápido y entrar y salir casi sin ser percibido; si eso es lo que necesita en un momento dado.

De todos los poderes, el más potente es el del jaguar, porque es un animal importante en la selva. “El taita que lo convoca debe domarlo; si lo logra, podrá encaminar la fuerza hacia la curación; de no tener éxito, el jaguar lo matará”, dice el taita Juan Mutumbajoy.

¿Y para qué sirven esos poderes?

AC: Para las culturas chamánicas, lo que pasa en este mundo es el resultado de algo que falló en el otro lado del mundo. Entonces, por ejemplo, si lleva varios meses sin llover, el chamán es el especialista que es capaz de pasar de este mundo al otro lado y negociar con la madre del agua que vuelva a llover.

En su libro se dice que la creciente demanda de yajé en las ciudades, visibilizó a muchos taitas y les dio autoridad, ¿eso se tradujo en un poder político?

AC: En los 90’s y en el 2000 hubo grandes taitas que hicieron grandes cosas, por ejemplo, el taita Antonio Jacanamijoy llegó hasta la Asamblea de Naciones Unidas para denunciar la patente que tenía Loren Miller, estadounidense, dueño de una farmacéutica, sobre el yajé desde 1986, lo que benefició a las comunidades indígenas de nueve países amazónicos.

Ya no hay grandes taitas como los que conocimos hace 20 años. Los taitas Querubín Queta (kofán), Pacho Piaguaje (siona), Antonio Jacanamijoy (inga) y Martín Agreda (kamentsá) que se encargaron de visibilizar el uso ritual del yajé en las ciudades ya murieron y después de que hubiera un pico, con el paso del tiempo, el reconocimiento político ha decaído de la mano de una pérdida del monopolio sobre el yajé.

Entonces ¿uno podría decir que así como la urbanización del yajé les dio reconocimiento e incidencia política, también se los quitó?

AC: El yajé hace parte de la cosmovisión y forma de habitar el mundo de ciertos pueblos indígenas, que es diferente a la occidental, pues los referentes culturales del mundo urbano son otros, por eso el uso que se ha hecho en las ciudades es muy diferente.

Se ha reducido a un uso médico-terapéutico especializado que se suele asimilar al de la medicina alopática pero en los mundos indígenas esa especialidad no existe como tal, el taita puede ser también autoridad política, religiosa y médica.

Adicionalmente, se ha mercantilizado.

Hoy en día uno puede ver consumo de yajé en muchos de los países alrededor del mundo: Europa, Norteamérica, Australia, entre otros.

Estos nuevos escenarios de consumo no son iguales, hay modalidades terapéuticas que van desde el spa a la consulta psiquiátrica, tomas más afines con la nueva era o con nuevas terapias de ayuda personal.

Hay gente que invita a taitas amazónicos a dar tomas en Hungría o en Polonia, y uno encuentra también neochamánes alrededor del mundo que combinan el consumo ritual de yajé con otros psicoactivos y con otras tradiciones indígenas y místicas. También están las iglesias ayahuasqueras de Brasil que tienen gente en muchos países. El escenario es enorme y descontrolado.

En países como Perú ha habido un boom del turismo chamánico. La ciudad de Iquitos está llena de gringos y europeos, que pueden pagar miles de dólares por una semana de dieta de yajé. La cantidad de dinero que deja es impresionante, hay nuevos taitas indígenas y gringos que ganan mucho dinero, aunque eso no es extrapolable a las comunidades indígenas.

En respuesta a lo anterior, hay un extractivismo yajecero voraz en la amazonia. El yajé se está exportando a países de Europa, ya no sólo en líquido sino en gel o pastillas y para el consumo individual, sin ritual y sin taita.

¿Por qué la mercantilización del yajé se han reflejado en pérdida de poder de los indígenas?

Ya están cultivando yajé en Villeta

ALHENA CAICEDO

AC: Porque antes el acceso al yajé y a los taitas estaba acotado en términos espaciales, sólo se encontraban en el piedemonte amazónico de Colombia y sólo se podía llegar a ellos a través de las redes de intercambio que existen desde la época prehispánica entre la parte andina y la amazonía. Por esas redes los yajeceros indígenas y campesinos intercambiaban plantas de frío y de calor y también saberes entre los de las tierras altas y los de las tierras bajas. Entre ellos sabían quién tenía el poder de curar y qué tipo de males.

La realidad ha cambiado significativamente. Ya están cultivando yajé en Villeta. Han logrado cultivarlo por fuera de la selva. Se demora más en crecer pero ya no es un producto silvestre.

En cuanto a los taitas, el conocimiento botánico se ha perdido en buena medida. Hay personas indígenas y no indígenas que se autoproclaman chamanes después de cinco meses de tomar yajé e incluso uno encuentra ofertas de cursos con diploma. Mucha gente en las ciudades que asiste a rituales puede estar convencida hasta el tuétano de que se trata de un taita cuando en realidad puede ser un perfecto charlatán. La desregulación del campo es muy dramática, las mismas autoridades indígenas reconocen la situación, y los indígenas como siempre son los más perjudicados.

El libro relata que para convertirse en taitas los indígenas dedican toda una vida y su cualidad más importante es el aguante ¿eso es cosa del pasado?

AC: A diferencia de nuestra concepción de poder como la capacidad de acumular cosas, para los indígenas yajeceros tradicionales, el poder, es poder hacer, e implica poner a prueba permanentemente la capacidad física, emocional y mental.

Anteriormente, no cualquiera llegaba a ser taita. El entrenamientos pasaba por probar todos los tipos de yajé y plantas maestras y aprenderlas a pilotear sin morir en el intento. Por ejemplo una de las pruebas más duras es la del borrachero, porque la cabeza se va completamente.

El poder acumulado de su relación con el yajé es lo que les da la capacidad para interpretar las visiones, intervenirlas e incluso transformarlas.

En otras palabras, la práctica constante, es lo que les da la capacidad de curar. Pero el poder también se pierde si no se se sabe usar, o si no se tiene el cuidado necesario,

Los nuevos taitas, producto de un reducido entendimiento del poder del yajé, han dejado de lado que así como el yajé le da al aprendiz la capacidad para tomar el camino del bien y emplear su poder y fuerza para curar, también podrá desviarlo hacia el camino del mal para atacar y hacer daño. Por eso a los taitas antes les tomaba toda la vida entrenarse.

¿Cuáles son los riesgos de no hacerlo?

AC: Como ya lo dije es reduccionista meter el chamán dentro de la categoría de médico, pero para responder esta pregunta es útil hacerlo. La idea que tenemos de un médico es la de un especialista en quien confiamos para que nos cure. Lo que pasa con un mal médico que no es capaz de encontrar la cura y que, por el contrario, te puede enfermar, pasa con un mal taita. Los que realmente lo son, son hiper rigurosos.

Asimismo, el extremo al que se ha llegado de que una persona puede pedir yajé a domicilio y tomárselo sólo en su casa, es igual a automedicarse y además de los riesgos que eso tiene, no te garantiza que te puedas volver médico a partir de automedicarte.

¿Qué se podría hacer para que vuelva a haber control?

“en Colombia no hay un solo ente que le apueste a la investigación en el campo del yajé”

ALHENA CAICEDO

AC: Como siempre la forma de regulación que encuentran los gobiernos es la prohibición. En Colombia, por ahora, hay ambigüedad jurídica porque el yajé no es legal ni ilegal. En Europa, cambia de un país a otro, en Francia, por ejemplo, está prohibido, en España y Bélgica no.

El panorama es muy complejo, yo no sabría exactamente qué hacer pero lo más importante es visibilizar lo que está pasando a nivel mundial y fomentar la investigación.

En Colombia no hay un solo ente que le apueste a la investigación en este campo, el día que Colciencias financie algo así podremos asumir que hubo un cambio de era en las políticas de ciencia y tecnología. Tenemos demasiados prejuicios, estamos atrapados en la imposibilidad de asumir nuestra raíz indígena.

Mientras tanto Brasil (al menos hasta el gobierno de Dilma) y Canadá, han sido potencia y dentro de los resultados han encontrado que el yajé es muy útil en el tratamiento de la depresión y de las adicciones, y están investigando las potencialidades en otro tipo de trastornos.

 

En su libro usted menciona el caso de una organización que intentó regular el uso del yajé, ¿qué pasó?

AC: En el 2000 se creó Umiyac (unión de médicos indígenas yajeceros de la amazonía colombiana) Se trató de la unidad gremial de médicos yajeceros del Amazonas patrocinada por una ONG norteamericana que estableció un proceso de certificación, un Código de Ética Médica y un tribunal de ética, para regular el uso que se estaba dando del yajé en las ciudades. Ellos previeron lo que estaba por venir. Sin embargo, fue muy difícil poner en práctica el código de ética y la unión sufrió una crisis por escasez de recursos, muchos se retiraron y algunos de los mayores fallecieron. Hoy en día están nuevamente reactivando el trabajo.

Recientemente organizaciones como Iceers, ONG española, han tenido iniciativas interesantes para intentar que la cosa no se desborde, pero aún no son suficientes.

En su libro, hay un reconocimiento de pérdida del poder sobre el yajé por parte de los indígenas, ¿cuál es la principal consecuencia de esto?

AC: El uso que ellos le han dado al yajé no es utilitarista, el chamanismo es parte de su manera de vivir y de su concepción milenaria del mundo.

Yo no creo que ellos logren recuperar la autoridad frente al yajé. Ya no se puede, se salió de madre, pero lo que está en riesgo es más que eso, es la desaparición de esa sabiduría de la vida de las culturas indígenas yajeceras porque no existe la voluntad de conservarlas y no me refiero en términos de patrimonio, que creo que no sirve de mucho, sino de que puedan vivir en condiciones dignas, haciendo lo que saben hacer y sin todas las amenazas que se ciernen sobre sus territorios y formas de vida..

Tampoco creo que que el uso tenga que seguir siendo el mismo que le han dado las comunidades indígenas. El problema es que no hay suficientes estudios científicos (médicos, farmacológicos, psiquiátricos, sociológicos, antropológicos etc.), vamos muy rápido y no tenemos conocimiento en tiempo real de lo que está pasando con el uso de un psicoactivo tan poderoso.

¿Cómo repercute el uso que están haciendo las comunidades urbanas en las comunidades indígenas yajeceras?

Estamos perdiendo diversidad todos los días en este mundo

ALHENA CAICEDO

AC: Ellos no están aislados y resienten todo lo que pasa.

Cada vez los jóvenes indígenas tienen menos interés y posibilidad de formarse toda la vida como chamanes. En un mundo donde en general sobrevivir como indígena y como campesino a partir de lo que hacen es casi imposible, cada vez es más difícil reproducirse físicamente y culturalmente, esta sociedad lleva 500 años diciéndoles que dejen de serlo.

Estamos perdiendo diversidad todos los días en este mundo, estamos regidos por un sistema que se alimenta de perder diversidad.

¿A qué sistema se refiere?

AC: Al capitalismo que necesita homogeneizar las cosas.

¿Por qué?

AC: Para poder controlar todo necesita que haya una sola manera de ser y hacer las cosas, la diversidad le genera inestabilidad al capital.

Entonces, la frase del libro “a través del yajé lo indio adquiere poder nuevamente” ¿hoy ya no está vigente?

Para el Estado donde mejor se ven los indios es en Expoartesanías

ALHENA CAICEDO

AC: Indio es el equivalente a ser colonizado. Tanto en el siglo XV como en el siglo XXI los pueblos indígenas siguen siendo víctimas de las desventajas que recaen sobre ellos en una sociedad que, aunque no lo reconozca, es racista. El estatus ganado con el yajé nunca puso en cuestión su marginalidad.

El poder de lo indígena tiene que ver más con los imaginarios que la sociedad colombiana tiene sobre los indios que con ellos mismos. Es decir, se les permite ser poderosos en cosas en las que no ponen en riesgo la estructura social como existe actualmente, al mejor estilo de cuando el presidente Juan Manuel Santos fue a la Sierra Nevada a tomarse la foto con los mamos.

Mientras tanto los indios han peleado, sistemáticamente, en los últimos 80 años, por intervenir esa estructura, a través de las recuperaciones de tierras, las mingas indígenas, bloqueando las vías más importantes, o incluso insertándose en el aparato clientelar de la política nacional, lo que es considerado como un suerte de indianidad inapropiada. Para el Estado donde mejor se ven los indios es en Expoartesanías y en la publicidad de las entidades públicas que los considera patrimonio nacional.

 

http://lasillavacia.com/silla-academica/los-indigenas-se-les-deja-ser-poderosos-en-cosas-que-no-ponen-en-riesgo-la

NUEVA MAESTRÍA ASEQUIBLE EN EL MINISTERIO PASTORAL, SOLICÍTALA AHORA


Es con gran alegría que anunciamos una nueva aventura entre Global Ministries University ( http://www.globalministriesuniversity.org ) y People’s Catholic Seminary ( www.pcseminary.org ). A partir de enero de 2018, ofreceremos en colaboración un título de Maestría en Ministerio Pastoral. El grado será otorgado por GMU y PCS proporcionará los cursos. Este programa de maestría asequible está diseñado para aquellos que están caminando por el camino hacia la ordenación, los ordenados y los miembros de nuestras comunidades inclusivas que buscan continuar su educación en un entorno de seminario de apoyo interactivo. Se otorga crédito por experiencia de vida y educación previa. Global Ministries University es un miembro acreditado de la Asociación Internacional de Educación a Distancia. 


Para obtener más información sobre el grado, comuníquese con Bridget Mary Meehan y Mary Theresa Streck en peoplescatholicseminary@gmail.com .


GLOBAL MINISTRIES UNIVERSITY 
 y  PEOPLE CATHOLIC SEMINARY
MAESTRIA EN EL MINISTERIO PASTORAL 


100 Introducción / Fundacional
101. Teología contemporánea para el pueblo de Dios
102. Introducción feminista a la Biblia
103. Una teología sacramental feminista

200 Jesús, la vida y las enseñanzas
201. Redescubrir a Jesús en una compañía de empoderamiento
202. Las parábolas como historias subversivas

300 Las mujeres y Religión
301. Encuentros espirituales con mujeres Místicos
302. Mujeres en la Escritura hebrea
303. Mujeres en los Evangelios
304. Mujeres en la iglesia primitiva

400 sacramentos
401. Sacramentos: ayer, hoy y mañana
402. Eucaristía: abrazar una mesa abierta
403. Bautismo y Confirmación
404. Remodelación del sacerdocio como un Discipulado de iguales
405. Matrimonio, sexualidad y amor propio
406. Ungir a los enfermos
407: Sacramento de la reconciliación

500 Iglesia
futura 501. Iglesia futura: Evolucionar, Empoderar y Egalitaria
502. Justicia social y ética

600 Desarrollo pastoral
601. Homilética y predicación
602. Espiritual Dirección: Compañeros espirituales en un viaje
603. Espiritualidad del arte

700. Proyecto ministerial final

DESCRIPCIÓN DE

LOS CURSOS MM101. Teología contemporánea para el pueblo de Dios
Este curso introduce líderes pastorales en comunidades inclusivas a una teología contemporánea accesible que presenta un tapiz de la Presencia Divina que amorosamente nos invita a la plenitud de la vida para toda la creación, explora el nombre diverso y completo de lo Divino que abarca la realidad completa de las mujeres y hombres de todas las razas y clases, e ilumina una rica variedad de enfoques teológicos para la vida compasiva en nuestro trabajo por la paz, la justicia y la integridad ecológica.

MM102. Introducción feminista a la Biblia
Este curso presenta una lectura bíblica integral de las Escrituras e introduce el mensaje usando herramientas históricas / críticas para comprender a los diferentes autores.

MM103. Una teología sacramental feminista
Este curso ofrece un análisis feminista de las principales dimensiones de la teología sacramental -que tienen que ver con el cuerpo, con símbolos, y con ética, expone cómo las mujeres debido a su género se les da un lugar en los márgenes- fuera de los sacramentos propone que las mujeres involucrados en el ministerio sacramental contribuyen a la teología sacramental a través de su compromiso con la iglesia en general, y reinventan una teología sacramental feminista para el siglo XXI.

MM201. Redescubriendo a Jesús en compañerismo de empoderamiento
Este curso introduce la profunda sabiduría de la erudición bíblica reciente sobre la vida y las enseñanzas de Jesús y los desafíos que presenta a los creyentes hoy, y reimagina el llamado cristiano a vivir como cocreadores y empoderamiento de individuos dentro de un igualitarismo comunidad de la iglesia.

MM301. Encuentros espirituales con mujeres místicas
Este curso explora el llamado de los cristianos a ser un místico visible y un agente de testimonio profético en la iglesia y la comunidad mundial a través de un ministerio enraizado en la contemplación y la acción.

MM302. Las mujeres en las Escrituras Hebreas
Este curso relata las historias de las mujeres en las Escrituras Hebreas como un ejemplo inspirador del empoderamiento de las mujeres, abarca la erudición de teólogas feministas sobre el trasfondo y el contexto de las mujeres en la Biblia y ofrece a las mujeres como modelos para las mujeres contemporáneas y hombres en vivir plena y valientemente.

MM303. Mujeres en los Evangelios
Este curso estudia las historias de las mujeres en el Evangelio como compañeras e iguales con los discípulos, incorpora la erudición teológica feminista en el contexto y el contexto de las mujeres en los Evangelios, y explora a las mujeres en el Evangelio como modelos a seguir para mujeres y hombres contemporáneos en el ministerio .

MM304. Mujeres en la iglesia primitiva
Este curso cubre las historias de las mujeres en la Iglesia primitiva como líderes litúrgicos y predicadores del Evangelio, refleja la erudición teológica feminista sobre los antecedentes y el contexto de las mujeres en la Iglesia primitiva y para explorar a las mujeres en la Iglesia primitiva como papel modelos para mujeres y hombres contemporáneos que conducen a la iglesia hoy hacia un nuevo modelo de asociación, igualdad e inclusión.

MM401. Sacramentos: ayer, hoy y mañana
Este curso presenta el desarrollo sacramental a lo largo de la historia, expone cómo los padres de la iglesia y los teólogos escolásticos malinterpretaron textos antiguos para probar la doctrina católica, introduce análisis críticos de teologías sacramentales que ya no satisfacen las necesidades de los católicos contemporáneos y reinventa las experiencias y rituales sacramentales en una iglesia global diversificada.

MM402. Eucaristía: Abrazar una mesa abierta
Este curso cubre el desarrollo del sacramento de la Eucaristía desde la teología de la expiación hasta la teología de la bendición, apoya a los líderes pastorales para desarrollar y orar celebraciones eucarísticas contemporáneas durante el año litúrgico y crea una base de datos de recursos creativos para un leccionario.

MM403. Bautismo y Confirmación
Este curso explora el desarrollo de los sacramentos del bautismo y la confirmación, articula el compromiso con la vida evangélica integrando la reflexión teológica, la espiritualidad y la experiencia ministerial, y apoya a los líderes pastorales en el desarrollo del bautismo contemporáneo y rituales de confirmación para sus comunidades cristianas que reflejan el corazón del llamar a vivir el Evangelio como místicos, profetas y celebradores sacramentales de la vida.

MM404. Remodelación del sacerdocio como un discipulado de iguales
Este curso examina el papel del Movimiento Internacional de Mujeres Sacerdotes Católicas en la remodelación y redefinición del ministerio sacerdotal y pastoral como un discipulado de iguales en el siglo XXI.

MM405. Matrimonio, sexualidad y amor
Este curso proporciona una visión general del desarrollo del sacramento del matrimonio y presenta la ética sexual cristiana dentro de un marco de amor justo. Integra reflexión teológica, espiritualidad y experiencia ministerial para apoyar a los líderes pastorales en el desarrollo de rituales matrimoniales contemporáneos para sus comunidades cristianas que reflejen el corazón del llamado a vivir el Evangelio como místicos, profetas y celebrantes sacramentales de la vida.

MM406. Unción de los enfermos
Este curso explora el sacramento de la Unción de los Enfermos como un encuentro con el amor sanador divino que energiza y transforma el cuerpo, la mente y el espíritu, reflexiona sobre la meditación como herramienta de autocuración y vitalidad y crea celebraciones contemporáneas de la Unción de los Enfermos que responde a diversas necesidades pastorales.

MM407. Sacramento de la Reconciliación
Este curso presenta el sacramento de la reconciliación como un encuentro con la sanidad Divina y el amor transformador, reflexiona sobre el papel del sacerdote y de la comunidad, y crea una celebración contemporánea de la reconciliación que responde a diversas necesidades pastorales.

MM501. Iglesia futura: Evolucionar, Empoderar y Igualitaria
El curso propone un marco visionario para comprender la evolución de las religiones y específicamente las transiciones que continúan evolucionando en el cristianismo. Paul Smith, autor de Cristianismo integral, presenta el enfoque integral que Jesús defendió en su tiempo y que el cristianismo tradicional no ha podido ver. Este curso invita a los participantes a analizar este marco y aplicarlo a los cambios en evolución actuales que ocurren en el cristianismo, específicamente la Iglesia Católica Romana.

MM502. Justicia social y ética
Este curso explora temas y teologías de justicia social y ética que construyen una sociedad justa; reflexiona sobre los fundamentos bíblicos de la enseñanza social católica y examina las enseñanzas sociales y morales de la Iglesia católica romana a la luz de cuestiones concretas como los derechos humanos, los refugiados, la consolidación de la paz, la guerra, la violencia, la discriminación, la degradación ambiental, la explotación económica, derechos reproductivos, racismo, sexismo y homofobia.

MM601. Homilética y predicación
Este curso crea homilías inspiradoras e implementa la entrega efectiva, incorpora la erudición contemporánea de las Escrituras para la predicación e introduce varios enfoques de desarrollo y desempeño del sermón.

MM602. Dirección espiritual: Compañeros espirituales en un viaje
Este curso proporciona una introducción a la práctica antigua de compañerismo espiritual o amistad espiritual en la tradición cristiana. Proporciona información útil sobre qué buscar en la búsqueda de un director espiritual, cómo prepararse para ser uno y cómo ayudar a los que son llamados a este ministerio distintivo.


MM603. Espiritualidad del arte
Este curso proporciona un camino hacia la expresión creativa de la Presencia Divina y la unidad de todas las personas y la creación. A través de lecturas, videos y creación artística, los estudiantes expresarán su visión mística, profética y sacramental del ministerio para el siglo XXI.

MM700. Master en Ministerio: Proyecto Ministerial (6 créditos)
Un estudiante elegirá un enfoque principal del ministerio que esté relacionado con los intereses del estudiante y / o las prácticas de ministerio como el tema del Proyecto de Maestría en Ministerio. La reflexión escrita sobre este Proyecto de Maestría en Ministerio debe establecer los objetivos de la acción ministerial seleccionada y demostrar claramente el conocimiento y las habilidades del alumno en la práctica del ministerio. Este proyecto también debe describir el contexto de la acción ministerial e integrar el aprendizaje del trabajo del curso y las lecturas en el programa de Maestría en Ministerio. Debe articular la visión del ministerio del alumno, una descripción de los dones personales, las oportunidades, los desafíos, las esperanzas y los sueños para sí mismo y para los demás involucrados en el proyecto. El documento de reflexión también debe describir la participación de personas / comunidad de fe en el proyecto y concluir con una bibliografía anotada de las fuentes utilizadas en el proyecto del ministerio. El estudiante debe trabajar estrechamente con los administradores durante esta fase del programa.

https://bridgetmarys.blogspot.com.co/2017/11/new-affordable-degree-apply-now.html

Anteriores Entradas antiguas

A %d blogueros les gusta esto: