Se recupera favorablemente el popular sacerdote brasileño agredido en plena misa


El padre Marcelo Rossi
El padre Marcelo Rossi

“Me lastimé mucho la pierna, pero todo se arregló”, confiesa tras ser empujado al suelo

“Estoy bien, gracias a Dios, y solo puedo agradecer una vez más a la Madre que se pone al frente”

16.07.2019 | AICA“Realmente, no hay explicación, únicamente la Madre. Dios es asombroso. Gracias Señor, estoy aquí para servirte, más que nunca, porque se ha visto la furia del enemigo, pero Dios es más grande”, expresó en un video el popular sacerdote brasileño Marcelo Rossi, para tranquilizar a sus fieles, después del ataque que recibió, mientras celebraba la misa del domingo, cuando de repente una mujer se abalanzó sobre él y lo lanzó del escenario al suelo. El video se hizo viral y traspasó las fronteras del país.
Por fortuna, el aclamado sacerdote, que llegó a llenar el Maracaná con sus misas, no sufrió ninguna lesión grave

La mujer, que al parecer tenía problemas mentales, fue interceptada por la policía en el propio recinto, en el que se clausuraba el campamento espiritual ‘Por Hoje Não vou mais pecar’ (‘Por hoy no voy a pecar más’) en el municipio de Cachoeira Paulista, en San Pablo. 

El Padre Rossi, que en su faceta como cantante llegó a cosechar un Grammy Latino, aseguró que su recuperación es “un milagro”. “No me golpeé la cabeza, ni la columna vertebral. Todo el mundo sabe que tengo un problema con mi columna. Me lastimé mucho la pierna, pero todo se arregló. Estoy bien, gracias a Dios, y solo puedo agradecer una vez más a la Madre que se pone al frente”, añadió. 

Además, el sacerdote afirmó que “luego de todo lo sucedido, si el enemigo está furioso, yo lucharé más, porque María se pone al frente con Jesús y pisa la cabeza de la serpiente. Más que nunca, he tenido la experiencia del milagro de la Madre”. 

Asimismo, el popular sacerdote advirtió que “desafortunadamente, muchas personas son títeres en manos del enemigo” a través de “la envidia, la difamación y la calumnia”. 

En ese sentido, aconsejó acudir a la Biblia y a la oración. “Te confieso que el 14 de julio nunca será olvidado. Y, de nuevo, el año que viene, estaré allí. El enemigo está furioso porque estamos salvando a los jóvenes de las fuerzas del mal”, dijo sobre la celebración que reunió a más de 50 mil personas. Y concluyó, subrayando: “Recuerda, Dios ganó, ¡Dios es más grande!”. 

http://www.religiondigital.org

Piden al gobierno de México que ponga fin a intimidaciones al obispo Vera López


Raúl Vera
Raúl Vera Guillermo Gazanini
El Observatorio para la Protección de los Defensores de Derechos Humanos urge a López Obrador a dar un buen trato al obispo de Saltillo
José Raúl Vera López es el fundador del Centro de Derechos Humanos Fray Bartolomé de las Casas, de Chiapas
Acompaña constantemente a víctimas de graves violaciones de los DDHH

17.07.2019 | RD/Agencias

Tras denunciar la intimidación que sufrió monseñor José Raúl Vera López por militares armados, el pasado 11 de julio en el aeropuerto de Monterrey, el Observatorio para la Protección de los Defensores de Derechos Humanos urgió al presidente Andrés Manuel López Obrador y a funcionarios a poner fin a este tipo de actos contra del obispo de Saltillo.

De acuerdo con la revista Proceso, la organización internacional, que opera en conjunto con la Organización Mundial Contra la Tortura (OMCT) y la Federación Internacional de Derechos Humanos (FIDH) emitió una acción urgente fechada en Ginebra, Suiza, en la que expresa su preocupación por “los actos de intimidación” contra monseñor Vera López.

En el documento, dirigido a López Obrador, a la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, y al de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, así como a los subsecretarios de esas dependencias, Alejandro Encinas y Marta Delgado, entre otros personajes, el Observatorio informó sobre los hechos que motivaron la exigencia.

Por ello, pidió las medidas más apropiadas para garantizar su seguridad e integridad física del fundador del Centro de Derechos Humanos Fray Bartolomé de las Casas, de Chiapas, y presidente del Centro Diocesano para los Derechos Humanos Fray Juan de Larios, así como en general, la de todas las personas defensoras de derechos humanos en México.

En la solicitud al gobierno de López Obrador, externada también al presidente de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), Luis Raúl González Pérez, refirió que el 11 de julio, Vera López “fue intimidado por dos militares que se acercaron a él con uniforme militar, cascos y arma larga y en una libreta tenían registrado su nombre”.

Se acercaron a él con uniforme militar, cascos y arma larga y en una libreta tenían registrado su nombre

De acuerdo con la relatoría de los hechos ocurridos en la Terminal 2 del Aeropuerto de Monterrey, cuando Vera López regresaba de un vuelo proveniente de la Ciudad de México, el personal castrense procedió a interrogarlo “sobre su cargo y jerarquía, el lugar de destino y las placas del automóvil en que se desplazaría y tomaron nota de la matrícula del vehículo en la libreta que portaban”.

Añadió que cuando el obispo de Saltillo preguntó a los militares las razones del interrogatorio, llamó la atención que le respondieron que el procedimiento efectuado se realizó “sólo por su seguridad”. Ante lo ocurrido, “el Observatorio expresa su profunda preocupación por estos hechos que constituyen actos de intimidación contra monseñor José Raúl Vera López, y teme que estos ocurran como represalia a su lucha histórica y permanente en la defensa de los derechos humanos en México”.

Así como “por el constante acompañamiento a víctimas y familiares de ejecuciones extrajudiciales, desapariciones forzadas, tortura y otras graves violaciones a derechos humanos, en la búsqueda de la verdad y la justicia”, se destacó en el pronunciamiento.

Recordó que Vera López es ampliamente reconocido y que fue propuesto en 2012 como Premio Nobel de la Paz por su labor en la búsqueda de diálogo y pacificación en Chiapas. Por ello, el Observatorio exigió al gobierno de López Obrador “adoptar las medidas necesarias para garantizar la protección, seguridad e integridad física y psicológica” del prelado, así como “abstenerse de realizar actos de intimidación contra las personas que defienden los derechos humanos en México”.

El obispo Raúl Vera, con asistentes a la Misa de acción de gracias LGBT
El obispo Raúl Vera, con asistentes a la Misa de acción de gracias LGBT

También pidió “incluir como tema central en la agenda de derechos humanos del gobierno federal el establecimiento de una política integral de garantías para el ejercicio del derecho a defender derechos humanos en México, con amplia participación de la sociedad civil”.

Además, el Observatorio solicitó a López Obrador y a altos funcionarios, hacer un reconocimiento público “de la importancia de la legítima labor llevada a cabo por los defensores y defensoras de derechos humanos en México”, y diseñar políticas públicas para garantizar el reconocimiento a los activistas. En la acción urgente pidió la aplicación efectiva de la Declaración sobre los Defensores de los Derechos Humanos, adoptada por la Asamblea General de la ONU el 9 de diciembre de 1998. Así como “garantizar el respeto por los derechos humanos y las libertades fundamentales en todo el país, de conformidad con las normas internacionales de derechos humanos ratificadas por México”.

El documento también está dirigido a los embajadores responsables de las misiones de México ante las Naciones Unidas en Ginebra, ante la Unión Europea y ante la Organización de Estados Americanos, Socorro Flores Liera, Mauricio Escanero Figueroa y Jorge Lomónaco, así como el secretario General del gobierno del estado de Chiapas, Ismael Brito Mazariegos.

Chiapas
Chiapas

http://www.religiondigital.org

¿Por qué amar nuestras raíces judías?


image: https://es.la-croix.com/images/1000/por-que-amar-nuestras-raices-judias.jpg

¿Por qué amar nuestras raíces judías?

 25 jun 2019, 11:35  0 Comentarios4VECES COMPARTIDO

En un momento en que lamentamos un resurgir del antisemitismo en Francia, los cristianos recuerdan la importancia de la Torá y del pensamiento rabínico en su herencia espiritual. Entrevista con el pastor Antoine Nouis, autor de Nos racines juives (Bayard).

Por Marguerite de Baudoüin.

«El Evangelio no ha caído del Cielo. Es el fruto de una espera y de una historia». Para el pastor protestante Antoine Nouis, autor de Nos racines juives (Bayard, 2018), un cristiano no puede renegar de la herencia del Antiguo Testamento y del pensamiento rabínico. Apoyarse en otra fuente además de en la propia da lugar al diálogo con otras verdades e impide las derivas.

El Antiguo y el Nuevo Testamento ¿son dos entidades independientes?

No podemos separar a la Iglesia de sus raíces judías. El Evangelio está lleno de referencias al Antiguo Testamento. Si las retiramos, lo vacíanos de una parte de su substancia. La Biblia se presenta como un gran relato que empieza con la creación y culmina en Jesucristo. Tomemos, por ejemplo, la encarnación: la idea de un Dios que se convierte en hombre, fundamento del cristianismo, no surge de la nada. En el Antiguo Testamento y la tradición judía, hay todo un camino que lleva a esta convicción. La noción de alianza (con Noé, Abraham, Moisés…), que descansa sobre la idea de un Dios que reconoce su necesidad de los hombres para llevar a cabo su plan, lo ha preparado claramente. Le da tanta importancia a la humanidad que él mismo se deja influir por lo humano.

¿Qué puede aportar, hoy, el judaísmo a un cristiano?

La Torá escrita, inmutable y rigurosamente conservada, se completa con toda una tradición de interpretación oral: el Talmud, que corresponde a todo el corpus de comentarios y de reflexiones sobre la Torá escrita, pensada y enseñada por los rabinos. Esta lectura -el pensamiento rabínico-, a la vez muy escrupulosa de la letra misma del texto y sumamente abierta en lo que respecta a sus interpretaciones, ha sido para mí una maravilla y una liberación. El pensamiento rabínico es tan rico como la vida: las interpretaciones se renuevan siempre en relación a lo que puede tener sentido en la actualidad. No se contradicen, sino que se enriquecen. Es lo que llamamos lectura infinita: como Dios es infinito, la interpretación de la Escritura también lo es.

¿Quiere esto decir que todas las interpretaciones son legítimas?

No; el infinito no significa cualquier cosa, sino más bien que no acabamos nunca de encontrar por completo el sentido de un texto, de un versículo o incluso de una palabra. Hay una regulación por parte del grupo porque se sabe que puede haber lecturas delirantes y racistas de la Biblia. Es la razón por la que, en el contexto del judaísmo, nunca se estudia solo.

¿Se puede leer también el Evangelio de esta manera?

Estoy totalmente convencido de ello. Por ejemplo, en el capítulo 23 del Evangelio de Mateo, Jesús pronuncia un discurso muy severo hacia los fariseos. Ahora bien, en el Talmud, los fariseos han escrito un texto que denuncia igualmente sus propias derivas (distinguen entre siete tipos de fariseos: los fanfarrones, los hipócritas, los orgullosos, etc.). Lo que nosotros podríamos interpretar como un discurso anti-fariseo en boca de Jesús es más bien una inscripción dentro de los debates del judaísmo de su época. No se trata de una crítica a los fariseos como representantes de un movimiento religioso, sino de una crítica a un mal posicionamiento delante de Dios. Podemos, entonces, volver a leer el capítulo reemplazando la palabra “fariseo” con la palabra “cristiano”.

¿Qué puntos de vista puede aportarnos el pensamiento rabínico en los pasajes más difíciles -más indignantes- del Antiguo Testamento, como el sacrificio de Abraham?

Del mismo modo que podemos leer el Antiguo Testamento a la luz del Evangelio, podemos leer, en el judaísmo, la tradición escrita a través del prisma de la tradición oral. En lo que respecta al sacrificio de Abraham, una de las lecturas rabínicas recuerda que la traducción de la palabra «sacrificio» (en el texto: «Dios dijo a Abraham “sacrifica a tu hijo”»), puede significar también «hacer subir/elevarse». Paralelamente explica que al final del texto, Dios no da un cordero (en el texto: «Isaac: “Dónde está el cordero para el holocausto?”»), sino un carnero para el sacrificio («Abraham vio un carnero enredado por los cuernos en la maleza»). ¿Cuál es la diferencia? El carnero es un padre, el cordero un hijo. La expresión «hacer subir/elevarse» tiene entonces todo su sentido: significa dejar partir, dejar de existir. Lo que Abraham debe sacrificar no es su hijo, sino su paternidad. Esta interpretación me ha reconciliado con este texto.

¿Qué riesgo puede entrañar el rechazo al Antiguo Testamento cuando se es cristiano?

Esta tentación se remonta a la Iglesia primitiva, que muy pronto se tuvo que enfrentar al marcionismo, una corriente de pensamiento que consistía en rechazar el Antiguo Testamento en aras del Nuevo. Sabemos qué tipo de comportamiento puede generar la certeza de estar en posesión de la verdad absoluta. Como religioso y responsable, estoy obligado a reconocer que la historia de las religiones, sobre todo la del cristianismo y el protestantismo, ha visto nacer a monstruos (guerras  religiosas, yihadismo en el islam, el Ku Klux Klan en el protestantismo…). Debemos juzgar una religión por lo que ella produce de mejor, pero manteniendo los ojos abiertos por lo que causa de peor.

¿Puede impedir el judaísmo las derivas del cristianismo?

Manteniendo en nuestra comprensión de Dios una raíz distinta a la nuestra, el judaísmo, nos obligamos a tener una mirada abierta sobre nuestra propia tradición, dejando un espacio para el diálogo con otras formas de la verdad.
Lea más en https://es.la-croix.com/glosario/por-que-amar-nuestras-raices-judias?utm_medium=email&utm_source=newsletter&utm_newsletter=es-18072019#oMmzyqpYDrEPo94m.99

Abusos sexuales: muchas denuncias “no son verdaderas”, según un cardenal brasileño


image: https://es.la-croix.com/images/1000/abusos-sexuales-muchas-denuncias-no-son-verdaderas-segun-un-cardenal-brasileno.jpg

Abusos sexuales: muchas denuncias “no son verdaderas”, según un cardenal brasileño

 El papa Francisco, el 4 de mayo de 2018, con los participantes en un congreso internacional organizado por la Congregación para los Institutos de Vida Consagrada y las Sociedades de Vida Apostólica./ VaticanMedia-Foto/CPP/CIRIC/Catholic Press Photo 17 jul 2019, 12:26  0 Comentarios7VECES COMPARTIDO

Durante una visita a Paraguay para conmemorar la visita del Papa en julio de 2015, el cardenal brasileño Joao Braz de Aviv, pronunció una pequeña frase, asegurando que muchas denuncias contra sacerdotes carecen de fundamento.

Esta frase, sacada de contexto, ha tenido una amplia repercusión. Durante una visita a Asunción, capital de Paraguay, el cardenal brasileño Joao Braz de Aviv aseguró a la Agencia France-Presse, que muchas denuncias de abusos sexuales contra sacerdotes “no son verdaderas”.

Visita a Paraguay

El Prefecto de la Congregación para los Institutos de Vida Consagrada y las Sociedades de Vida Apostólica desde 2011, fue enviado por el papa Francisco a Paraguay para participar en una reunión de unas 90 congregaciones religiosas en este país de América del Sur, que celebraba el 60 aniversario de la Conferencia de Religiosos de Paraguay.

“Si han surgido casos en la vida de la Iglesia, tenemos que aclararlos. Estamos muy avanzados (en las investigaciones, NDLR), pero hay muchas denuncias que no son verdaderas, y están las comisiones diocesanas, que verifican si es verdad o no”, declaró en referencia a los escándalos de abusos sexuales a menores en el seno de la Iglesia católica.

“Momento de inquietud”

“Es un momento de inquietud”, afirmó también, destacando que estos escándalos han tenido una profunda repercusión en el mundo “porque los religiosos somos para muchos un punto de referencia”. El cardenal brasileño también presidió una misa en la Catedral de Asunción para celebrar el cuarto aniversario de la visita del Papa a Paraguay en julio de 2015.

Pero más allá de esta pequeña frase sujeta a diversas interpretaciones polémicas, Mons. Joao Braz de Aviv reafirmó que el papa Francisco deseaba esclarecer estos casos de abusos sexuales dentro de la Iglesia. Durante su visita, recordó la posición del Vaticano: acoger a las víctimas y llevar a los tribunales a los agresores. En su homilía, en la Catedral, el Prefecto de la Congregación para los Institutos de Vida Consagrada y las Sociedades de Vida Apostólica explicó que “el sacerdote no debe ocupar el primer lugar, sino que debe ocupar el mismo lugar que los otros hermanos y hermanas”.

Arnaud Bevilacqua. La Croix
Lea más en https://es.la-croix.com/actualidad/america-latina/abusos-sexuales-muchas-denuncias-no-son-verdaderas-segun-un-cardenal-brasileno?utm_medium=email&utm_source=newsletter&utm_newsletter=es-18072019#3jiiyRFFlfEYATKE.99 Abusos sexuales: muchas denuncias “no son verdaderas”, según un cardenal brasileño

Perdiendo el autobus


Cómo la Iglesia Católica no se ha adaptado desde el Concilio Vaticano II

Eric Hodgens 
Australia18 de julio de 2019

(Imagen: MAXPPP)

Desde la Segunda Guerra Mundial (1939-45), la Iglesia Católica Occidental ha estado visiblemente en decadencia. Esto es parte de un gran cambio cultural que es mundial.

La cristiandad fue la estructura social y política predominante en Europa desde el siglo IV hasta el siglo XVII. Un punto álgido fue Luis XIV, de la mano con la jerarquía francesa. Pero al mismo tiempo, la Ilustración estaba en su apogeo, socavando su estructura central.

Mientras tanto, en todo el Atlántico en América se estaba estableciendo un nuevo orden social democrático, basado en los principios de la Ilustración. La democracia ganó el día y la Iglesia quedó como una viuda sin poder.

El efecto completo de las ideas de la Ilustración, como el poder de las personas y los derechos humanos individuales, se puso de relieve en la reconstrucción de Europa después de la devastación de la Segunda Guerra Mundial. La Iglesia todavía se veía igual, pero ya no era la fuerza política que había sido.

El Concilio Vaticano II (1962-65) fue llamado a resolver cómo manejar este nuevo orden mundial. Cambió la imagen preferida de la Iglesia católica de la de una organización jerárquica establecida por Dios para el Pueblo de Dios en un viaje común.

Las cualidades igualitarias e interactivas del nuevo orden mundial reemplazaron las cualidades jerárquicas y estáticas del orden anterior a la Ilustración. La Iglesia se fue adaptando al mundo moderno. Pero solo sobre el papel.

Muchos de los que anteriormente se habían sometido a la antigua orden habían olfateado la brisa y abandonado la iglesia. Ese flujo de salidas, lo suficientemente pequeño como para comenzar, se convertiría en un torrente.

El Vaticano II nos había alertado sobre la igualdad de miembros y la necesidad de adaptarnos a los cambios sociales rápidos, pero dependía de los miembros ser ágiles para adaptarse si era para detener el colapso.

El Consejo terminó en 1965. Pero la adaptación al nuevo orden mundial se atascó. El autobús de la oportunidad ha conducido una y otra vez y la Iglesia lo ha perdido. ¿Por qué?

Un movimiento restauracionista de derecha movilizado para detener cualquier adaptación adicional y restablecer el antiguo orden. Este grupo pequeño pero bien conectado tuvo una gran influencia bajo el Papa Pablo VI. Pero encontró un verdadero campeón en Juan Pablo II y luego bajo Benedicto XVI.

Su metodología para extender su poder fue designar obispos ideológicos de ideas afines. El líder australiano de la manada fue el cardenal George Pell, que logró que sus propios hombres fueran nombrados arzobispos de Sydney, Melbourne y Hobart.

Ondeaba la bandera ideológica

La escena australiana está cambiando rápidamente. El matrimonio homosexual y la muerte asistida ahora están legislados. El campeón de la guerra cultural, el cardenal Pell, ha sido condenado por abuso sexual infantil y está en la cárcel. Las reclamaciones de compensación financiera están creciendo, agotando rápidamente las reservas de diócesis y órdenes religiosas.

La campaña de matrimonios entre personas del mismo sexo fue un tema candente para los restauradores del Vaticano y Australia. Los obispos australianos lo calificaron de “contra la naturaleza y contra Dios”, pero las encuestas mostraron que los católicos no estaban de acuerdo con ellos.

El arzobispo de Sydney ondeaba la bandera ideológica pero fue ignorado. Se informó que otro obispo donó $ 250,000 a la causa del “No”, pero fue en vano.

Los restauradores ahora están clamando por la libertad religiosa para permitirles continuar la discriminación religiosa en sus instituciones. Un escenario similar ocurrió con la muerte asistida. El llamado de la jerarquía es continuar la criminalización de la muerte asistida, mientras que la mayoría de los católicos dicen que las personas tienen la libertad de decidir.

El arzobispo Comensoli de Melbourne prohibió a la reconocida hermana benedictina estadounidense Joan Chittester hablar en una conferencia nacional de educación católica en Melbourne. Fiel a Pell, su mentor, Comensoli señala un regreso a los viejos tiempos de la censura episcopal y la misoginia, que creíamos que habían desaparecido.

Finalmente, el libro de Frederick Martel, Inside the Closet of the Vatican , ha conmocionado al mundo con su exposición. El Vaticano ha seguido una política implacable y homofóbica bajo Wotyjla y Ratzinger, pero la burocracia papal es abrumadoramente gay, muy comprometida e hipócrita. Algunos de los más fuertes para condenar la homosexualidad son ellos mismos gays activos.

A medida que este libro se hunda, los católicos se sentirán más disgustados y avergonzados.

Nosotros (en primera persona porque personalmente me identifico con esta iglesia desventurada) perdimos tres oportunidades principales para la adaptación: misión, mensaje y ministerio.

Misión: Los obispos sudamericanos fueron los primeros en adoptar una nueva misión, la opción preferencial por los pobres. Establecieron Comunidades Cristianas Básicas para atender las necesidades de los pobres y protegerlos de la opresión. Juan Pablo II invirtió deliberadamente esto al reemplazar a los obispos pastorales por personas de línea dura.

Mensaje: La catequesis centrada en la vida comenzó a rearticular el cristianismo como una forma de vida para vivir, en lugar de un conjunto de doctrinas para ser memorizadas. Los restauradores, bajo Joseph Ratzinger (el futuro Benedicto XVI), nos dieron el Catecismo Católico, más doctrina y reglas que incluyen posiciones en desacuerdo con lo que creen los católicos de la corriente principal.

Ministerio: En contra de la intuición, las vocaciones sacerdotales han ido disminuyendo desde la Segunda Guerra Mundial, incluso durante el período del baby boom. Las proporciones fueron cayendo.

Nadie quiere ese estilo de vida, especialmente como un coto masculino con celibato adjunto. El llamado del Vaticano II para una adaptación ágil no pudo romper la barrera rocosa del clericalismo.

El clérigo de hoy puede ser como el caballero herido en el Santo Grial de Monty Python, pero aún bloquea la puerta del ministerio.

La liturgia, el ministerio central, debía adaptarse a la cultura local. En cambio, se convirtió en un campo de batalla de la guerra cultural que resultó en liturgias y un lenguaje indescriptibles.

Esta ha sido una victoria pírrica para el campamento Juan Pablo II-George Pell porque la gente está abandonando no solo la liturgia sino la Iglesia misma. Y una vez que se van no vuelven. La iglesia católica está ahora en caída libre.

La mayoría de las oportunidades para la adaptación se han perdido. Algunas parroquias siguen funcionando bien, pero serán las últimas. Sus pastores preocupados pueden estar seguros de que su ministerio todavía es necesario y valorado por el remanente de los creyentes. Al brindar un servicio fiel, todavía están en el autobús, aunque puede ser el último.

Eric Hodgens es un teólogo y sacerdote de la Arquidiócesis de Melbourne en Australia.

http://www./international.la-croix.com

Francisco nos sigue haciendo sentir un poco incómodos.


Desde su postura sobre los migrantes hasta su encíclica Laudato si ‘, el Papa causa controversia.

Robert Mickens, Roma 
Ciudad del Vaticano12 de julio de 2019

(FOLLETO DE EPA / EFE / VATICAN MEDIA FOLLETO / MaxPPP)

El Papa Francisco es un ofensor de igualdad de oportunidades.

No importa dónde se coloque a lo largo del amplio espectro de la Iglesia Católica: derecha, izquierda o centro; conservador o liberal Tradicional o progresista: si no se siente desafiado e incluso perturbado por algunas de las cosas que este Papa dice y hace, entonces no está prestando atención.

Y eso incluye a cualquiera de ustedes que pueda considerarse a ustedes mismos como “grupos del Papa Francisco” o “católicos de la derecha o del mal”. Si él no se está poniendo un poco bajo tu piel, entonces tampoco estás escuchando.

A pesar de lo que afirman algunos de sus críticos más tradicionalistas, Francisco no es políticamente correcto. Él es, de hecho, bastante hablado. Él es profético.

Esto se debe a que es, sin lugar a dudas, uno de los papas evangélicos más radicales que la Iglesia haya visto. Y su lectura radical del Evangelio, como la de su santo homónimo de Asís hace más de 800 años, cuestiona y sirve de crítica a todas las ideologías, estilos de vida y formas de pensar.

Ya es bien sabido que la insistencia del Papa de 82 años de que las sociedades ricas del mundo sean más generosas para recibir e integrar a los migrantes y los refugiados está causando un alboroto entre los residentes de esas sociedades.

Irónicamente, algunos de los opositores más feroces a la adopción de la inmigración por parte de Francisco son inmigrantes o, como el Papa, hijos de inmigrantes.

Y no es un secreto que las críticas del Papa italiano-argentino al capitalismo desenfrenado y su llamado a una distribución más justa de la riqueza y los recursos del mundo han frotado a muchos católicos pro capitalistas de manera equivocada.

Pero los creyentes que se oponen a Francisco en estos temas no son los únicos que encuentran difíciles de aceptar algunas de sus enseñanzas.

Hora calurosa, verano en la ciudad.

Esto fue confirmado recientemente en un mensaje publicado en Twitter por alguien que la mayoría de las personas consideraría un católico progresista.

“Hay varias partes de @Pontifex #LaudatoSi con las que discrepo con vehemencia. Uno tiene que ver con su postura sobre el aire acondicionado”, dijo esta persona, que también es catedrática católica de teología, ética y medio ambiente.

Laudato si ‘ es, por supuesto, la polémica encíclica ” sobre el cuidado de nuestra casa común ” , que Francis publicó hace cuatro años. Y el autor del tweet está realmente entusiasmado con este documento de 2014 sobre temas relacionados con la preservación del medio ambiente y toda la creación de Dios (personas incluidas).

Pero, evidentemente, la toma del A / C por parte del Papa es un desafío demasiado grande para la zona de comodidad de este profesor.

“El aire acondicionado en climas bochornosos es un regalo del cielo. Específicamente, deshumidifica y enfría los cielos, y eso es una bendición”, concluyó este “católico” verde “.

Otro católico de mentalidad progresista intervino en:

“Creo que en algunos lugares (A / C) es una necesidad que salva vidas debido al calor excesivo y las alergias. Dicho esto, no tiene que ser una explosión en todas partes en todo momento”.

Pero, ¿qué dice realmente nuestro actual obispo de Roma sobre el asunto en su encíclica? Él hace una sola referencia. Se encuentra en el párrafo 55 del texto.

Y parece ser una respuesta directa a nuestros Tweeters antes mencionados.

Se trata de algo más que A / C

“La gente puede tener una sensibilidad ecológica cada vez mayor, pero no ha logrado cambiar sus hábitos nocivos de consumo que, en lugar de disminuir, parecen crecer aún más. Un ejemplo simple es el uso y la potencia cada vez mayores del aire acondicionado”. el papa escribe

“Los mercados, que se benefician inmediatamente de las ventas, estimulan una demanda cada vez mayor”, continúa.

Francisco llega a una conclusión algo diferente a la de sus críticos. “Un extraño que mira nuestro mundo se sorprendería de tal comportamiento, que a veces parece autodestructivo”, dice.

Sí, esto parece una enseñanza difícil. Pero deténgase y piense: ¿cómo sobrevivimos miles de años antes de que se inventara el aire acondicionado?

Incluso hace 20 o más años, el aire acondicionado no era muy común en la mayoría de los lugares de Italia, por ejemplo. Y la mayoría de las personas en este país siguen siendo ambivalentes acerca de su uso hoy.

Desafortunadamente, eso tiene más que ver con el temor de que el aire recirculado no sea saludable, en lugar de sus efectos nocivos para el medio ambiente, por lo que muchos italianos usan aire acondicionado con las ventanas abiertas para dejar entrar aire fresco o natural.

La vida sin aire acondicionado, incluso en lugares calurosos como Roma en julio y agosto, no es imposible. Solía ​​ser la norma. Había estrategias antiguas para evitar que nos quemáramos, como dibujar las persianas y usar uno o dos fanáticos.

El ritmo de vida (y el trabajo) se ralentizó considerablemente cuando no había aire acondicionado. Y los apetitos de las personas se redujeron significativamente. Estas nunca fueron consideradas cosas malas. De hecho, se consideró que el cambio del ritmo diario estaba en sintonía con la naturaleza y era algo muy saludable.

Pero nuestra sociedad cada vez más consumista y la locura de producir cada vez más dan poco valor al tiempo de inactividad.

Poniéndose a tono con la naturaleza.

El Papa Francisco tiene razón al criticar el uso excesivo (y abuso) del aire acondicionado.

“Nadie está sugiriendo un regreso a la Edad de Piedra, pero sí necesitamos reducir la velocidad y ver la realidad de una manera diferente, para apropiarnos del progreso positivo y sostenible que se ha hecho, pero también para recuperar los valores y los grandes objetivos barridos”. lejos por nuestros delirios desenfrenados de grandeza “, dice (LS, 122).

Porque, como dice el papa, “donde solo cuentan las ganancias, no puede haber pensamientos sobre los ritmos de la naturaleza …” (LS, 190).

Sígueme en Twitter @robinrome

http://www.international.la-croix.com

La visión teológica radical del papa Francisco.


En una dirección pasada por alto, el Papa jesuita ofrece una teología renovada para nuestros tiempos turbulentos.

Robert Mickens, Roma 
Ciudad del Vaticano5 de julio de 2019

El Papa Francisco asiste a la conferencia “Teología después de Veritas Gaudium en el contexto del Mediterráneo” en la Facultad de Teología del sur de Italia, en Nápoles, Italia, el 21 de junio. (Foto por EPA / CIRO FUSCO)

“Entre todos los líderes políticos y sociales del mundo, el Papa Francisco se encuentra cada vez más solo como la fuerza más poderosa para la paz y la estabilidad mundial”.

Así comenzó el preludio de un artículo anterior titulado: “¿ Papa Francisco o Steve Bannon? Los católicos deben elegir “.

En parte, la pieza trató de mostrar cómo el papa está tratando de unir a toda la humanidad, especialmente a las personas de varias religiones, en contraste con aquellos que manipulan deliberadamente la religión para sembrar la división.

“En una época en la que los populistas de extrema derecha se disfrazan de cristianos y usan símbolos religiosos para asustar a los creyentes para que incluyan el racismo, la xenofobia, la islamofobia y el ultranacionalismo, todo esto en desacuerdo con el Evangelio, por cierto, Francisco ha jugado un papel indispensable. papel en la prevención de una espiral peligrosa en un choque de civilizaciones en toda regla …

“Otro papa puede no haber tenido el coraje, la fortaleza o la fe profunda y genuina para oponerse a todo esto y no permitirse ser cooptado por la causa de los soberanos cristianos”.

Fin del preludio.

La fe del papa evangélico.

Desde los primeros días de su pontificado, Francisco ha demostrado ser no ideológico y, sorprendentemente, no partidario. A pesar de los despidos de algunos de sus detractores, incluso dentro de los sectores más intransigentes de la jerarquía de la Iglesia, este Papa es definitivamente católico. Pero incluso más que eso es un cristiano.

Al igual que su homónimo papal, Francisco de Asís, la fe y el liderazgo del Papa están profundamente arraigados en una lectura radical y la adhesión al Evangelio de Jesucristo.

Como obispo de Roma, no está obsesionado con tratar de demostrar que sus propias enseñanzas están en continuidad con los pronunciamientos magistrales anteriores, especialmente cuando esas enseñanzas anteriores han demostrado ser defectuosas (o falsas).

Francisco está más interesado en convertir a la Iglesia a la radicalidad del Evangelio, incluso si eso significa perder el poder, el prestigio, el privilegio y la influencia mundanos.

Él no está interesado en la preservación de nada que no sea esencial para ese Evangelio. Tampoco se le da por mantener ningún tipo de apariencia que la Iglesia (y los papas) nunca puedan errar.

Por esta y muchas otras razones, ha sido criticado por ser débil teológicamente.

El cardenal Gerhard Müller, antiguo prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe, ha sido uno de los críticos más entusiastas, a pesar de que utiliza la clásica cortesía del Vaticano para culpar a los asesores del Papa, en lugar de apuntar directamente a los asesores del Papa. papa mismo

Muchos teólogos profesionales parecen pensar que el Papa Francisco apenas tiene conocimientos de teología. Están muy equivocados.

Teología renovada y en contexto específico.

El Papa de 82 años dio recientemente una de las direcciones teológicas más importantes de su pontificado. Es una pena que se haya pasado por alto en gran parte, porque fue una presentación clara de cómo ve la teología y su papel en la Iglesia y en el mundo de hoy.

Dio la dirección el 21 de junio en una escuela de teología dirigida por jesuitas en la ciudad portuaria italiana de Nápoles. Fue tan extraordinario en la forma en que se presentó como en lo que dijo realmente el Papa.

Antes de hablar, Francis pasó la mayor parte de la mañana escuchando las presentaciones teológicas ofrecidas por otros oradores. Sólo después de eso ofreció sus propios pensamientos .

El título de su intervención fue ” Teología después de Veritatis gaudium (la constitución apostólica de 2018 sobre universidades y facultades eclesiásticas) en el contexto del Mediterráneo”.

Es importante tener en cuenta que Francis cree que la teología solo se puede hacer en un contexto real de carne y hueso. Nunca se puede ejercer como mera idea o ideal.

Y fue en el contexto del Mediterráneo, cuna de la civilización occidental, pero tal como está hoy , que el Papa trató de mostrar cómo deben proceder las investigaciones teológicas de la Iglesia.

“El Mediterráneo siempre ha sido un lugar de tránsito, de intercambios y, a veces, incluso de conflictos”, dijo Francis.

Señaló que es un área que enfrenta una serie de preguntas dramáticas, que él y los líderes musulmanes destacaron durante su histórico viaje en febrero pasado a los Emiratos Árabes Unidos.

“Se pueden expresar en algunas de las preguntas que nos hicimos en la reunión interreligiosa en Abu Dhabi : ¿cómo podemos cuidarnos unos a otros dentro de la única familia humana? ¿Cómo podemos fomentar una coexistencia tolerante y pacífica que se traduzca en auténtica fraternidad?

“¿Cómo podemos lograr que la acogida de la otra persona y de quienes son diferentes de nosotros porque pertenecen a una tradición religiosa y cultural diferente prevalece en nuestras comunidades? ¿Cómo pueden las religiones ser caminos de hermandad en lugar de muros de separación? ” el papa recordó

El diálogo como esencial para la teología.

“Estos y otros temas deben ser discutidos en varios niveles, y requieren un compromiso generoso de escuchar, estudiar y dialogar para promover procesos de liberación, paz, fraternidad y justicia.

“Debemos estar convencidos: se trata de iniciar procesos, no de definir u ocupar espacios. ¡Iniciar procesos!” Les contó a los que estaban reunidos en un patio al aire libre bajo el famoso sol napolitano.

Diálogo sobre las grandes preguntas para nuestra humanidad común, como hijos del Único Dios, por el bien de la coexistencia pacífica … Todo esto es parte integrante de la teología en la visión de Francisco.

“No perdemos nada al dialogar. Siempre ganamos algo. En un monólogo, todos perdemos, todos nosotros”, advirtió.

Dijo que el diálogo “no es una fórmula mágica”, pero es esencial, especialmente con musulmanes y judíos, para la renovación de la teología de manera interdisciplinaria.

“Los estudiantes de teología deben ser educados en diálogo con el judaísmo y el islamismo para comprender las raíces y diferencias comunes de nuestras identidades religiosas, y así contribuir de manera más efectiva a la construcción de una sociedad que valora la diversidad y fomenta el respeto, la fraternidad y la coexistencia pacífica”. dijo.

Ese diálogo debe estar marcado por la compasión y la misericordia, agregó el Papa.

“Es importante que los teólogos sean hombres y mujeres de compasión. Hago hincapié en esto: que son hombres y mujeres de compasión; tocados interiormente por la vida oprimida que muchos viven, por las formas de esclavitud presentes hoy, por las heridas sociales, la violencia Las guerras y las enormes injusticias sufridas por tanta gente pobre que vive en las orillas de este “mar común”, dijo.

Una teología sin tal compasión no estaría arraigada en la realidad sino en un aula, sostuvo el Papa. Dijo que sería “una teología de laboratorio, una teología pura, ‘destilada’ como el agua, que no comprende (sabe) nada”.

El diálogo como acogedor

“Yo diría que la teología, particularmente en este contexto, está llamada a ser una teología acogedora”, insistió Francis.

Dijo que debería “desarrollar un diálogo sincero con instituciones sociales y civiles, con universidades y centros de investigación, con líderes religiosos y con todas las mujeres y hombres de buena voluntad, para la construcción en paz de una sociedad inclusiva y fraterna, y también para la cuidado de la creación “.

El punto más importante para el Papa Francisco es que el núcleo esencial de la fe cristiana, el kerygma , sea el corazón de la teología y la evangelización (predicando la Buena Nueva).

“No apologética, no manuales … pero evangelizando. En el centro está evangelizando, que no es lo mismo que hacer proselitismo”, dijo.

“En diálogo con las culturas y las religiones, la Iglesia anuncia la Buena Nueva de Jesús y la práctica del amor evangélico que predicó como una síntesis de toda la enseñanza de la ley, el mensaje de los profetas y la voluntad del padre …

“Solo al escuchar esta Palabra y en la experiencia de amor que se comunica se puede discernir la relevancia del kerygma. El diálogo, entendido de esta manera, es una forma de bienvenida”, agregó el Papa.

Cuestionando la tradición y creciendo desde sus raíces.

Pero esto también significa que los teólogos deben “revisar y reconsiderar continuamente la tradición”.

“¡Reconsidere la tradición! Y siga haciendo preguntas”, enfatizó Francis. Dijo que la nuestra es una “tradición viva” que puede ayudar a dar sentido a los problemas contemporáneos.

“Sin embargo, siempre que se vuelva a leer con sincera voluntad de purificar la memoria, es decir, discernir lo que estaba de acuerdo con la intención original de Dios, revelado en el Espíritu de Jesucristo, y lo que fue infiel a esta intención misericordiosa y salvadora ,” el insistió.

El Papa Francisco dijo que el cristianismo occidental había “aprendido de muchos errores y momentos críticos del pasado”. Esto lo ayudará a “regresar a sus fuentes con la esperanza de poder dar testimonio de la Buena Nueva a los pueblos del este y el oeste, del norte y del sur”.

Al “mantener su mente y su corazón fijos en el ‘Dios misericordioso y misericordioso’ (cf. Jon 4: 2),” la teología debería alentar a “las personas del Mediterráneo a rechazar cualquier tentación de reconquistar o de identificar una identidad cerrada en sí mismo, “ambos de los cuales fueron el resultado del miedo, según el Papa.

“La teología no se puede hacer en un entorno de miedo”, dijo.

La teología renovada que quiere Francisco.

“Sueño con las facultades teológicas donde se viven las diferencias en la amistad, donde se practica una teología del diálogo y la acogida; donde se experimenta el modelo del poliedro del conocimiento teológico en lugar del de una esfera estática e incorpórea. Un proceso de inculturación desafiante pero convincente “, dijo el Papa Francisco, resumiendo su largo discurso.

Y aquí está su conclusión:

“La teología después de Veritatis gaudium es una teología kerygmática, una teología del discernimiento, de la misericordia y de la acogida, en diálogo con la sociedad, las culturas y las religiones para la construcción de la coexistencia pacífica de los individuos y los pueblos”.

Esto no es una rendición de la fe cristiana o una dilución de la creencia de la Iglesia en la verdad del mensaje del Evangelio. Más bien, es una afirmación audaz de ambos.

Y es la única forma responsable, y evangélica, de hacer teología en un mundo donde algunos usarían la religión para dividir en lugar de unirse, para destruir en lugar de construir, para infundir miedo en lugar de amor y esperanza.

Sígueme en Twitter @robinrome

http://www.international.la-croix.com

Anteriores Entradas antiguas

A %d blogueros les gusta esto: