Pesticidas: peligro de muerte


Baskut Tuncak, especialista de la ONU sobre derechos humanos y desechos tóxicos, explica las razones por las que los pesticidas son un arma mortal.

Junio 2017

Pesticidas: peligro de muerte

En el reciente informe que ha elaborado junto a la Relatora Especial sobre el Derecho a la Alimentación, Hilal Elver, usted sostiene que los pesticidas son una «amenaza global a los derechos humanos». ¿En qué materias se verifica esta afirmación?

Los pesticidas son una amenaza global para los derechos humanos, en especial para los derechos del niño. Los efectos sobre los derechos a la vida y a la salud de los consumidores, los trabajadores y las comunidades rurales están bien documentados, pero se desconoce el número real de víctimas que sufren impactos negativos sobre los derechos a la vida y a la salud a escala mundial. Las tasas de ciertas enfermedades y discapacidades relacionadas con los pesticidas han aumentado al tiempo que se ha incrementado dramáticamente el uso de pesticidas en las últimas décadas. Son demasiados los casos de alimentos, agua y comunidades contaminados como para enumerarlos, pero los impactos sobre los derechos al agua, los alimentos y la vivienda están bien determinados.

Los intentos de retrasar la regulación y de crear incertidumbre científica sobre sus peligros y el secreto con que se guarda cierta información atentan contra el derecho a la información y la participación significativa. En varios países, los agronegocios se han adueñado de tierras pertenecientes a comunidades indígenas y minorías y han introducido una agricultura intensiva que depende de pesticidas. Se ha determinado en los cuerpos de indígenas del Ártico la presencia de peligrosos pesticidas que nunca fueron utilizados cerca de sus comunidades; estos indígenas sufren cáncer y otras enfermedades en tasas superiores al promedio. Por último, la mayoría de las víctimas no tiene siquiera el mínimo acceso a un remedio efectivo; además, las generaciones futuras estarán expuestas al legado tóxico de las generaciones pasadas incluso antes de salir del útero de su madre.

Algunos grupos económicos de poder han intentado instalar la idea de que sin el uso de pesticidas no podría abastecerse al mundo de los alimentos necesarios. Usted ha afirmado que esta idea es un mito. ¿Por qué? ¿De qué manera podría garantizarse alimentos para todos sin el uso de estos productos tóxicos?

En realidad, esa fue una afirmación de la Relatora Especial sobre el derecho a la alimentación. Pero apoyo plenamente su punto de vista de que podemos desarrollar sistemas de producción de alimentos que no dependan del uso de un alto volumen de productos químicos tóxicos. Mientras que la producción de alimentos ha aumentado debido a los agroquímicos, la sostenibilidad de los actuales métodos químicos intensivos es más que cuestionable. De todos modos, el aumento de la producción de alimentos no ha logrado eliminar el hambre en el mundo. La dependencia de pesticidas peligrosos es una solución a corto plazo que socava los derechos a una alimentación y salud adecuadas para las generaciones presentes y futuras.

La afirmación de que los pesticidas son necesarios para lograr la seguridad alimentaria es, además de inexacta, peligrosamente engañosa. En principio, hay una cantidad suficiente de alimentos para alimentar al mundo; los inequitativos sistemas de producción y distribución presentan obstáculos importantes para que los necesitados puedan acceder a los alimentos. Es posible producir alimentos más saludables y ricos en nutrientes, con mayores rendimientos a largo plazo, sin contaminar ni agotar los recursos ambientales, sin usar productos químicos tóxicos o usando una mínima cantidad.

La solución requiere un enfoque holístico del derecho a una alimentación adecuada, que incluya la eliminación gradual de los pesticidas peligrosos y la aplicación de un marco normativo eficaz basado en un enfoque de derechos humanos, junto con una transición hacia prácticas agrícolas sostenibles, como la agroecología, que tengan en cuenta los desafíos que presentan la escasez de recursos y el cambio climático.

Los pesticidas contaminan los suelos, ocasionan una importante pérdida de la biodiversidad y reducen el valor nutricional de la comida. Además, hay quienes afirman que pueden causar graves enfermedades. En su informe se afirma que, debido a su utilización, mueren intoxicadas unas 200.000 personas por año ¿Cuáles son el tipo de enfermedades ocasionadas? ¿Qué papel han jugado los responsables de salud de los Estados a la hora de realizar recomendaciones en torno al uso de estos elementos tóxicos?

La exposición crónica a los pesticidas se ha relacionado con el cáncer, las enfermedades de Alzheimer y Parkinson, alteraciones hormonales, trastornos del desarrollo y esterilidad. También pueden causar numerosos efectos neurológicos para la salud como pérdida de memoria, pérdida de coordinación, disminución de la capacidad visual y disminución de las habilidades motoras. Otros posibles efectos incluyen asma, alergias e hipersensibilidad.

Estos síntomas suelen ser muy sutiles y pueden no ser reconocidos por la comunidad médica como un efecto clínico causado por los pesticidas. Además, los efectos crónicos de los pesticidas pueden no manifestarse sino meses o años después de la exposición, lo que representa un reto importante para la responsabilidad y el acceso a un remedio eficaz, incluidas las intervenciones preventivas.

En muchos casos, no ha habido un examen en profundidad de los posibles impactos sobre la salud antes de que los pesticidas fueran colocados en el mercado. Esto es particularmente cierto para los ingredientes «inactivos» que se añaden para aumentar la eficacia del ingrediente activo del pesticida: pueden no haber sido probados y rara vez se revelan en las etiquetas del producto. Además, tampoco se han estudiado adecuadamente los efectos combinados de la exposición a múltiples pesticidas en alimentos, agua, suelo y aire.

Desafortunadamente, no hay estadísticas globales fiables sobre el número de personas que sufren la exposición a pesticidas. Recientemente, la organización sin fines de lucro Pesticide Action Network calculó que el número de personas afectadas anualmente por la exposición a pesticidas a corto y largo plazo oscilaba entre 1 millón y 41 millones.

La falta de normas mundiales sólidas para los pesticidas hace que se usen ampliamente pesticidas más tóxicos, e incluso prohibidos, en los países en desarrollo porque son la alternativa más barata. En muchos casos, se exportan a países en desarrollo pesticidas altamente peligrosos cuyo uso está prohibido en países industrializados. Algunas empresas de pesticidas no registran o no vuelven a registrar productos destinados a la exportación a países en desarrollo, o bien aumentan las exportaciones de productos cuyo uso ha sido prohibido o restringido, con el fin de agotar sus existencias remanentes, plenamente conscientes de que su venta no estaría autorizada en el país donde tienen sedes esas empresas.

En Estados Unidos, la Agencia de Protección Ambiental restringe pero no prohíbe la exportación de pesticidas a terceros países. Otros países, como Reino Unido, Alemania y otros países europeos, también continúan permitiendo la exportación de pesticidas que han prohibido dentro de sus fronteras. Por ejemplo, un pesticida llamado Paraquat ha sido prohibido en Suiza y la Unión Europea por años porque es extremadamente peligroso. Sin embargo, Syngenta, con sede en Suiza, sigue distribuyendo el producto en el extranjero.

El reporte presentado sostiene que los niños son uno de los grupos más vulnerables a los pesticidas. ¿Cómo es la situación actual y dónde han sido más afectados?

Los niños son los más vulnerables a la contaminación por pesticidas, ya que sus órganos todavía están en desarrollo y, debido a su menor tamaño, están expuestos a una dosis más alta por unidad de peso corporal; los niveles y la actividad de las enzimas claves que desintoxican los pesticidas son mucho más bajos en los niños que en los adultos.

Los efectos en la salud relacionados con la exposición de los niños a los pesticidas incluyen deterioro del desarrollo intelectual, efectos adversos en el comportamiento y otras anomalías del desarrollo. Están apareciendo investigaciones que revelan que la exposición a niveles incluso bajos de pesticidas, por ejemplo a través de la deriva del viento o residuos en los alimentos, puede ser muy perjudicial para la salud de los niños, pues altera su crecimiento mental y fisiológico y posiblemente les cause una vida de enfermedades y trastornos.

El riesgo de exposición de los niños dedicados al trabajo agrícola es particularmente alarmante. Aunque se dispone de pocos datos, la Organización Internacional del Trabajo (OIT) supone que alrededor de 60% de los niños que trabajan lo hacen en la agricultura y que los niños suelen constituir una parte sustancial de la mano de obra agrícola en los países en desarrollo. Su mayor sensibilidad a los peligros de los pesticidas, inadecuados equipos de protección y su falta de experiencia pueden dejarlos particularmente expuestos.

Las mujeres embarazadas que están expuestas a pesticidas corren un alto riesgo de aborto espontáneo, parto prematuro y defectos de nacimiento. Los estudios han encontrado regularmente un cóctel de pesticidas en los cordones umbilicales y las primeras heces de los recién nacidos, lo que demuestra exposición prenatal. Los pesticidas también pueden transmitirse a través de la leche materna. Esto es particularmente preocupante, ya que la leche materna es la única fuente de alimento para muchos bebés y su metabolismo no está lo suficientemente desarrollado como para luchar contra productos químicos peligrosos. Los pesticidas también se encuentran en fórmulas para bebés, o en el agua con que se las mezcla.

¿Existe alguna manera de establecer estándares internacionales sobre el uso de pesticidas?

Si bien no hay escasez de legislación internacional y nacional, ni de directrices no vinculantes sobre el uso de pesticidas, estos instrumentos no protegen a los seres humanos ni el medio ambiente, ya que generalmente hay vacíos en su implementación, aplicación y alcance. Los instrumentos existentes son particularmente ineficaces para abordar la naturaleza transfronteriza del mercado mundial de pesticidas, tal como lo demuestran las generalizadas prácticas de exportación –con frecuencia, legalmente permitidas– de pesticidas altamente peligrosos y prohibidos a terceros países.

No existe un tratado integral que regule los pesticidas altamente peligrosos. La comunidad internacional debe trabajar en un tratado amplio y vinculante para regular los pesticidas peligrosos a lo largo de su ciclo de vida, teniendo en cuenta los derechos humanos como principio.

Ese instrumento debería: (a) apuntar a eliminar los dobles estándares existentes entre los países, que son particularmente perjudiciales para los países con sistemas reguladores más débiles; (b) generar políticas para reducir el uso de pesticidas en todo el mundo y elaborar un marco para la prohibición y eliminación de los pesticidas altamente peligrosos; (c) promover la agroecología; (d) imponer una responsabilidad estricta a los productores de pesticidas.

¿Qué rol juegan las grandes corporaciones a la hora de impedir políticas sustentables en esta materia?

Los esfuerzos de la industria de los pesticidas para influir en las autoridades políticas y los reguladores han obstruido las reformas y han paralizado las restricciones mundiales a los pesticidas en todo el mundo. Estos esfuerzos se han hecho evidentes recientemente con los intentos de disuadir a los gobiernos de restringir el uso de pesticidas con el fin de salvar a los polinizadores, que se necesitan para la producción mundial de alimentos, y asegurar así que se siga usando glifosato a pesar de las serias dudas que aún existen sobre si causa cáncer.

Las empresas suelen impugnar evidencias científicas de los peligros relacionados con sus productos y algunas incluso están acusadas de fabricar pruebas deliberadamente para infundir incertidumbre científica y retrasar las restricciones. Los científicos que descubren riesgos para la salud y el medio ambiente en detrimento de los intereses corporativos pueden enfrentar graves amenazas a su reputación e incluso a ellos mismos. También hay serias quejas por la «compra» de científicos para reformular los puntos de discusión y los conflictos de intereses de la industria en los paneles gubernamentales e intergubernamentales que evalúan los peligros de los pesticidas.

Otras prácticas flagrantes incluyen la infiltración de las agencias reguladoras federales a través de la «puerta giratoria», con empleados que trabajan alternadamente en agencias reguladoras y en la industria de pesticidas. Los fabricantes de pesticidas también cultivan asociaciones estratégicas «público-privadas», que cuestionan su culpabilidad o ayudan a afirmar la credibilidad de las empresas. Las empresas también hacen donaciones sistemáticas a instituciones educativas que realizan investigaciones sobre pesticidas, y estas instituciones se están volviendo dependientes de la industria debido a la disminución de la financiación pública.

¿Qué países han avanzado más en la prohibición de pesticidas?

Es un poco difícil decirlo, porque la decisión de no registrar un pesticida porque no cumple las normas de salud y medio ambiente de un país no es técnicamente una prohibición, si bien el resultado final es el mismo. En general, se cree que la UE es líder mundial en este aspecto, en particular con criterios basados en el riesgo que prohíben el uso de pesticidas que pueden causar cáncer o tener otros efectos en la salud y el medio ambiente. En 2015, la organización sin fines de lucro Pesticide Action Network publicó la «Lista consolidada de pesticidas prohibidos». Según la Lista, los países con las prohibiciones más conocidas son Arabia Saudita (65), Camboya (56), la UE (48 prohibidos +169 pesticidas altamente peligrosos no aprobados), China (46), Tailandia (40), Mauritania (42), Guinea (37), Omán (37) y Benín (35).

¿Qué políticas de reemplazo de estos tóxicos propondría para garantizar el respeto a la biodiversidad y al derecho a una alimentación saludable?

El informe contiene una serie de conclusiones y un conjunto específico de recomendaciones a los Estados que permitirían una transición sin pesticidas peligrosos y hacia sistemas de producción de alimentos seguros y saludables. Recomendamos que los Estados establezcan procesos imparciales e independientes de evaluación de riesgos y registro de pesticidas, con exigencias de publicación completa para el fabricante de pesticidas, y que consideren primero las alternativas no químicas y solo permitan registrar sustancias químicas donde se pueda demostrar su necesidad. También es importante ofrecer incentivos para que los agricultores adopten prácticas agroecológicas, por ejemplo, pasar de subsidiar pesticidas a subsidiar el desarrollo y la adopción de alternativas más seguras. También se podría considerar la aplicación de impuestos a los pesticidas, aranceles de importación y tarifas de uso de pesticidas.

Baskut Tuncak es especialista en asuntos vinculados a los quimicos tóxicos. Actualmente es Relator Especial de las Naciones Unidas sobre derechos humanos y desechos peligrosos.

Traducción: Carlos Díaz Rocca

http://nuso.org/articulo/pesticidas-peligro-de-muerte/

Malas noticias para la humanidad: América Latina ‘oculta’ una nueva pandemia global


Publicado: 27 jun 2017 09:24 GMT |

Tras estudiar todos los virus conocidos, incluidos aquellos que se transmiten de mamíferos a humanos, científicos predicen de dónde provendría el nuevo ‘ébola’ y de qué animales.

Malas noticias para la humanidad: América Latina 'oculta' una nueva pandemia global

pixabay.com

Investigadores de la ONG global EcoHealth Alliance han llevado a cabo un estudio de todos los virus que afectan a los mamíferos para saber dónde radican las nuevas amenazas de una pandemia global, y los resultados son poco alentadores para América Latina. El estudio concluye que varias regiones del mundo representan una amenaza de un virus aún desconocido que afectará a los humanos y cuáles especies serán sus portadoras.

Sabemos que hay un centenar de otros virus ‘ebola’ que aún no hemos descubierto en el planeta“, cita la cadena NBC a Peter Daszak, el principal autor del estudio y presidente de la ONG. La mayoría de las enfermedades infecciosas humanas como el ébola, la gripe pandémica o el HIV, por ejemplo, provienen de los animales, recuerda el investigador de la Universidad de California, James Lloyd-Smith, en su reseña sobre este estudio.

Las zonas más problemáticas son las tropicales, es decir América Central y del Sur, África Central y del Oeste y el Sudeste Asiático, ya que allí habitan más especies portadoras de virus peligrosos para los humanos. Sin embargo, según el mapa publicado por los investigadores en la revista ‘Nature’, América Latina se destaca como el lugar más peligroso.

Uno de los principales hallazgos del estudio muestra que mientras los primates y los roedores son los principales portadores de infecciones que se transmiten a los humanos, los murciélagos son animales mucho más peligrosos en ese sentido. Pero lo peor es que los científicos aún no saben por qué estos animales transmiten tantos virus.

Según se aprecia en el mapa, en África la mayor amenaza proviene de carnívoros y de los ungulares, mientras que en las zonas tropicales de Latinoamérica abundan los murciélagos, algo que convierte a esta región en la más peligrosa del mundo en cuanto a la posibilidad de hallar allí un nuevo virus peligroso. Los humanos ingresan permanentemente en zonas donde habitan murciélagos al talar bosques tropicales o cazar vida silvestre, exponiéndose así al peligro de generar una nueva pandemia.

https://actualidad.rt.com/actualidad/242568-america-latina-brote-nuevo-virus?utm_source=Email-Message&utm_medium=Email&utm_campaign=Email_weekly

Sesenta líderes cristianos critican los recortes sociales en el presupuesto de Donald Trump


Sesenta líderes cristianos critican los recortes sociales en el presupuesto de Donald Trump

FIRMAN UNA DECLARACIÓN

Sesenta líderes cristianos de todo el espectro teológico han firmado una declaración condenando la propuesta presupuestaria del presidente Donald Trump y han expresado su preocupación por los recortes de los programas federales que ayudan a los «más vulnerables».

22/06/17 7:32 PM

(Christian Post/InfoCatólica) «Creemos que los presupuestos son documentos morales, revelan nuestros valores y muestran nuestras prioridades, ya sean las de las familias, las iglesias, las organizaciones o los gobiernos», dice el documento. «Los presupuestos muestran quiénes y qué consideramos importante, y, asimismo, quiénes y qué no. Tenemos profundas preocupaciones morales sobre la forma en que este presupuesto afectaría a aquellos a quienes estamos llamados a proteger».

La declaración fue presentada por el Circle of Protectio (Círculo de Protección), coalición de líderes cristianos comprometidos con la promoción de programas que ayuden a aliviar el hambre y la pobreza. La declaración explica que el grupo desea una «administración responsable» que puede proporcionar «oportunidades para que las personas prosperen e inviertan en personas que no están prosperando».

Los líderes cristianos reconocen «la necesidad de abordar nuestra deuda nacional y creemos que el Congreso debe aprobar un presupuesto en el que tenga peso la provisión para necesidades críticas y que maneje responsablemente las cuestiones fiscales del país, pero los más vulnerables no deben cargar con el peso de resolver este desafío. Este presupuesto propone recortes importantes a los programas para los pobres, hambrientos, débiles, enfermos y más vulnerables».

Entre los firmantes figuran lideres protestantes y Mons. Oscar Cantú, presidente de la Comisión de Justicia y Paz Internacional de la Conferencia de los Obispos Católicos de los Estados Unidos

http://infocatolica.com/?t=noticia&cod=29718&utm_medium=email&utm_source=boletin&utm_campaign=bltn170622&icid=f978fc951903946def903fd46c931c71

COLOMBIA: LA SALUD DE ESTE PAIS, NECESITA LA UNIÓN DE LOS ENFERMOS.


UNA NOTA CON RABIA
El Domingo, 21 de mayo, 2017 5:26:38, GRUPO EDITORIAL EL SATÉLITE (GES) <periodicoelsatelitehoy@gmail.com> escribió:
Las EPS: ¿Hasta cuándo nos seguirán dejando matar?
RED-GES
Director: Octavio Quintero
Referencia: Modelo sanitario
Difícilmente se encuentra terquedad mayor que sostener y defender el sistema de salud que impera en Colombia… Y, difícilmente se podría encontrar torturas inhumanas como las que sufren millones de colombianos a cuenta de este sistema.
Si de algo estamos “re-mama’os”, como viene diciendo la gente, es del atropello sanitario que diariamente nos aplican las EPS, desconociendo públicamente el derecho a la salud y “pasándose por la faja” (otro dicho popular de extrema indignación), a todas las autoridades del sector, desde el Presidente y el ministro de Salud, en adelante.
“Colombia es un polvorín”, dicen con alarma cada vez más frecuente. Y, cierto: Buenaventura es un claro ejemplo. El chocó va en la misma dirección; y a nadie le debiera parecer extraño si algo similar explota en torno a este despiadado sistema de salud que está cobrando más víctimas indefensas que todos los grupos guerrilleros y bandas criminales juntas.
Cualquier cosa más que uno diga, sobra, frente a este incalificable ejemplo de Francisco Alberto Gómez Mejía:
Señores periodistas, congresistas, políticos, abogados y todo aquel que pueda interesarle y condolerse de mi caso que se refleja en miles de pacientes colombianos.
Cordial Saludo: tenemos una problemática de las muchas que nos afectan con respecto al servicio de salud que presta la EPS COOMEVA. Yo les hago el recuento de lo que me está pasando con esta entidad, desde dejarme tirado dos días en urgencias y luego en un cuarto de un hospital sin atención médica.
No se sí en Armenia, toda una capital de departamento, no había ortopedistas para tratarme una osteomielitis crónica (Inflamación del hueso ocasionada por una infección, generalmente en las piernas, los brazos o la columna vertebral).
El hecho es que ante una dolorosa fractura que tuve del fémur derecho, me sacaron en ambulancia de Caicedonia (un pueblo al norte del Valle), hacia Armenia, pasada la media noche hacia la Clínica  Central del Quindío, de donde me devolvieron a Caicedonia, mientras soportaba de ida y vuelta el intenso dolor de la fractura, presión arterial alta y descompensado por el dolor…
Fueron dos días interminables, hasta que se logró traer una férula (Tablilla o molde flexible y resistente que se emplea en el tratamiento de las fracturas para inmovilizar un miembro y mantener el hueso roto o dañado en una posición fija), desde Medellín para poderme operar. En casi 25 años que llevo en esta EPS COOMEVA, han pasado muchas afectaciones con el servicio de salud.
Ahora vamos a lo qué nos atañe:
Resulta qué muchos usuarios que vivimos en el norte del Valle, Caicedonia y Sevilla, esta EPS nos está mandando a hacernos exámenes: llámense radiografías, colonoscopias, gammagrafías óseas, etc. y consultas especializadas a ciudades muy lejanas como Pereira y Cali, cuando nos queda más cerca Armenia, donde nos debieran atender.
¿Cuánto es el costo económico y pérdida de tiempo que puede incidir en la salud y la vida misma del paciente? ¿Si son exámenes a los que se debe ir en ayunas, y uno sufre diabetes, no es un alto riesgo?
Ahora, uno debe ir con acompañante como en el caso mío que soy minusválido… Hice la cuenta por encima, y con el acompañante se le van a uno 194.000 pesos. En mi caso, que en este momento estoy prácticamente sin poder laborar, ¿de dónde diablos saca uno ese dinero para poderse trasladar al examen y luego volver por los resultados? ¡Qué infamia!
Nos dice dicha EPS que no hay convenios con ninguna prestadora de servicios de radiología y otros en la ciudad  de Armenia en donde siempre nos venían atendiendo.
Para no volverme cansón, quisiera que esta nota, por cuenta de los periodistas y activistas en las redes sociales, se propagara, no porque sea mi caso particular sino porque soy testigo de que mucha gente con las mismas o distintas enfermedades está padeciendo lo mismo que yo.
También quisiera preguntarle a algún abogado amigo, ¿qué podemos hacer: cabe una tutela o una demanda penal; o en este caso, no nos están faltando con lo que ordena la ley estatutaria sobre derecho a la salud?
Y a los señores congresistas que hagan leyes contra estas entidades porque nosotros los usuarios pagamos cumplidamente.
Al momento de redactar esta nota, la persona que me hizo el favor de ir a la EPS a pedirme una cita con médico internista, me trae la desconsoladora razón de que “se terminó el contrato con dichos médicos (¿?).
Imagínense cómo estoy de enfermo, y con qué estrés de ver que uno pagando un servicio y no se lo prestan, y si uno se demora, por tal o cual motivo en pagar, inmediatamente le cortan a uno los servicios. La ley del embudo: lo ancho para ellos y lo estrecho para uno.
Les pido muy comedidamente hagan algo por esta salud y coloquen en cintura estas empresas a ver si algún  día alcanzamos en Colombia un servicio de salud humanitaria, aunque yo no lo alcance a ver.
Gracias a todos y todas…
Francisco Alberto Gómez Mejía

Endulza tu café: Janaki Ammal, la botánica que estudió la caña de azúcar


20 Abril, 2017

Categorías

Janaki Ammal.

Janaki Ammal Edathil Kakkat (4 de noviembre 1897 – 7 de febrero 1984) fue una botánica india que llevó a cabo investigaciones en citogenética y fitogeografía. Entre sus trabajos más notables podemos encontrar estudios sobre la caña del azúcar y la berenjena; además recogió varios ejemplares con valor medicinal y económico en el bosque tropical de Kerala.

Janaki Ammal nació en 1897 en Thalassery, Kerala. Pertenecía a una familia numerosa, compuesta por el padre Dewan Behadur Edavalath Kakkat Krishnan, juez de la Provincia de Madrás, por la madre Devi Child, ama de casa, y por seis hermanos y cinco hermanas. Su inspiración fue su padre, pues a pesar de ser juez, le interesaban las ciencias naturales. Mientras cuidaba el jardín, Dewan tomaba numerosas notas que almacenaba en  su biblioteca. Además, escribió dos libros sobre pájaros de la región del norte de Malabar (India). Viendo desde pequeñita el comportamiento de su padre, no es de extrañar que Ammal eligiera estudiar botánica, a pesar de que en su familia se animaba a las chicas a especializarse en carreras intelectuales y bellas artes. Por lo que, después de estudiar en su lugar de nacimiento, se mudó a Madrás donde obtuvo la licenciatura en Queen Mary’s College, y el grado honorífico en botánica en el Presidency College en 1921, donde adquirió la pasión por la citogenética gracias a las influencias de sus profesores.

Janaki Ammal de joven.

En cuanto a su carrera, empezó como profesora en el Women’s Christian College, en Madrás, e hizo la estancia de Barbour Scholarshipen la Universidad de Michigan, donde consiguió el título del máster en 1925. Cuando regresó a la India, siguió dando clases en el mismo College. Sin embargo, se trasladó nuevamente a Michigan como la primera Oriental Barbour Fellow, y obtuvo su Doctorado en Ciencias en 1931, gracias a su tesis titulada “Chromosome Studies in Nicandra Physaloides” que se publicó un año más tarde. A pesar del título, durante este tiempo no sólo estuvo investigando con esta planta, sino que también estudio la planta de la berenjena. Por eso sus colegas le pusieron el mote “Janaki Brengal”, esto es, “Janaki Berenjena” en indio.

Después de su doctorado, Janaki volvió a la India para ejercer como Profesora de Botánica en el Maharaja College de ciencias en Trivandrum, de 1932 a 1934. Seguidamente, trabajó como genetista en el Sugarcane Breeding Institute, en Kovai junto con Charles Alfred Barber hasta 1939. Su trabajo durante estos años incluyó análisis citogenéticos de Saccarum spontaneum y también cruces intergenéricos como, por ejemplo, el cruce entre la caña de azúcar y el maíz. Trabajó como Asistente Citóloga en la John Innes Horticultural Institution en Londres desde 1940 hasta 1945, y como citóloga en el Royan Horticultural Society en Wisley, desde 1945 hasta 1951. Durante este periodo publicó el recuento de número de cromosomas en especies como Sclerostachya fusca. Como realizó un gran estudio sobre la citogenética de las plantas, escribió junto con Cyril Dean Darlington el extraordinario trabajo “Chromosome Atlas of Cultivated Plants”, además de publicar el número de cromosomas en especies de Rhododendron y Nerines, y hacer varios híbridos intergenéricos: Saccharum y Zea, Saccharum y Erianthus, Saccharum e Imperata, y Saccharum y Sorghum.

Tras recibir una invitación de Jawaharlal Nehru, volvió a India en 1951 para reorganizar el Botanical Survey of India (BSI). Fue nombrada Oficial de Tareas Especiales (Officer on Special Duty) del BSI el 14 de octubre de 1952, y sirvió como Directora General en el BSI. A partir de entonces, Ammal estuvo en el servicio del Gobierno de la India en varias áreas, incluyendo el Laboratorio Central de Botánica en Allahabad del que era la encargada, y fue Oficial de Tareas Especiales en el Laboratorio Regional de Investigación en Jammu. Durante un breve periodo trabajó en el Bhabha Atomic Research Centre en Trombay, antes de instalarse en Madrás, en noviembre de 1970, como Científica Emérita en el Centro de Estudios Avanzados en Botánica, en la Universidad de Madrás.

Vivió y trabajó en el Centre’s Field Laboratory en Maduravoyar, cerca de Madrás, hasta que falleció el 7 de febrero de 1984, con 87 años. “Fue devota a sus estudios e investigaciones hasta el final de su vida” es la frase que la conmemoró en su necrológica, frase totalmente acertada, ya que, de hecho, Janaki Ammal falleció mientras trabajaba en su laboratorio.

Apasionada por la botánica y la citogenética, trabajadora, persona dispuesta a abrirse sus propios caminos…  son algunos de los matices que podemos deducir de Janaki Ammal. ¿Pero cómo era en persona? Pues bien, tenía un estilo de vida simple, vestía los típicos atuendos indios y disponía de pocas posesiones. Siguió el estilo de vida de Gandhi, y la gente la tenía un gran respeto por su fidelidad hacia sus principios y hacia su ética. Además, era una activista medioambiental, ya que, participó en varias protestas en contra de la construcción de una presa de energía hidráulica en el rio Kunthipuzha en el Sillent Valley de Kerala.

En 1977 fue premiada con el Padma Shri, el cuarto reconocimiento civil más alto en la India, y en el año 2000 el Ministerio Forestal y del Medio Ambiente creó el Premio Nacional de Taxonomía en su nombre. Además, como homenaje hacia ella, se instaló en Jammu Tawi un herbario con más de 25 000 especies.

Todos deberíamos homenajear a esta gran científica endulzando nuestros cafés con una cucharadita de azúcar de caña de la India, ya que esto es posible gracias a su investigación.

Referencias

Sobre la autora

Arantza Muguruza Montero es estudiante de último año de Biotecnología en la UPV/EHU y alumna interna en un grupo de investigación del Instituto Biofisika.

http://mujeresconciencia.com/2017/04/20/endulza-tu-cafe-janaki-ammal-la-botanica-que-estudio-la-cana-de-azucar/

La tribu amazónica donde nadie muere de un infarto


Mar 26, 2017Salud y Consumo0

Por Hispan Tv

Los ancianos de un pueblo amazónico, los tsimane, tienen la misma salud vascular que un occidental de 50 años y nadie muere de un infarto.

Los indios tsimane tienen la mejor salud vascular de entre los pueblos estudiados hasta ahora. Las arterias de un anciano de 80 años de estos indígenas de la Amazonia boliviana están en igual o mejor estado que las de un estadounidense de mediana edad.

Esto hace, según un estudio, que apenas tengan enfermedades cardiovasculares. En la última década, solo un tsimane habría fallecido de un infarto y fue ya a edad muy avanzada. Los autores de la investigación relacionan esta salud de hierro con el estilo de vida de los tsimane, aún basado en la recolección, la caza y la pesca de subsistencia.

Dentro de un estudio antropológico de largo recorrido iniciado al comenzar este siglo que fue publicado el viernes en la revista The Lancet, los autores han comprobado que la cantidad de calcio acumulada en las arterias principales de los tsimane mayores de 40 años es hasta cinco veces menor que la calcificación detectada en personas occidentales de su misma edad.

En concreto, de los 705 adultos a los que escanearon, el 85 % no tenían rastro de calcificación arterial. Otro 13 % tenía bajas concentraciones de calcio y apenas el 3 % de los estudiados mostraron un riesgo de leve a moderado de tener problemas coronarios en el futuro.

Aunque el estudio no establece una relación causal, para sus autores, todo indica que el estilo de vida de los tsimane explicaría estos datos y otros que también comprobaron en las revisiones médicas, como los bajos niveles que mostraron en ritmo cardíaco, presión sanguínea, colesterol o glucosa en sangre. Todos estos indicadores están directa o indirectamente relacionados con la ateroesclerosis.

Los tsimane pueden estar ochos horas a la caza de algo para comer. Los investigadores estiman que dedican un mínimo de siete horas a actividades que requieren esfuerzo físico y apenas el 10 % del tiempo que pasan despiertos no hacen nada. En cuanto a su dieta, en su mayoría se trata de carbohidratos (72 %) no procesados ricos en fibra como arroz, mandioca, maíz o frutas. Las proteínas las obtienen de la caza y la pesca y apenas consumen unos 38 gramos de grasa al día. Aunque algunos dijeron fumar, un paquete de cigarrillos les podía durar un año.

Remedios de marihuana con sello colombiano


Ya están en el mercado un aceite que serviría para el tratamiento del Parkinson y el Alzheimer así como otros productos curativos a base de cannabis.

Por: Febrero 05, 2015
Remedios de marihuana con sello colombiano

Hace nueve años Jorge y Mauricio, ambos ingenieros, crearon Cannalivio, una botica natural que parte de las recetas de las abuelas con la intención de mejorarlas a partir de plantas medicinales de primera calidad para desarrollar productos cosméticos y una línea fitoterapéutica que cuenta con ungüento, aceite, linimento y extracto para tratar golpes, dolores, espasmos, artritis, tendinitis, túnel del Carpio, neuralgias, varices, dolores de cabeza, cólicos y calambres entre otras.

Los ensayos empezaron con jóvenes que practicaban deportes en patineta, pero cada vez más personas se fueron sumando debido a la calidad y la eficacia de los productos, como es el caso de Ricardo Arévalo que decidió incluir el extracto en el tratamiento de su mamá, diagnosticada con Parkinson y Alzheimer.

—Yo tenía susto de darle. Mi mamá iba en reversa y la situación era muy crítica, pero al día siguiente de probar, ella como que se despertó y se lo seguimos dando. La mejoría es de más del 50%. La primera semana comenzó a recuperar el habla, después empezó a mejorarle la tembladera en la mano, hoy es capaz de coger un vaso ella misma y tomar, también es capaz de ver una película completa, entenderla y hasta comentarla. Es menos ansiosa y nerviosa.  Cuando mi mamá fue diagnosticada le dijimos al doctor que le íbamos a dar medicina natural y él dijo: ‘enle lo que quieran, eso no va a servir para nada’. Ahora el médico vive contento y sorprendido con la mejoría y nos dice que es una suerte porque no le hemos dicho que le damos, pero la calidad de vida de mi mamá mejoró. —cuenta Ricardo Arévalo.

Beatriz Bayona también optó por el cannabis medicinal a la hora de tratar un cáncer de piel en el puente de la nariz. Tanto ella como Ricardo empezaron investigando en internet y encontraron en Canadá casos parecidos a los suyos que los ayudaron a decidirse, pero antes de importar los productos lograron comunicarse con los fundadores de Cannalivio.

—Yo estaba perdiendo epidermis y empecé a usar el extracto diariamente, me lo untaba en las noches y al cabo de un año y medio me había recuperado en un 80%, recupere epidermis y además me quitó un montón de manchas que tenía en la piel.

pomada

Contenta con los resultados y después de tanto haber investigado los efectos medicinales del cannabis, Beatriz lo recomendó a varios amigos obteniendo todos resultados excelentes para diferentes afecciones entre ellas asma, glaucoma, dolores crónicos, insomnio, un paciente de sida que había perdido el apetito, y un amigo con leucemia en tratamiento de quimioterapia. A ellos se suman pacientes con epilepsia, cuyo tratamiento supervisado por una médica ha logrado disminuir notoriamente las convulsiones.

A pesar no solo de la efectividad, sino de los bajos costos, la ausencia de efectos secundarios y lo natural de los productos, son muchos los pacientes que no tienen acceso pues los productores están maniatados por la Ley 30 de 1986 que no permite cultivar más de 19 plantas truncando la posibilidad de producción y distribución masiva.

Contrario a Cannalivio está Natural Drops, creada por el administrador de empresas Julián Posada y el negociador internacional Juan Sebastián Mesa, quienes lograron comercializar uno de los dos productos que hasta ahora desarrollaron.

Juan y Julián empezaron a investigar en noviembre de 2013, un año después y de la mano de médicos, bioenergéticos e ingenieros químicos lograron desarrollar a partir del extracto del cannabis una crema humectante corporal que entre sus componentes tiene aceite de semilla de cannabis que si está permitido dentro de la ley colombiana obteniendo así el registro Invima.

La crema humectante es elaborada por laboratorios Medick SAS y se comercializa en mercados orgánicos y tiendas naturistas en la ciudad de Medellín. Viene acompañada del slogan modulador vibracional ya que según sus creadores, regula y estabiliza el cuerpo proveyendo endocannabinoides externos pero naturales, logrando así que todo funcione de manera óptima. Sirve sobre todo para afecciones como el dolor, la inflamación, las venas varices, los morados, el stress cutáneo entre otras.

Así lo comprobó Juanita cuando utilizó la crema para un espasmo en la zona lumbar. “Me la empecé a untar por las noches, y empecé a sentir un alivio impresionante -dice- antes había intentado con medicina tradicional y gotas homeopáticas, pero el dolor solo desapareció por un tiempo, la crema es más práctica y me sirve también para el cólico”.

drops

Otros que como Natural Drops han logrado comercializar sus productos han sido algunos resguardos indígenas en el Cauca y el Putumayo. La pomada que producen a partir de cannabis y hoja de coca es quizá una de las más antiguas que se vende en las calles del país. La diferencia es que no es una marca registrada y cada uno de los comercializadores la distribuye con un nombre diferente, tan diferente como sus precios que varían entre cinco y veinte mil pesos.

El registro Invima se logró debido a las sentencias C-176  de 1994 y C-882 de 2011, que  señalan que el consumo de estas sustancias en comunidades indígenas no tiene efectos negativos, además son de  uso ancestral. Destacan también que las comunidades indígenas pueden emplear o producir sus medicinas tradicionales y conservar sus plantas entre ellas la coca, la amapola y la marihuana, como parte de su derecho a la identidad cultural.

“Es una planta de poder entre las plantas medicinales -cuenta Alejandro Henao, quien distribuye la pomada hecha por los indígenas y promueve la cultura cannabica a través de su organización virtual Medegreen Pot Club– tiene energía buena y mala, depende del uso que se le dé” asegura.

Ese mismo poder que se le confiere a la planta fue lo que llevo hace cinco años a Camilo Borrero, ingeniero electrónico a las montañas de Suesca, Cundinamarca a experimentar con Cannabis y fundar Cannamedic.

Su empresa se enfoca en tratamientos experimentales para tratar la adicción a drogas de alto impacto como la heroína y el bazuco y enfermedades como el cáncer. El tratamiento experimental que desarrolla es a partir del extracto de la planta pero se hace sin dejar de lado la quimioterapia ni los medicamentos convencionales, “ahora se han dividido los caminos, pero antes en la medicina ancestral todos los caminos estaban juntos -dice Borrero- se va a empezar a integrar toda la medicina para de verdad encontrar tratamientos efectivos”.

cannalivio

Otro de los pequeños productores pero empecinado investigador de los efectos del cannabis en el tratamiento de cáncer es el artista Guillermo Hanabergh, quien entró en el mundo de esta planta medicinal siguiendo los pasos de Rick Simpson, el canadiense que se hizo famoso por compartir gratuitamente la receta que había desarrollado para hacer un aceite a partir del extracto de flores de cannabis.

Eso fue ya hace un año y medio que Guillermo decidió probar, lo primero que desarrolló fue un ungüento. Hizo un tarro grande y se fue a recorrer el Caribe. “Por donde iba pasando y alguien tenía un dolor, le untaba y se lo quitaba milagrosamente”. Entonces siguió investigando para desarrollar varios productos que no comercializa todavía esperando la legalización que se debate en el congreso. Pero su trabajo se enfoca en el tratamiento de pacientes con cáncer.

El mismo Juan Manuel Galán menciona en el proyecto de Ley que envió al presidente de senado, José David Name Cardozo, varias de las afecciones que pueden ser tratadas con esta planta, destacando: la anorexia en pacientes con VIH, emesis asociada a quimioterapia, esclerosis múltiple, enfermedad del Parkinson y alteraciones de movimiento, dolor, síndrome de Tourette, Glaucoma y antineoplásico.

Sin embargo por parecer tanto un milagro, muchos aún siguen incrédulos, desconfiados, prejuiciosos. Habrá que esperar a que muchos se atrevan a probar, pues como dice Guillermo Hanabergh: “La prevención se acaba cuando llega la cura”.

Anteriores Entradas antiguas

A %d blogueros les gusta esto: